Blogs

Archivo de Abril, 2010

e-boutiques: GRUPO YOOX

Viernes, 30 Abril 2010

yook-marchetti.jpg

Siguiendo con el comercio on-line, que es lo que nos ocupa esta semana, nos hemos decantado a unos de los grupos de ventas por Internet más interesantes, pujantes y activos del momento: Grupo YOOX. Y hemos aprovechado para hacerles algunas preguntas a su principal responsable, Federico Marchetti. 

¿Cuáles son las principales estrategias comerciales que definen y diferencian a yoox.com y en especial a thecorner.com, frente a posibles competidores? YOOX.COM es la boutique virtual de moda & diseño multimarca creada en el 2000 que ofrece una exclusiva selección de colecciones de prestigiosos diseñadores, una cuidada selección de ropa y accesorios de fin de temporada a precios asequibles; ofrece desde colecciones vintage a colecciones cápsula de diseñadores vanguardia y una selección única de libros y diseño, estilos innovadores que son difíciles de encontrar en tiendas tradicionales. THECORNER.COM, lanzado en el 2008, es un espacio virtual que muestra una selección de marcas vanguardia y artesanales para hombre y mujer. En THECORNER.COM, cada marca tiene su propio “mini-store” donde el valor de su imagen y su propio ADN se muestran a través de sus nuevas colecciones y de exclusivos contenidos editoriales y de video. En lo que se refiere a los concept store, ambas son nuevas formas de retail y destinos únicos de shopping: YOOX.COM es una boutique virtual que inspira a nuestros clientes con una experiencia mix & match; THECORNER.COM es un tipo de department store compuesto de “mini-stores”, mini tiendas virtuales creadas para cada diseñador. Ambas ofrecen una calidad de servicio excepcional gestionada por YOOX Group: seguridad en la forma de pago, total garantía de privacidad, entregas rapidísimas con UPS, devolución gratuita y rembolso donde se solicite, eficiente servicio de atención al cliente. Servicio, Servicio y Servicio: ¡queremos mostrar al mundo que el sur de Europa puede hacerlo mejor que americanos, alemanes y japoneses!

¿Crees que ya existe un público maduro dispuesto a apostar por el comercio electrónico? Hoy en día el web es usado por todos, forma parte de la vida de las personas, ofrece muchísimos servicios y es mucho más divertido utilizarlo porque gracias a la llegada de la banda larga se pueden crear proyectos siempre más interactivos. En general, el e-commerce en moda es un fenómeno en gran expansión, las personas se han habituado poco a poco a hacer compras online, encontrando servicios web cada vez más a la vanguardia y una amplia oferta de producto.

¿Los clientes virtuales son consumidores fieles, es decir, una vez que compran en yoox.com lo hacen regularmente? ¿Cómo se fomenta esto desde yoox.com? Nuestros clientes son muy fieles, compran y repiten: desde el principio YOOX.COM ha optado por invertirlo todo en atención al cliente; un servicio impecable, destacado de seguridad en los pagos, garantía total de privacidad, entrega en tiempos rapidísimos a través de una partnership con UPS y packaging regalo. Además de nuestra importantísima política de devolución gratuita y rembolso que permite al cliente probarse el producto en la comodidad de su propio hogar, quizás mezclándolo con otras prendas de su armario, en vez de hacerlo en el probador de una tienda; y si el cliente no está satisfecho no debe hacer nada más que contactar con UPS que le recogerá la prenda y recibirá su rembolso. Además escuchamos mucho a nuestros clientes: se recogen todos los feedback, los comentarios, y las indicaciones enviadas a través del centro de atención al cliente y gracias al análisis de los datos de la página sabemos que prefieren, que compran más, pero sobre todo que desean. Con frecuencia en base a sus indicaciones y sus consejos tratamos de mejorar y aportamos constantes modificaciones a nuestro servicio y a nuestra oferta. 

¿Qué mercado ha sido el más receptivo a la compra de moda por Internet? Además de Italia, que es nuestro principal mercado, el resto de Europa, pero también Estados Unidos que está creciendo muy bien.

