Blogs

Archivo de la categoría ‘Telefónica’

Contra la saturación de las redes, más inversión

Lunes, 6 Septiembre 2010

atasco.jpg

‘El Economista’ publicó el pasado sábado un reportaje sobre el futuro de las tarifas planas en España y los efectos colaterales de una problemática que afecta al desarrollo de las redes de nueva generación, cuestiona los principios de neutralidad de la red, azuza la polémica sobre la congestión de las redes e inquieta a los operadores de telecomunicaciones, preocupados por ‘monetizar’ (dichosa palabrita o palabrota) el incremento del tráfico.  Dicho lo dicho, hago un corto y pego de lo publicado en este blog.

“Hay pocas cosas en el mundo que sean infinitas y la banda ancha no es una de ellas. Esta aparente obviedad ha soliviantado esta semana a buena parte del sector de las telecomunicaciones, reunido en el tradicional encuentro que organiza Aetic en los cursos de laUIMP de Santander. La polémica sobre las estrecheces de la banda ancha se animó con otros elementos colaterales, como el fin de las tarifas planas, la neutralidad en la Red o las asimetrías en los flujos globales de interconexión.

Los expertos consultados por ‘elEconomista’ destacan que el motor de la controversia gira en torno a la limitada capacidad de los operadores de telecomunicaciones para generar más dinero con los mismos recursos, una vez convencidos de la imposibilidad del sistema para convertir en pingües ingresos el incremento exponencial del tráfico online. “Ahí es donde les duele ahora a los proveedores de acceso a Internet”, reconoce un analista con varias décadas de oficio.

En el fuego cruzado entre operadores y opinión pública se asomó el propio secretario de Estado de Telecomunicaciones, Bernardo Lorenzo, quien desveló su particular receta para evitar los problemas de congestión de las redes: “Más inversión”. En el horizonte de la banda ancha del futuro destacan las redes deLTE, con espectro específico para la superbanda ancha móvil, así como el despliegue de fibra óptica.

Telefónica abrió el fuego del debate el pasado lunes al recuperar un discurso que ni mucho menos es nuevo. Ya lo hizo suyo hace casi un año la asociación Etno, patronal que agrupa a los 40 mayores operadores de 34 países europeos. Dicho grupo, en su asamblea celebrada en Sevilla en octubre de 2009, ya abogó por modificar el actual modelo de las tarifas planas en Internet para fomentar el pago por uso. En el mismo foro acompañaban a Telefónica gigantes como France Télécom, Deutsche Telecom, BritishTelecom, Telecom Italia o KPN. Todos ellos hicieron causa común ante la conveniencia de profundizar en la brecha abierta por algunas telecos estadounidenses, como Comcast, partidarias de aplicar el axioma “tanto gastas, tanto pagas”, indiscutible para el resto de las commodities, como electricidad, gas o agua. “Es inconcebible que la factura doméstica del agua sea la misma para un cliente que utiliza el recurso hídrico para asearse o cocinar que para el que llena a diario su piscina”, explicaron entonces.

Julio Linares, consejero delegado de Telefónica, midió muy bien sus palabras el pasado lunes, en la UIMP, para no utilizar conceptos como tarifa plana o pago por uso. Para ello utilizó el eufemismo “tarifa flexible segmentada”. En su opinión, el actual modelo de negocio de Internet no es sostenible debido a la “asimetría creciente que existe entre el tráfico online, el coste de la Red y los ingresos generados”. Frente a ese panorama, Linares abogó por elevar el valor del tráfico que transportan las redes. De no hacerlo, se corre el riesgo de provocar la “quiebra de un sistema en el que los costes del crecimiento del tráfico superaran los ingresos”.

Ganar clientes a toda velocidad

Hasta el momento, los proveedores de acceso a Internet han estado más preocupados por incrementar su clientela lo más rápido posible. Ahora, en un momento de maduración del negocio, toca “prestar atención a cómo dar valor a cada bit que circula por las redes”, reconoció Linares.

La propuesta del número dos de Telefónica cuestiona el futuro de las tarifas planas ilimitadas en Internet. Ésas últimas sólo se producen en ADSL y cable, donde las únicas restricciones existentes son de velocidad de descarga o de subida a la Red, pero no de tráfico.

