Blogs

Archivo de Febrero, 2011

OSCARS 2011… Lo único interesante de esta alfombra roja son sus ácaros

Lunes, 28 Febrero 2011

De verdad, lo prometo, he intentado escribir la acostumbrada reseña sobre lo mejor de la alfombra roja de los Oscars pero el sopor ha hecho presa en mí. Las actrices de Hollywood, con tanto asesor de imagen y tanto publicista, terminan vistiendo impecables, sí, pero de lo más aburrido… ¿O no van tan impecables? No, ciertamente hay cosas que rayan cuando las ves pasar por la alfombra roja.

ABURRIDASSSSSSS

Este año se ha visto mucho vestido ajustado, minimalista, de suntuosos tejidos achampañados o blanco roto, que tratan realzar la espléndida figura de quien se lo calza pero que no hace más que aburrirnos. Tres ejemplos claros fueron Gwyneth Paltrow, Michelle Williams y Celine Dion  que lucieron maravillosos (pero aburridísimos, no es incompatible) vestidos de Calvin Klein, Chanel y Armani Privé respectivamente.

aburridaaaaaassssss.jpg

NO Y NO

Hay cosas que no deben cometerse sobre una alfombra roja, y desgraciadamente no todas están penadas por la ley. Me refiero a opciones como el extremo minimalismo de Jennifer Lawrence que optó por un Calvin Klein rojo que era tan simplista que ofendía a la vista; o el vestido con cola de pavo real de la esposa de Colin Firth, Livia Giuggioli, que no sabía que ese tipo de colas solo salen bien cuando son ejecutados por diseñadores de talento incuestionable; o esas gafas de pasta negra de la hija de Ed Catmull que debió perder las lentillas en el último momento, porque si no ocurrió así no me explico.

no-no.jpg

DE PESADILLA

Las hay que no deben tener ni espejos en casa ni amigas de buena fe que las aconseje, porque el espanto tomó cuerpo sobre la alfombra roja a la llegada de señoras como Marisa Tomei, que eligió un vestido vintage de Charles James, Helena Bonham Carter, Elisabeth Chambers (la esposa de Armie Hammer) o Daniel Plantec. ¿Hace falta que profundice?

expulsadas.jpg

EMPASTADAS

Después están las que van espectaculares pero fallan en algo, nadie es perfecto, ¿no? Me decanto por señalar un error fatal: los tonos nude. Sí, estuvieron bien por un tiempo, pero su momento pasó actrices como Halle Berry y Hailee Steinfeld, ambas vestida de Marchesa, optaron por tonos carne que hacen que actriz y vestido se empasten hasta no saber exactamente donde nace una y donde muere otra. En un tono más subidito hubieran estado maravillosas.

empastadas.jpg

Y PARA QUE NO DIGAN QUE NO HAGO MÁS QUE CRITICAR…

… he de confesar que espectaculares, lo que se dice espectaculares, estuvieron las maravillosas Cate Blanchett con un Givenchy que quitaba el hipo (sin duda siempre en el top de las más elegantes de los Oscars), Nicole Kidman de Dior (ella no arriesga, tiene un valor seguro) y Mila Kunis que recurrió a un genio de la Alta Costura clásica, Eliee Saab.

sublimes.jpg

Entrevista a Virginia Herrero, promotora de “Madrid in Show”

Viernes, 25 Febrero 2011

img_3951_2.jpg

De unas temporadas a esta parte Cibeles parece haberse quedado pequeña para el diseño español: Diseñadores que abandonan la plataforma para presentar en otras pasarelas o montar desfiles en lo que se ha dado llamar el OFF Cibeles, pasarelas emergentes que cobran más fuerza y repercusión día a día… Si observamos las principales semanas de la moda internacionales podemos observar que si bien hay un organismo oficial que da cabida a una serie de diseñadores, la mayoría se decanta por realizar presentaciones en distintos puntos de la ciudad de forma independiente a la organización oficial, pero que entre todos configuran un rico y nutrido programa de desfiles. En Madrid está ocurriendo algo parecido pero a una escala más reducida a lo que puede suceder en París, Milán o Nueva York. La nueva propuesta que viene a enriquecer el panorama es Madrid in Show”, una nueva plataforma en que tres diseñadores de distintos puntos de España se han acercado a la capital para mostrar sus propuestas para el otoño/invierno 2011/12. Aprovechamos y hablamos con Virginia Herrero, una de las dos artífices de esta iniciativa. 

¿Cómo surge este proyecto? Pues surge de la necesidad de hacerlo. Llevábamos tiempo hablando y dándole vueltas cada una por nuestro lado sobre cuál sería la opción, cuándo la oportunidad o el momento. Tratábamos de detectar las necesidades de los diseñadores y queríamos darles respuesta. Sabíamos que teníamos el conociendo y la experiencia para ofrecer algo nuevo pero estaba por definir y encontrar el momento de ponernos en marcha era la clave. 

¿Quiénes formáis “Madrid in Show”? Somos dos relaciones públicas expertas en comunicación con experiencia y mucho trabajo a nuestras espaldas. Amparo López lleva quince años en la comunicación de moda y es una experta en acciones y producciones de este tipo. Será porque ha organizado y realizado bastantes desfiles en la New York Fashion Week, entre otros eventos importantes. Yo también empecé hace unos añitos a llevar la comunicación de marcas de moda y desde hace dos lo realizo como freelance, lo que me permite elegir y no aburrirme, ya que tengo un perfil de clientes muy variado e interesante. Lydia Delgado, Baruc Corazón, Bikram Yoga center de Barquillo 38, entre otros, son algunos de mis clientes.  