¿Cómo se comporta el mercado español? En cuanto a España, es un mercado que nos da muchas satisfacciones y siempre hemos creído en su potencial. Decidimos acercarnos más a los clientes españoles, no solo abriendo la oficina local de Madrid en el 2008, sino también incorporando marcas locales y desarrollando proyectos especiales con diseñadores españoles, como por ejemplo la colección cápsula diseñada por davidelfin en exclusiva para YOOX.COM. La respuesta de los clientes ha sido siempre muy positiva.

e-boutiques: PASIONLUJO.COM

Martes, 27 Abril 2010

pasionlujocabecer.jpg

Esta semana me voy a centrar en el e-comercio. Hoy todo, o casi todo, está disponible a un golpe de ratón. Click, y ya es mío. Atrás quedaron los tiempos en que todos desconfiábamos de comprar a través de Internet, y cada vez están surgiendo e-boutiques más interesantes y especializadas, como las que nos ocupa: PASIONLUJO.COM, una página web de artículos de lujo para hombres que buscan diferenciarse del resto. Los fundadores de esta e-boutique son Jean Philippe y Beatrice, un matrimonio francés afincado en España desde hace casi diez años, que emprendieron esta aventura en 2008.  

Pasionlujo.com tiene un target consumidor muy definido. ¿Por qué este target tan concreto y no otro? ¿Cómo es el cliente medio que recurre a esta e-boutique? Decidimos crear una web  100% española porque una de nuestras ideas era ofrecer productos exclusivos, no únicamente a gente en las grandes ciudades, sino también en todas las partes de España. Por otro lado, nuestra diana son personas que tienen poco tiempo para elegir productos, así que la web era la solución perfecta. Nuestra voluntad es mantener una proximidad con nuestros clientes, así que intercambiamos frecuentemente a través de mails o llamadas con ellos para aconsejarles en el momento de elegir productos.

¿Cómo nace la idea de crear esta e-boutique? Instalados desde más de 10 años en España, nos hemos dado cuenta a través nuestra propia experiencia y la de nuestros amigos que la oferta para hombres era muy ‘reducida’ aunque está evolucionando con los años. Hicimos un estudio de mercado durante varios meses que nos confirmó esta percepción.

¿Cómo ha sido la respuesta del público? Después de un año y medio, la respuesta del mercado es muy positiva. Pasionlujo.com es visitado de todas las partes de España (cerca de 200 ciudades distintas). La sorpresa viene del perfil de nuestros compradores que son el 60% mujeres. Nuestros ‘visitantes’ visitan una media de 12 páginas.

¿Cree que el consumidor ha perdido el miedo al comercio electrónico? Con relación al tema de los pagos, pensamos que la situación en España está evolucionando, en nuestro sector, de manera positiva. El sector bancario español ha reforzado los controles para los pagos con tarjetas. Además somos socios de la asociación ‘confianza on-line’, quien está definiendo un marco muy transparente de las relaciones comerciales entre clientes y empresas como la nuestra.

¿Cuál es vuestro criterio de selección de productos? Viajamos bastante y además tenemos corresponsales en varios países que nos ayudan a identificar nuevos productos no presentes en el mercado Español. Nuestra  filosofía: Un hombre, una historia, un producto. En pasionlujo.com es tan importante el producto como su proceso de fabricación y su historia. Sólo ofrecemos artículos artesanales, o que han pasado por un cuidado proceso de elaboración. Ésa es nuestra seña de identidad: la exclusividad de un producto diferente que no puede encontrarse en cualquier sitio.

Roberto Diz con la mirada puesta en Milán

Viernes, 23 Abril 2010

roberto-diz.jpg

La semana pasada estuve en el estudio de Roberto Diz, dos veces, el martes y el viernes, y no es que me esté haciendo nada a medida, simplemente coincidieron dos compromisos profesionales. Hablamos de miles de cosas, como siempre, pero sobre todo de lo que hay que hablar: de moda. En la primera visita me lo adelantó: “presento en Milán”, me dijo. Estaba terminando de atar cabos y por el momento no tenía una confirmación al 100%. En la segunda visita, tres días después, ya me lo aseguraba. “Cuando me mandaron la documentación me preguntaba qué era aquella cifra, ¿la numeración de un código de barras?, ¿el número de la seguridad social?” No, era lo que tiene que pagar por desfilar justo después de Dolce & Gabbana. Un esfuerzo económico que tiene que afrontar a base de puntadas.