Por su parte, en banda ancha móvil, todos los operadores fijaron desde el principio ciertas limitaciones a las tarifas planas (que en verdad deberían definirse semiplanas u onduladas) con incremento de las tarifas o de reducción de la velocidad. Es decir, se encarece cada mega o se retarda el tráfico de las descargas en cuanto el cliente alcanza ciertos límites de consumo. Eso último no afecta a la banda ancha fija en España, de ahí que la modificación de las “bandas anchas ilimitadas” apunten al corazón del actual modelo de tarificación del ADSL. En ese mercado, los usuarios pagan por los servicios de acceso al margen de los volúmenes de datos consumidos. El problema es que el 10 por ciento de los usuarios acapara el 80 por ciento de tráfico, pero paga lomismo que el 90 por ciento que realiza un uso moderado de los recursos. En buena lógica, ciertos operadores podrían animarse a elevar las tarifas a los que más consumen, pero difícilmente aplicaría rebajas proporcionales entre los clientes que menos tráfico consumen, ya que éstos representan la practica totalidad de la clientela de las telecos.

En esta guerra, provocada por la saturación de laRed y la falta de inversión en las infraestructuras, los operadores alternativos a Telefónica dejaron claro a elEconomista que no tienen intención de modificar sus tarifas planas de ADSL, “ni a corto ni medio plazo”, al no sufrir problemas de dimensionamiento o congestión de sus redes. Vodafone adoptó una opinión más cautelosa, dejando la puerta abierta a un posible cambio de opinión en el futuro, en el caso de que las circunstancias lo aconsejen. “Los recursos de la banda ancha no son infinitos”, opinó Francisco Román, presidente de Vodafone España.

Los proveedores de redes de telecomunicaciones también se pusieron de parte de los operadores, ya que sólo con el bienestar empresarial de éstos últimos se asegura la sostenibilidad del resto del ecosistema. La Asociación de Internautas considera una “perversión” el fin de la tarifa plana de la banda ancha fija, “ya que representa un retroceso de 10 años para un país que tiene el quinto ADSL más lento de Europa y el sexto más caro”, según explicó ayer Víctor Domingo. El mismo portavoz de los internautas cuestionó el motivo por el que los operadores facturan a la inmensa mayoría de sus clientes por el cien por cien del servicio cuando éstos sólo consumen el 20 por ciento del tráfico”.

Tuenti será de Telefónica, pero igual que siempre

Viernes, 30 Julio 2010

tuenti.jpgTelefónica lleva varios meses pendiente de hincar el diente a Tuenti, la red social más exitosa de España. Y la cosa está al caer, como hoy ha informado elEconomista. Estoy seguro de que la operación se anunciará en cuestión de días, posiblemente en la segunda mitad del tórrido agosto. Soy consciente de que son fechas poco dadas para presentaciones, aunque sospecho que el grupo de telecomunicaciones no tiene mucho interés en armar ruido con el asunto. Si se pudiera obviar que la compañía de Alierta es el dueño del prodigio hispanico de la web 2.0, mejor que mejor.

Tratándose de una compañía cotizada y de la dimensión del gigante, cualquier pequeño movimiento es motivo de controversia. Pero, además, se trata de una compañía especialmente cercana con millones de usuarios. Ese tipo de redes sociales han dejado de ser un divertimento de desocupados para convertirse en una industria de primera magnitud en el universo digital.

Una vez que ya he publicado todo lo que sabía sobre la compra de Tuenti, sólo me falta destacar un detalle que no encontró su hueco en la versión impresa ni digital. Cuando Tuenti sea de Telefónica, será igual de joven, fresca y directa que siempre. El coloso no tocará la rosa, la dejará con sus incuestionables virtudes y discutibles defectos. Los fundadores y gestores que han convertido Tuenti en un prodigio seguirán al mando de la nave, eso sí, ahora con más dinero en sus respectivas cuentas corrientes.

