Blogs

Archivo de la categoría ‘netflix’

Netflix acabaría con buena parte de la piratería del cine

Mircoles, 18 Mayo 2011

El asunto es clamoroso, tanto que el que no quiera verlo debe ser muy negado. Netflix acapara estos días el 30 por ciento del tráfico online en los Estados Unidos, según acaba de desvelar un estudio de Sandvine, proveedor de servicios de acceso a Internet. La oferta de películas y series también ha impulsado en Norteamérica el peso de las aplicaciones de entretenimiento online, que han pasado del 29,5 por ciento en 2009 al 49,5 por ciento en 2010. Entre otros detalles, Netflix ya genera más consumo que YouTube, y la tendencia va en aumento.

Los operadores de telecomunicaciones ya saben qué servicio saturará buena parte de sus redes y a quién pedir cuentas cuando tengan que invertir en mayor ancho de banda.

Para el que todavía ande perdido, Netflix es el ejemplo vivo de que los internautas estarían dispuestos a pagar por disfrutar de películas en Internet, siempre y cuando el precio sea razonable y sin menoscabo de la calidad. Apuesto que por una tarifa plana de cinco o siete euros al mes, millones de suscriptores se abonarían al servicio para disfrutar cómodamente de los estrenos, series y cine clásico de sus gustos.

Los distribuidores y productores deberían tomar nota en España. El día que comprendan que sus ingresos serán mayores si acceden a este tipo de plataformas ganaremos todos. El año que asuman que el formato físico del DVD es del siglo pasado, también lo celebraremos. También aplaudiremos cuando la industria audiovisual española entienda que la inmensa mayoría de las personas preferimos descargarnos los contenidos legales si existiera un canal cómodo y barato, y sin necesidad de perder tiempo, esfuerzo y molestias en las redes de intercambio de ficheros.

En los próximos meses aterrizará Netflix en los principales países de Latinoamérica y después, presumiblemente, saltará a Asia y Europa. Desgraciadamente, España no aparece en el horizonte por culpa de las mentalidades retrógradas de los responsables de los contenidos y los distribuidores de los mismos. Dicho lo dicho, si existe piratería y pierden dinero, se lo tienen merecido. Recursos a su alcance tienen para impedirlo.

Me apena no poder disfrutar de Netflix

Mircoles, 22 Diciembre 2010

netflix-iphone.jpg

Me apena no poder disfrutar de Netflix. Y digo que me apena por ser fino, porque el estómago me pide otro verbo más abrupto. Este asunto protagonizó esta mañana una improvisada tertulia entre un elenco de periodistas extraordinariamente informados, como Ignacio del Castillo (Expansión), Miguel Ángel Uriondo (Actualidad Económica) y Ana Gamazo (Agencia Efe). Con el permiso de mis compañeros, me atrevo a reproducir algunas de sus valiosas aportaciones que comparto con entusiasmo.

El amistoso debate giraba en torno a la Ley Sinde y sus derivadas. Al final, acabamos recomendando Netflix como alternativa de éxito para poner freno a las descargas incontroladas e ilegales en Internet. Para quien ande despistado, Netflix es es una de las mejores iniciativas que existen en Internet. Sin embargo, los internautas españoles no pueden disfrutar de estas prestaciones por motivos que se escapan al sentido común. La plataforma de vídeo streaming es un éxito en los Estados Unidos y Canadá, y muy pronto lo será en medio mundo. Su idea es tan sencilla como ofrecer a través de la Red películas y series de televisión, a cambio de una cuota de suscripción mensual de 8 dólares al mes (el primer mes gratuito). Todo es perfectamente legal. Al mismo tiempo, la empresa californiana creada hace tres años, también mantiene su servicio de envío de DVD por correo, actividad que apunta a la baja con la popularización de las conexiones de banda ancha en los hogares.

El modelo de negocio de la compañía es un éxito, y así lo celebran los proveedores de contenidos -con más 100.000 títulos- y los 10 millones de suscriptores. Los únicos que pueden quejarse de Netflix deben ser los negocios tradicionales de videoclubs, empezando por Blockbuster, actualmente en suspensión de pagos. Apple y Google miran con envidia los progresos de una compañía que muy pronto encontrará competidores de talla multinacional.

En la misma batalla se sumarán muy pronto los propios fabricantes de televisores, como Samsung y LG, entre otros, convencidos de que la smartTV será una panacea en su afán por diversificar las fuentes de ingresos. Desgraciadamente, el acierto de Netflix no tiene continuidad en España debido a la miopía de los distribuidores españoles de las grandes productoras. Alguien debería hacer algo al resto, quizá los que ahora lloran por las descargas ilegales.