Yo si admiro a Roberto es por ese cariz de outsider y maldito. Bueno, ¿maldito de qué? ¡Ya quisieran muchos de los diseñadores de España que están todo el día haciendo reportajes en Vogue tener la clientela que Roberto tiene. Pero no clientela de alfombra roja (de las que ‘toman prestado’ los vestidos), sino clientela con cash, de las que pagan. Maldito por ir a contracorriente y apostar por la viabilidad económica de su empresa. Y es digno de admirar el esfuerzo que va a hacer a título privado en este momento, ahora que resulta tan fácil desfilar fuera cuando las distintas administraciones reúnen el dinero para mandarte a, digamos, Nueva York (y no hablo de Toni Francesc, que ese es de los que hacen números). Me refiero más bien a esos divos de la modernidad que no sé si a nivel comercial les estará sirviendo de algo presentar en Nueva York. Ya sé que hay que hacer un rodaje previo a nivel de imagen antes de que los pedidos lleguen, por eso no voy a pedir que alguien me diga dónde está vendiendo Davidelfin en la Gran Manzana (jo, ya le puse nombre, mira que soy bocazas).

Lo que no comprendo es por qué ese empeño en subvencionar a la moda, a las asociaciones de diseñadores, a las pasarelas… ¿No sería mejor apoyar a los eslabones más débiles de la industria de la moda? ¿Apoyar a esos talleres que no pueden competir con china mejor que a los diseñadores que le ponen precios avuittonados a prendas avencadas? En fin, poco entiendo de industria y cultura de un país en que la Ministra de Cultura se pronuncia como fan de Belén Esteban (¿¿Qué no lo habéis visto?? Si no me podía creer que el portero le estuviera pidiendo que eligiera entre La Esteban, La Campanario y La Trapote, menos me pude creer que la señora ministra se decantara por Belén).

Pero ahí está Roberto Diz, como un ejemplo a seguir. Diseñador, has de contar con tu talento y tus recursos para toda empresa que quieras abarcar, no puedes plantearte tu futuro en función de las subvenciones. Ya estoy harto de los diseñadores-imagen que venden menos ropa que una boutique ubicada en una colonia nudista.

Menos mal que ya es viernes, sino me da un síncope con este tema.

¿Cuca Solana se va de Cibeles?

Mircoles, 21 Abril 2010

cuca-lucia.jpg

Un rumor es siempre un rumor hasta que se demuestre lo contrario. Un rumor puede ser una declaración de intenciones, un globo sonda, una fórmula de presión, o simplemente una idiotez que a algún desquiciado se le ocurre en un momento dado y que un crédulo como yo le termina dando pábulo. El rumor que voy a contar a continuación me ha sido desmentido, pero a uno siempre le queda esa espinita de que pueda ser verdad, de que no lo cuente y se termine materializando. Esos trenes no se pueden perder.

Hoy hablo con un colega y me dice: “¿qué te parece lo de Cuca?”. Me quedo perplejo, no sé de quién me habla. Uno se mueve en unos ambientes en que las cucas abundan y exijo que le ponga apellidos. Resulta que es Cuca Solana. Y el rumor que me suelta pidiéndome que no lo revele bajo pena de excomunión es que…

Inciso legal: mi abogado me ha dicho que no hace falta que utilice el “presuntamente” al estilo prensa del corazón siempre que deje bien claro que es un rumor y que no hace daño a nadie.

EL RUMOR (a bocajarro): Cuca Solana abandona la dirección de Pasarela Cibeles y ya hay sustituta, Lucia Cordeiro, la Directora Ejecutiva de ACME (la Asociación Creadores de Moda de España).

Mira por donde, no me rechinan los oídos, porque Lucia en una mujer muy válida y que ha realizado en la ACME una labor muy encomiable. No es uno de esos nombres descabellados que se han dado otras veces cuando el rumor del retiro de Cuca ha cobrado fuerza. Porque eso de que Cuca se va es una constante. Si hacemos casos a los rumores Cuca lleva dejando Cibeles desde antes de fundarla. Cada equis tiempo, cuando nos aburrimos, rescatamos el rumor y empezamos da nombres de posibles sucesores. Pero el de Lucía… ¿Qué quieren que les diga?, me impelía ponerme a investigar.

Primero llamé a un colega en la más alta esfera editorial, y me lo afirma a pie juntillas. “Jo, esto cobra visos de realidad” me digo. Llamo a otro colega que me dice que él sabía que Cuca quería irse, pero no sabía lo de Lucía, es decir, que la decisión de sucesión estuviera tomada ya. Me dice que siempre ha habido sobre la mesa un triunvirato de nombre femeninos, nada de personajes públicos, y que ella estaba entre ellos.