Un ‘España-Portugal’ calentaría la junta de PT

Lunes, 14 Junio 2010

cristianoronaldo2.jpgLo estoy viendo venir. Es bastante probable que la Selección Española se cruce en el camino con el combinado portugués en octavos de final del Mundial de Sudáfrica. Para eso bastaría con que los muchachos de Del Bosque queden primeros de su grupo y los de Queiroz se clasifiquen segundos, detrás de Brasil. También podría producirse la misma combinación si los compañeros de Cristiano Ronaldo lideran su grupo y los de Casillas se clasifican en segundo puesto.

La guasa de las anteriores cábalas es que el posible cruce ibérico se producirá el 29 de junio, justo en la víspera de la junta en la que los accionistas de Portugal Telecom (PT) decidirán la suerte de la oferta de Telefónica por Vivo, fijada para el 30 de junio. De esa forma, la rivalidad entre españoles y portugueses alcanzaría su cenit en dos jornadas en la que los intereses deportivos y empresariales disparará los sentimientos nacionalistas. Tiene gracia la cosa. No me extrañaría que el resultado del partido calentara la junta de accionistas.

Telefónica pagará lo que haga falta por Vivo

Domingo, 16 Mayo 2010

vivo.jpgLas diferencias en los negocios suelen arreglarse con dinero. Telefónica lo sabe. Portugal Telecom también. La oferta por Vivo, de 7.500 millones de euros por el 60 por ciento de Brasilcel, sociedad que controla el operador brasileño, es un importe considerable. Es una barbaridad, pensando que representa el 80 por ciento de la capitalización de Portugal Telecom. En cualquier caso, si el grupo que preside César Alierta tiene que poner más dinero sobre la mesa, lo hará en cuanto recuerde que la penetración de la banda ancha en Brasil apenas alcanza al 6 por ciento de una población de 191 millones de potenciales clientes. Telefónica puede poner la mano en el fuego en que, tarde o temprano, todos los brasileños tendrán acceso a la red de alta velocidad, por lo que sólo es cuestión de esperar… mientras se hace caja con el móvil, el fijo y la televisión de pago.

Creo que los accionistas de PT, especialmente los extranjeros, por ahora remisos a aceptar la oferta de Telefónica, podrían cambiar de opinión a golpe de una prima aún mayor. Si la cosa se pone imposible, no sería descabellado que Alierta atacara directamente al operador luso, donde Telefónica ya atesora el 10 por ciento del capital. Por si acaso, el pasado jueves, en el encuentro con los analistas, el responsable financiero de Telefónica dejó claro que la compra de PT no está en las previsiones de la multinacional española. No dijo los motivos, aunque son fáciles de adivinar. Entre otros problemas, el Gobierno portugués atesora una acción de oro en el antiguo monopolio de las telecos. Pero incluso sin dicha ‘golden share’, prohibida por la Comisión Europea, Telefónica pasaría un infierno en Portugal con todo el país en su contra, reguladores incluidos.

Mi primer día con el ’smartbook’ de Android

Mircoles, 28 Abril 2010

smartbook_telefonica_android.jpg 

Telefónica venderá en España, a mediados de mayo, el primer smartbook con sistema operativo de Android. Se trata de una categoría de producto especial, a mitad de camino entre el smartphone (móvil inteligente) y el netbook, aunque mucho más cerca del segundo. Entre otras cosas, porque con este nuevo artilugio no se puede hablar por teléfono. Sería realmente cómico llevárselo a la oreja.

El sistema operativo Android está pensado para los dispositivos móviles tradicionales y todavía no está afinado para los miniportátiles. Quien piense que el Compaq Airlife 100 (que así se llama la nueva joya de HP) es una alternativa eficaz frente cualquier netbook debería pensárselo dos veces.

Creo que hay que ser benevolentes con los pioneros, porque sólo este tipo de emprendedores se atreven a abrir caminos donde no existen. Y ese es el gran mérito del Airlife 100. También tiene otras muchas virtudes como la inmediatez de su puesta en funcionamiento, su generosa pantalla táctil, la duración de su batería (12 horas de trabajo), su silencioso rendimiento, su conectividad total e instantánea, no se calienta, es bonito, intuitivo y resultón a simple vista. Quien tenga un Android en el bolsillo descubrirá todos los rincones de este equipo en un santiamén, porque es lo mismo, pero en formato de móvil XXXL.