Buceo por Internet buscando un mínimo atisbo de apoyo. Pónganse en mi lugar, no quiero ser el loco que se tire a la piscina sin agua. En Internet niente, ni rumores ni insinuaciones veladas. Tengo miedo. Sigamos los pasos de rigor: llamaré a los protagonistas para contrastar.

Telefoneo a Cibeles y las chicas de prensa me dicen que allí no se sabe nada, que de hecho Cuca está trabajando en la próxima edición de Cibeles tan normal, que apuestan a que sea un rumor más. Yo pienso: si la decisión está tomada efectivamente es posible que no haya salido de la esfera directiva más estricta, así que puede que en prensa aún no sepan nada. A lo mejor se está esperando el momento oportuno para anunciarlo con un golpe de efecto… no sé.

Llamo a Lucia Cordeiro y me niega por activa y por pasiva que esto sea así. “Ciertamente sería un honor, obviamente, pero no algo que esté en perspectiva en el corto-medio plazo”. Afirma que sustituir a Cuca será algo realmente difícil y que ella no se lo plantea en modo alguno porque su labor en ACME es prioritaria en este momento. Pero también apunta que no sería descabellado ese movimiento porque, por ejemplo, quien se encarga ahora mismo de la organización de la Fashion Week de Nueva York es alguien que ha salido de la CFDA (Council of Fashion Designers of America), que sería la contrapartida de la ACME salvando las distancias que presentan las distintas realidades de la moda española y norteamericana.

En definitiva. ¿Este es un post que vende humo? Ustedes, apreciados lectores, saben ahora exactamente lo mismo que sé yo. Ya el tiempo dirá…

Penélope Cruz dirige Vogue París

Lunes, 19 Abril 2010

pe-pa-vogue.jpg

¿No os encantan los números especiales de las revistas “editados” por celebrities? El número de Mayo de Vogue París seguro que desaparece de los kioscos en un pispas porque tiene como editora invitada a la mismísima Pe (léase Penélope Cruz). Pues sí, el equipo de la inefable Carine Roitfeld se ha puesto a las órdenes de la actriz española para crear un número de Vogue París a su medida, con un tema solidario de fondo, la lucha contra el sida. Y es que Penélope ya está consagrada como una de las grandes divas de nuestro tiempo con Oscar y nominaciones a tutiplén, con portadas de las mejores revistas de moda y como embajadora de grandes causas.

El número de mayo de Vogue siempre se hace alrededor del Festival de Cannes, así que Cruz ha reunido a un buen ramillete de personajes (Bono, Meryl Streep, Kate Winslet, Julianne Moore, Naomi Watts, Gwyneth Paltrow, Pedro Almodóvar…) para dar contenido a este número de 210 páginas. Almodóvar entrevista a Jeanne Moreau y le ponen de título a la pieza “Talk to Her” en un alarde de originalidad periodística (yo le hubiera puesto lo mismo y hubiera pensado que soy la mar de ingenioso, pero como no he sido yo…). Pero la gran revelación viene de la mano de la mismísima Pe que se pone al otro lado de la cámara como fotógrafa (¿tenemos a una nueva Mario Testino en ciernes?) y publica fotos de una embarazada Salma Hayek, o instantáneas de Javier Bardem charlando con Sean Penn en un bar de California. Y muchas otras cosas como un collage de Galliano sobre la actriz y Almodóvar…

Los números editados por celebridades son todo un clásico del Vogue París que en 1969 lanzó su primer especial navideño que incluía esta fórmula. El primer personaje invitado fue Françoise Sagan (nivelazo intelectual), a la que seguirían Dali (1971), Fellini (1972), Hitchcock (1974), Polanski (1976), Orson Welles (1982), Baryshnikov (1986), el Dalaï-Lama (1992) o Nelson Mandela (1993), por nombrar algunos. Claro está que la fórmula ha degenerado en los últimos tiempos perdiendo el cariz intelectual Kate Moss (2004), Estefanía de Mónaco (2008) m o Laetitia Casta (2009), por ejemplo. La estética pudo a la ética (eso era por rimar, lo que quería decir es que la estética pudo al intelecto).

Pero para intelecto el de Pedro Almodóvar que vio en Pe un filón muy rentable… o más bien una rentable relación simbiótica. Él lanzó la carrera de Pe en Estados Unidos cuando esta estaba sumergida en una espiral de películas de tercera, la posicionó como una gran intérprete además de la cara bonita que ya era. Y ahora ella es su mejor campaña de marketing. En un mundo lleno de ingratos, ver que la gente es agradecida y responde a las expectativas me crea un sentimiento de esperanza.

Wes Gordon tiene un gran futuro por delante

Viernes, 16 Abril 2010

wes-gordon-coleccion-2.jpg

Me apasiona lo moderno, pero también me gusta lo clásico. Y no es una cuestión de querencias por turnos, sino una actitud integral. En eso soy muy “americano” me gusta la modernidad ponible. Ese concepto, ‘modernidad ponible’ depende tanto del creador como del cliente, es decir, ¿recuerdan aquel vestido-cisne de Chalayan que Björk llevó a los Oscars? Ella lo hizo ‘ponible’, pero es que la prenda tenía ese potencial implícito. No, definitivamente no me estoy explicando. Quiero decir que lo moderno y lo clásico no está reñido. Es como cuando Picasso pintó su personal visión de las Meninas de Velázquez. O como cuando, ya hablando de moda, Ghesquière reinterpreta a Balenciaga.

Se está fraguando una nueva generación de jóvenes creadores que navegan en esas aguas de moda contemporánea que puede ser vestida por las clientas de siempre. Buenos ejemplos al respecto: Alexis Mabille o las hermanas Mulleavy (Rodarte). Nueva York suele ser un imán para este tipo de creadores que son atraídos por el gran ‘vórtice’ de la industria, es decir, de los grandes department stores como Saks o Bergdorf Goodman que son realmente agentes rectores que dan identidad a la moda ‘americana’ buscando ese equilibrio entre el valor añadido del diseño que hará especial todo lo que expongan y la comercialidad que hará que las clientas terminen comprándolo todo.

Un recién llegado que reúne los requisitos para ser el próximo diseñador estrella en tres o cuatro años es Wes Gordon, que sólo tiene una colección en el mercado (ya ven si es novedad). Este chico salido de Atlanta dejó un brillante futuro en la universidad por perseguir su sueño: ser diseñador. Se fue a Londres, estudió en la Central Saint Martins e hizo prácticas con Oscar de la Renta y Tom Ford, dos buenos modelos a seguir.

En febrero lanzó su primera colección, que navega entre la costura clásica y las formas modernas. Sus modelitos los puede llevar desde una joven Chloë Sevigny a una ya-no-debutante Marie-Josée Kravis. Así que el futuro en la Gran Manzana para este chico es prometedor, una vez más hago de oráculo [y no acepto chistecitos con la palabra, graciosillos]. Tampoco es que yo sea un gran adivino, más bien soy admirador de lo obvio, y cuando veo que Vogue (USA) y Harper’s Bazaar (USA) se interesan por un debutante… bueno, más vale no ser lerdo y unirte a ellos en ese interés, porque es apostar a un caballo ganador.

wes-gordon-coleccion-1.jpg

Tendencia: cándida campesina

Mircoles, 14 Abril 2010

look-campesina-2.jpg

La primavera nos invita a salir al campo, pero no de cualquier manera, hay que proveerse de un look adecuado: el look campesino, que para eso es tendencia. No se puede ser fashion-divina de la muerte y después no buscarte una imagen en consonancia a tu escapada de fin de semana. Que te vas a la playa, pues te preparas en plan Alexis Carrington junto a la piscina con un bonito vestido cruzado de Diana von Furstenberg con hombreras y debajo un fabuloso bañador de La Perla. Que te vas a París, pues un look chic-parisién con vestido de gasa de Sonia Rykiel con boina y lápiz de labios rojo pasión. Que te vas al campo… Heidi es el modelo a seguir. Pero échale imaginación a la cosa, no es que reproduzcas el look de Heidi tal cual, sino que te inspire en las campesinas bávaras y las de la campiña francesa. Para ser visual, el look que has de buscar es Heidi ha crecido, está en la rue Foubourg-Saint-Honoré, y en el bolso lleva la tarjeta de crédito sin límite de la libanesa Mouna Ayoub.

No en vano Mouna es muy seguidora de Chanel (se dice que una de las habitaciones de su casa está consagrado a los vestidos y los complementos de Chanel que lleva comprados), y Lagerfeld es el principal valedor de esta tendencia ‘campesina’, para la que no ha dudado en rescatar el macramé y la rafia.