El Android en versión de miniportátil está bien, pero podía estar mucho mejor. De hecho, dispone de un extraordinario margen de mejora. Por lo pronto, carece de puertos USB y de conexiones HDMI, su procesador Snapdragon QSD8250 de Qualcomm resulta sobresaliente para un teléfono móvil, pero no para un seudo netbook. Así, con mucho esfuerzo y penar se pueden hacer dos tareas al mismo tiempo.  

El sistema operativo Android tiene que crecer mucho para ser competitivo con los gigantes establecidos en el mundo PC o Mac. La página de error aparece con cansina reiteración cada que se navega con el Airlife. Las descargas están limitadas a las de la tienda de aplicaciones del operador (MStore), cuyo desarrollo, oferta y diversidad deja mucho que desear en comparación con AppStore o Market, entre otras. Además, quien quiera ver un vídeo de Youtube puede irse a otro equipo. Lo mismo quien pretenda utilizar la conectividad WiFi para disfrutar de la VoIP. Esa aplicación parece prohibida por la sencilla razón de que Telefónica, HP y Google piensan más en sus propios intereses que en los de los usuarios.

El precio tiene su revés. Sólo se puede adquirir con Telefónica, que atesora la exclusividad mundial del producto, y cuesta 229 euros o 299 euros… pero sólo si se adquiere una tarifa plana de 39 o 49 euros al mes durante dos años. Como ocurre con el iPad, la gran mayoría de los usuarios preferirán utilizar las redes Wifi antes que las celulares, por lo que la exigencia de una tarifa de datos resulta pelín disuasoria. Un día con el Airlife es muy poco, prefiero disfrutarlo de más tiempo, pero algo me dice que muy pronto me lo quitarán de las manos para que lo pruebe otro testeador (quizá)más generoso en sus madrugadoras críticas.

Facebook funcionará en los móviles del Tercer Mundo

Viernes, 19 Febrero 2010

Facebook se ha empeñado en conquistar los países del Tercer Mundo y el primer paso consistirá en lanzar una versión especialmente sencilla, capaz de funcionar en cualquier teléfono móvil. Se trata de la versión Facebook Zero, cuyo anuncio desveló sin querer un portavoz de la red social líder del planeta en el reciente Mobile World Congress. La plataforma online prevé suprimir todas las fotos, vídeos y animaciones para que todos los mensajes se limiten a textos. El lanzamiento podría realizarse de forma inminente. En cuanto eso se produzca, Facebook se meterá en los bolsillos de cualquier móvil, y no sólo en los cien millones de ’smartphones’ en los que ya tiene presencia. Parece seguro que, tarde o temprano, llegará un día en el que todos los habitantes del mundo tendrán un móvil en el bolsillo. Cuando eso ocurra, la clientela potencial de Facebook será la misma que la población mundial.

facebook_logo.jpg Sin salir de la misma Red, la revista Business Week desvela el interés del empresario ruso Yuri Milner, actual socio de Facebook y Zynga, por invertir mil millones de dólares (740 millones de euros) en el negocio de las redes sociales. El también presidente de la firma Digital Sky Technologies reconoce que su firma “hace un seguimiento de cerca de 50 empresas de ámbito internacional que pueden ser potenciales oportunidades de inversión”. Las mismas fuentes adelantan que el primer desembolso inversor podría realizarse a mediados de este año. Milner ya está curtido en esos asuntos, puesto que invirtió 200 millones de dólares en Facebook y otros 180 millones de dólares en Zynga.

Telefónica y Telecom Italia no tienen prisa para casarse

Mircoles, 20 Enero 2010

Que nadie venga con prisas porque puede equivocarse. Telecom Italia será española un año de estos, ya que no existen realmente plazos para acabar con el actual noviazgo. Las operaciones de estas dimensiones requieren su reposo. Se cincelan con miles de horas-hombre de consultoría, con cientos de noches de desvelos y con infinidad de intereses difíciles de consensuar. “Los frutos caen cuando están maduros”, dicen los que saben. Además, los asuntos de Estado dan y quitan votos, y el futuro de Telecom Italia toca la fibra sensible del gobierno y del pueblo italiano. Y eso son palabras mayores.anillos_bodas1.jpg