La rafia siempre es un valor seguro en estos casos, y más aplicado a los complementos. Se están haciendo unas sandalias de tacón de rafia adorables, es decir, se está rompiendo con los códigos no escritos que establecen que la rafia son para zapatos de cuña… no, el tacón y la rafia casan perfectamente. Pero el complemento más chic del momento es el bolso de mano de Chanel que reproduzco, tan rústico y campestre.

A los que no le convenza la rafia pueden optar por los cuadros vichy, pero siempre con el tono justo de ‘tímida chica de pueblo francés que no es consciente de su sexapil’. Un vestido con el que se consigue sin duda es con el modelito de Christopher Kane de arriba, ideal para pechos exuberantes.

No quiero ver más mochilas de combate, ni pantalones cortos todo terreno. No permito los vaqueros, ni las actitudes ‘soy una chica de ciudad que odia el campo y sólo he venido porque mi novio es un peñazo ecologista’. Métete en el papel: sujeta tu pelo con un pañuelo anudado, desplázate en Vespa, cómprate una cesta de picnic y olvida las bolsas de plástico, y tiéndete soñadora a contemplar el cielo azul con una brizna de hierba fresca entre tus labios mientras tu amor te susurra al oído “je t’aime, cherie”… pero con cuidado de no clavarte los cristales de las botellas que los domingueros han dejado rota ni mancharte el vestido con las colillas abandonadas, que uno puede ser romántico, pero la realidad es peligrosa.

look-campesina-1.jpg

Hasta las narices de las musas anglosajonas

Lunes, 12 Abril 2010

labellaotero1.jpg

Hay una cosa que me revienta de la moda española: la falta de referencias culturales o estéticas patrias de la que hacen gala. Es más fácil encontrar un homenaje a David Hockney que a Zurbarán, es más fácil que en una nota de prensa se nombre la influencia de Dior que de Manuel Piña, y si nos remitimos a las musas que inspiran las colecciones… De Peggy Guggenheim a Diana Vreeland, de Greta Garbo a Virginia Wolf, etc… ¿Y las españolas? ¿Qué dices, que no hay mujeres interesantes y que sentaron cátedra de estilo? ¡¡Qué ignorancia!! Lo que pasa es que aquí siempre esperamos que vengan de afuera para descubrirnos nuestros iconos y somos incapaces de bucear en nuestra historia para dar con ellos. Es más fácil que venga Christian Dior y nos redescubra a  Zuloaga o Velázquez en sus colecciones, ¿para qué vamos a hacer el esfuerzo de gozar de nuestro patrimonio si ya estamos obsesionados con los iconos anglosajones?

Aquí en España también ha habido mujeres muy interesantes dignas de estudiar y reinterpretar en clave de moda. A bote pronto, a ver qué se me ocurre: ¡La Bella Otero! Espero que su nombre suene, porque si no es como para cortarse las venas, ya que a finales del s. XIX fue un equivalente (a nivel celebridad) a lo que hoy es Penélope Cruz. Nacida en España, esta bailarina hizo su carrera en Francia y fue uno de los personajes más destacados de la Belle Époque, figura imprescindible en los círculos artísticos y la vida galante de París.

Su biografía no tiene desperdicio. Fue hija de madre soltera, huyó de su casa en A Ponte de Valga con solo 10 años tras sufrir una agresión sexual y se enroló en una compañía de cómicos ambulantes portugueses. De bailarina de baja estofa y prostituta llegó a ser una bailarina conocida en toda Francia como La Bella Otero, que sonaba muy exótico para los franchutes, por eso fomentó ese lado ‘español’ y llegó a inventar que era andaluza y de origen gitano. Conquistó el mundo con giras internacionales que la llevaron de Nueva York a Moscú donde conoció al mismísimo Rasputín. Y fue amante de Guillermo II de Alemania, Nicolás II de Rusia, Leopoldo II de Bélgica, Alfonso XIII de España, Eduardo VII de Inglaterra… Como cortesana de lujo amasó una gran fortuna que tiraba en los grandes casinos de la época por culpa de su ludopatía, así es que al final de sus días subsistió con una pensión que le pasaba el Casino de Montecarlo en agradecimiento por los millones que se dejara en sus mesas de juego.

Fue gran estrella de Folies Bergère (eso mucho antes de que Norma Duval se hiciera la reina de aquel escenario) y como gran artista su estilo iba siempre en consonancia. Si John Galliano la descubriera estoy seguro que le dedicaría una colección de Alta Costura, porque si miráis las fotos… ¿a que hay imágenes muy Dior?

PD. Este tipo de research creativo que yo he plasmado someramente en este post es lo que Amanda Harlech hacía para Galliano y ahora hace para Lagerfeld, así que si hay algún diseñador que quiera convertirme en su ‘asesor creativo’ con un sueldo inmoral que deje la ficha de Cristiano Ronaldo en pañales lo podemos negociar.

labellaotero2.jpg

Ya huele a Feria…

Viernes, 9 Abril 2010

angeles-verano.jpg

Hoy quizás debiera hablar sobre la muerte de Malcon McClaren, su papel en la eclosión del punk y su íntima relación con Vivienne Westwood. Pero no tengo ánimos para hablar sobre muerte porque luce el sol y escucho los pajarillos desde mi ventana cual bucólica estampa campestre. Y COMO EL DÍA INVITA A VIVIR, pues mejor me decanto por una de las expresiones de la moda más vivificantes: la moda flamenca. Y así suelto un aviso a navegantes: la última semana de este mes se celebra la Feria de Abril de Sevilla y se da el pistoletazo de salida a las distintas ferias del sur que llegarán hasta el verano.

Ayer me invitaron del Grupo Joly (grupo editorial con diarios en todas las provincias andaluzas, como Diario de Sevilla, Diario de Cádiz, El Día de Córdoba, etc…) a un desayuno en el que entregarían un premio a Pilar Vera, ya que su colección había sido votada por los ciber-lectores de Diario de Sevilla como la mejor de este año. Y por una vez, “desayuno” quiere decir que puedes salir desayunado de la reunión, que hay mucha convocatoria por ahí que te sacan de tu casa con la promesa de “un desayuno de prensa” y te dan un café y a volar. Allí había café, zumos, bollería varia… “Moda flamenca, pufff” pensará algún integrista. Vale, lo reconozco, yo nunca voy a SIMOF (Salón Internacional de la Moda Flamenca) y soy un profundo desconocedor de la materia. Pero todos los años le hago un huequecito al tema durante estas fiestas porque creo que es un sector con la suficiente enjundia económica como para no soslayarlo. Mientras que los diseñadores de prèt-â-porter nacional ven cada día más mermada su cuenta de resultados (si es que alguna vez tuvieron saldos positivos en ellas) las diseñadoras de moda flamenca se quejan de la crisis mientras sus talleres van a marchas forzadas en estos días. De lo que se pueden quejar, eso sí, tienen motivos justificados de quejarse de la alta estacionalidad de la demanda de trajes flamencas, que suele empezar en enero por lo general, pero para ello ya muchas han puesto en prácticas políticas de diversificación de producto que amplían su oferta de costura a la moda nupcial y fiesta.

Allí se reunieron las diseñadoras Luchi Cabrera, Pilar Vera (ganadora), Loli Castallo (de Nuevo Montecarlo) y Ángeles Verano (finalista en las votaciones) todas miembros de la asociación Mof&Art y se suscitó una serie de conversaciones, fascinante para alguien de oídos inquietos como yo. Por ejemplo se quejaban de las clientas-trampa, esas que entran en la tienda haciendo que van a comprar y que solo buscan analizar las tendencias de las diseñadoras para ir a la modista de su bloque con un corte de tela para que reproduzca lo que ha visto. “Cuentan hasta los hilos de los flecos” decía una, “te descuidas y cogen los flecos y empiezan a contar los hilos que lo componen uno a uno, y se les escucha decir cosas como ‘esto es nudo bomba’ o ‘no, es nudo jazmín’, y mira que ponemos carteles que dicen que no toquen, que la dependienta le mostrará lo que quieran, pero no hay forma”. Afortunadamente las diseñadoras de Mof&Art ya tiene un sello propio y van por delante en un sector, el de la moda flamenca, que tiene un público muy integrista que acepta las innovaciones poco a poco.