El operador transalpino es mucho más que una simple empresa de telecomunicaciones en su mercado doméstico. Se trata de la compañía bandera cuyo apego histórico no se valora con euros. Los ciudadanos italianos pueden contratar los servicios de telefonía móvil de cualquier empresa británica (Vodafone), hongkonesa (3) o egipcia (Wind), pero siempre teniendo a la local TIMen el abanico de elección. En Italia muy pocos apuestan por cambio de la actual situación a corto plazo. De hecho, si la adquisición de Telecom Italia por parte del Grupo Telefónica fuera una cuestión exclusivamente política, el operador español puede armarse de paciencia durante décadas. Silvio Berlusconi, jefe del gobierno italiano, daría un gran disgusto a sus paisanos si no salvaguarda la italianidad de la compañía líder de su país. En un país en permanente estado electoral, este tipo de detalles siempre se tienen en cuenta.

Pero si la conquista de la italiana fuera una trama estrictamente empresarial, la operación estaría al caer. Sería el momento de que Telefónica hiciera sus números, de pagar un poco por encima del precio del mercado y de que los ingenieros financieros emprendieran nuevas piruetas contables para que la deuda del grupo no se desboque.

Si alguien en Europa tiene músculo inversor para tirar de talonario y emprender este tipo de aventuras, esa compañía es la que preside César Alierta. Sus ratios de ebitda sobre deuda, su generación de caja y su confortable estructura crediticia son circunstancias que causan envidia en el sector. Además, es conocido que los socios de Telefónica en Telco están deseando obtener plusvalías por una inversión que realizaron con calzador. Las entidades bancarias Mediobanca e Intesa Sanpaolo y la aseguradora Generali miran con celos a Sintonia, empresa de la familia Benetton que a finales del año pasado redujo su participación al 2 por ciento de Telco, consorcio a su vez que atesora el 24,5 por ciento de Telecom Italia.

Pero como las cosas no son blancas ni negras, los observadores de este negocio pueden estar seguros de que el futuro de Telecom Italia seguirá como está, y permanecerá así durante largos meses. La prensa italiana marcó el pasado lunes un plazo de tres meses para que ambas compañías formalicen el matrimonio o la ruptura de la relación. Se trata de un noviazgo especialmente incómodo en casa y muy mal considerado en Latinoamérica, donde Argentina amenaza con intervenir la filial Sofora. Las autoridades competencia brasileñas tampoco aceptarán que Vivo y Telecom Brasil pertenezcan al mismo holding. Los consultores estratégicos llevan años pregonando que el sector de las telecomunicaciones está abocado a la integración. Argumentan que esa tendencia no hay quién la pare y que sólo habrá un par de grandes operadores en cada región del mundo. Ese escenario de futuro obliga a las telecos que no estén en la primera fila a buscarse un hueco en un mercado regido por las sinergias y las economías de escala. Deutsche Telekom y Orange han formalizado su fusión en el Reino Unido, con la intención de ir más lejos si la convivencia resulta satisfactoria. En cuanto alemanes y franceses unan sus operaciones globales, a muchos otros operadores les entrará la prisa. Quizá entonces sea el momento de convertir en boda el feliz noviazgo con Telecom Italia.

¿Para qué quiere Telefónica Jajah?

Mircoles, 23 Diciembre 2009


La pregunta se puede elevar a la planta noble de la sede de la compañía en el Distrito C y seguro que existe una respuesta inmediata: la que han difundido a través de un comunicado. En concreto, la compañía argumenta que la nueva plataforma “enriquece significativamente la capacidad de la multinacional española de ofrecer servicios de comunicación de última generación para los clientes online, cuándo, dónde y cómo quiera”. La compra se ha confirmado hace unas horas, por un importe de 145 millones de euros, por encima de las pretensiones iniciales del grupo que preside César Alierta. Como estaba previsto, la adquisición se hizo pública antes de Navidad y forma parte de la estrategia de compras selectivas del operador español.Ahora bien, los malpensados pueden sospechar que la adquisición de Telefónica pretende eliminar un enemigo incómodo para el negocio tradicional de las telecomunicaciones, puesto que ofrece rebajas del 90 por ciento respecto a las tarifas convencionales en las llamadas de larga distancia. Ese dato hace fruncir el ceño a muchos operadores que observan como terceros hacen negocio a costa de sus costosas infraestructuras. En el mismo saco que Jajah se encuentra Skype o Messenger de Microsoft, que permite comunicaciones de larga distancia de ordenador a ordenador que no pasan por la caja de los operadores de telecomunicaciones de toda la vida.