A mí me sorprende el carácter de las diseñadoras de moda flamenca y modistas por ende, porque a veces se las tacha como un subgénero de serie B de la moda, cuando si las tratas mínimamente te demuestran que pueden dar mil lecciones a diseñadores de gran boato y renombre en cuanto a sensatez, visión empresarial, atención al público, etc… Y es que son la antítesis de esa raza de ‘diseñadores españoles’ que a base de repetición y falta de imaginación han conseguido que la moda, algo tan dinámico y vivo, muera; mientras que las diseñadoras de moda flamenca han hecho que un traje regional avocado al inmovilismo haya mantenido un hálito vital evolutivo y muy vivo. Tampoco hay que desdeñar el carácter del traje de flamenca, ya que en contraposición de otros trajes regionales que son meramente de exhibición, el traje gitana es un vestido de fiesta que se vive intensamente, con él no te disfrazas sino que lo disfrutas, y que sobre todo sirve para hacer que las mujeres luzcan guapas y favorecidas.

moda-flamenca.jpg

La reina sin vestido

Mircoles, 7 Abril 2010

the-queen-hardy.jpg

La mujer parece no ser ya negocio.  La firma Hardy Amies, fundada hace más de 50 años y cuyo fundador falleció en 2003 a los 93 años, ha decidido centrar su actividad en el hombre, en concreto en la sastrería tanto de trajes como de esmóquines. Atrás quedan décadas en cuya más famosa y fiel clienta ha sido The Queen, a la que le han hecho muchos de sus apreciados trajes rosa chicle.

Esta que es una de las más reconocidas casas de moda de Savile Row, ya fue rescatada de la bancarrota por dos empresarios de Hong Kong y la salida hacia delante y expansiva en que se embarcaron fue un desastre. El prèt-â-porter masculino y  femenino no funcionó. No es tan fácil hacer que una firma anclada en el clasicismo, con años de esplendor, sí, pero que estaba en el olvido, consiga repuntar en un mundo tan competitivo como en el que se mueve la moda contemporánea. Por eso ahora vuelve al concepto original de Sir Hardy Amies, enfocado a la alta artesanía de la costura. El precio de un traje a medida partirá de unos 4000 euros.

Eso no significa que rompan lazos con la casa real británica, ya que si bien pierden a la Reina de Inglaterra como clienta e ‘imagen’, Lord Freddie (Frederick Michael George David Louis Windsor), un joven miembro de la familia que ocupa el puesto 28 a la sucesión del trono será el “embajador” de esta sastrería. Para hacernos una idea Lord Freddie viene a ser un Rafael Medina a la inglesa.

No sé, no sé. Reflotar una casa de moda no es algo que se pueda hacer poniendo una cara joven al público, hace falta una reestructuración profunda y mucha inversión: en captar un buen diseñador (en este caso van a jugar la baza de la sastrería, así que se lo ahorran), una buena campaña de comunicación que no siempre da frutos inmediatos (no sé hasta qué punto Lord Freddie es la estrategia adecuada), cultivar la relación con los retailers… y mucha paciencia, porque los milagros no existen y menos los “instantáneos”.

En España hemos vivido dos intentonas importantes que fracasaron antes de levantar el proyecto. La primera la de Elio Berhanyer, que consiguió entusiasmarnos con la propuesta que Roberto Diz hizo para él, pero desgraciadamente Elio no estaba dispuesto a ceder el cetro y cuando llegaron la hora de los aplausos salió solo a saludar, con su batita de costura, y todos nos preguntamos, ¿y Roberto? Egos encontrados y catástrofe a la vista. Roberto no tenía necesidad de hacer de ‘negro’ (y disculpen expresión tan políticamente incorrecta) para Berhanyer por mucho que este le ofreciera. Un lugar a la sombra solo es deseable en medio del desierto. La otra intentona de revivir un nombre olvidado fue el de Pertegaz que contrató a Ion Fiz, pero antes de que viera la luz la primera colección va Doña Letizia y le encarga su traje de novia, y no sé qué pasó, debió pensar el hombre que aquello haría revivir su carrera y su marca sin necesidad de la sangre joven… nunca más se supo.

¿Se habrá planteado alguien proponerle a Margarita Nuez lanzar una línea de prèt-â-porter con un joven diseñador a la cabeza? Ella como responsable de costura y supervisándolo todo, claro. No sé, imaginad por ejemplo una ‘Margarita Nuez por Karlota Laspalas’ (esto es por fantasear). Ufff, me ha dado un escalofrío de emoción. Pero esas cosas en España… como que no pasan.

trajes-hardy.jpg