Hace mucho tiempo que las telecos tradicionales disolvieron la amenaza de la telefonía sobre Internet, ya sea ofreciendo tarifas planas de voz junto con el acceso a Internet, o integrando esa tecnología en sus ofertas para los clientes corporativos. Hace mucho tiempo que toda la telefonía, fija y móvil, transita por Internet, por lo que el prodigio se ha convertido en un aliado natural.

Habrá que estar atento a Jajah, por si en el plazo de unos meses su actual servicio minorista resulta fagocitado por otros intereses. Si eso ocurre, descubriremos que Telefónica compró Jajah para borrar del mapa a un potencial enemigo del sector. Pero insisto, si así ocurriera, seguro que aparecerán iniciativas similares a Jajah para que los internautas puedan ahorrarse importantes sumas de dinero por comunicarse por teléfono (fijo o móvil) a miles de kilómetros de distancia.

Como es fácil de adivinar, el vídeo adjunto viene a explicar el actual funcionamiento de Jajah. Ya veremos que pasa en el futuro.

Telefónica evoca las grandes frases del año

Jueves, 17 Diciembre 2009

Telefónica emocionará a muchos españoles estas navidades. A partir del próximo 22 de diciembre, el grupo de telecomunicaciones ofrecerá una campaña para televisión que toca la fibra sensible. “Las grandes frases de este año no han salido en las portadas de los periódico”, arranca el comercial en el que se citan algunas palabras que suenan a bendición: “Para eso están los amigos; me tienes para lo que quieras; tú contrátale que yo respondo por él; Hija, cuánto dices que necesitas; hoy por tú y mañana por mí, para eso están los amigos”, forman parte del audio de un spot en el que el teléfono (fijo o móvil) es el actor secundario. Los protagonistas de la comunicación siempre son las personas.

Todo lo anterior forma parte del envoltorio publicitario de la campaña de ayuda a los desempleados que Telefónica puso en marcha el pasado marzo y que ahora ha decidido prolongar durante todo 2010. A grandes rasgos, los clientes del operador que se encuentren en situación de desempleo sólo tienen que cumplir determinados requisitos, como llevar más de seis meses de antigüedad en la compañía, para disfrutar de una rebaja en sus líneas fijas y móviles del 20 por ciento, hasta un máximo de 20 euros por cada conexión. Según Telefónica, más de 115.000 personas ya saben lo que la iniciativa significa para sus economías familiares.

Los internautas ponen nota a los operadores

Lunes, 21 Septiembre 2009

euskaltel-73.jpg

Lo leo en Europa Press y poco después me llega al correo con el sello de Telefónica. Se trata de los resultados de un estudio realizado por la Asociación de Internautas (AI) donde salen muy favorecidos Telefónica y Euskaltel. Ambos operadores ofrecen mejor relación  calidad-precio,   según  el referido informe de la asociación que preside el gran Víctor Domingo. Euskatel obtiene un notable, un 7,67 sobre 10 posibles, mientras que el incumbente alcanza el 8,05.

Los operadores con peores notas son los de siempre. Orange (5,30)  y Tele2 (5,39), aunque entre ambos aparece Jazztel, con el 5,46 . En la zona media están Ya, Ono, R y Telecable, que alcanzan puntuaciones entre los 6 y algo más de 7 puntos. Según explica la nota que ha caído en mi bandeja de entrada, “los  datos  revelan  que  la  diferencia entre los distintos operadores de  cable  es  de un 10 por ciento, mientras que en el ADSL puede ser de hasta  un 50 por ciento. Entre los operadores de cable las diferencias exclusivas  “de  calidad”  se  elevan  al  17 por ciento y entre los de ADSL al 81 por  ciento,  según  AI.  La  diferencia  entre  Telefónica  y  Ono  –las  más distanciadas– es del 23 por ciento”. Dicho lo dicho, felicidades a los que han sacado buenas notas y mucho ánimo a los suspendidos, para que enderecen el curso lo antes posible.