¿Pero qué es exactamente “Madrid in Show”? Una propuesta para diseñadores de moda y otras marcas que quieran presentar sus colecciones y comunicar algo sobre su empresa de una manera diferente y bastante libre. Queremos ir con humildad pero no queremos ponernos límites ni basarnos demasiado en prejuicios, queremos encontrar respuestas mientras andamos el camino. Ofrecemos un servicio personalizado y cuidado adaptado a los nuevos tiempos y valor de las nuevas tecnologías. Profesional en todos los sentidos. 

¿Es sólo una plataforma de imagen o también tiene una dimensión comercial? Pues es una importante plataforma de imagen, porque la convocatoria es muy interesante y de un nivel muy profesional, pero también queremos que el diseñador pueda elegir utilizarnos como necesite y adaptarnos a la estrategia y a los planes de la marca. Crear sinergias. Es por eso que en esta primera edición, tras el desfile y durante el cóctel, las colecciones estarán expuestas para que el invitado pueda tocarlas y verlas con detalle, y comprar prendas sobre pedido, eligiendo talla y color. Lo recibirá antes que esté disponible en las tiendas y habrá pagado un precio ventajoso. 

¿Cómo es vuestra relación con Cibeles, a la que de alguna forma le vais a dar el pistoletazo de salida? Pues buena. El “mundo Cibeles” es un mundo único y diferente. Yo he llevado y llevo la prensa y comunicación de diseñadores en nueve ediciones de Cibeles y es toda una experiencia. Le debo mucho. Tengo amigos y gente que quiero dentro y fuera. De hecho con Lydia Delgado en esta edición presentamos en OFF Cibeles, pero en la próxima edición es muy probable que volvamos a Ifema. En cualquier caso nuestro proyecto de “Madrid in show” es un proyecto privado e independiente. 

¿Cien por cien financiación privada? Sí, cien por cien. 

¿Cómo habéis seleccionados los tres participantes de esta primera edición? En primer lugar hemos realizado un estudio de diseñadores que ya tiene una trayectoria profesional consolidada. Nos hemos visto obligadas a realizar una exhaustiva selección ya que nuestro objetivo para esta primera edición era convocar solo a tres diseñadores con propuestas muy diferentes entre sí. El resultado ha sido Ian Mosh, Fernando Claro y Alexis Reyna. Pensábamos que por lógica, la mayoría serían de ciudades diferentes de Madrid. Y así ha terminado siendo. Fernando Claro es sevillano, Ian Mosh es vasca y Alexis Reyna es de Barcelona. Son diseñadores con estructura empresarial detrás, con puntos de venta propios o multimarca dentro y fuera de España, y en algunos casos venden a través de su web. Los tres han desfilado ya en pasarelas institucionales en España.  

¿Cuáles son vuestros escenarios de futuro para Madrid in SHOW?Pues vamos paso a paso, pero nuestro lema podría ser que nos cuestionamos todo y no nos vamos a fiar de lo que parece o lo que debe ser… Los tiempos están para innovar y animarse a desarrollar las nuevas ideas. 

¿Cuál es tu opinión del sistema de pasarelas subvencionadas que impera en este país? Pues me parece curioso, pero tampoco le doy muchas vueltas al tema. Las principales pasarelas del mundo están gestionadas por empresas privadas, cada diseñador corre con sus gastos para presentar sus colecciones.  

¿Crees que el diseño español debiera ser más ‘activo’ y no depender tanto de las pasarelas institucionales? Ojalá los diseñadores españoles pudieran tener los medios económicos necesarios para sufragar los gastos de sus presentaciones. Si no existieran las pasarelas institucionales en España no se podría dar a conocer la moda de nuestro país. Sí a las ayudas necesarias, pero gestionadas a lo mejor de otra manera, ¿no? 

¿Por qué crees que la moda española (diseñadores) no terminan de calar a escala internacional, ni las pasarelas que se realizan aquí tienen mayor repercusión fuera de nuestras fronteras? Básicamente es una cuestión de medios económicos, porque talento y propuestas interesantes de diseño existen y van surgiendo, pero para que un diseñador triunfe a nivel internacional necesita tener una infraestructura, agentes comerciales internacionales, show room internacional, crear numerosas colecciones para la venta. Un ejemplo claro y el más exitoso es Custo. Los españoles somos grandes innovadores y muy buenos en muchos temas. Apuesto por trabajar duro y sin complejos, por no tener miedo.

Consternado con el ‘momento premio’ de Cibeles

Mircoles, 23 Febrero 2011

Ayer se falló (nunca mejor dicho) el Premio L’Orèal a la mejor colección de Cibeles. Antes de que se anunciara el agraciado, porque esto me suena más a lotería que a recompensa en base a méritos, ya se sabía que el cántabro Schlesser se llevaría el montante, y es que ‘gargantas profundas’ que filtren lo que el jurado va a decidir nunca faltan. Personalmente tengo formulada una teoría conspiratoria alrededor de este premio, que no es ni más ni menos que todos los participantes han de llevarse el premio en algún momento, y como a los mejores ya se lo han dado ahora nos toca presenciar cómo se lo llevan los no tan mejores. Esto, por supuesto, no tiene que corresponderse con la realidad, es una elucubración mía para que todo cobre sentido. Para eso mejor que no convoquen a un jurado y pongan en entre dicho el prestigio de los profesionales.

La organización Cibeles no debe de ver la Cuatro y programas como Hermano mayor, Supernanny o El encantador de perros. En todos ellos se repite hasta la saciedad que los comportamientos no deseados ya sean de niños, jóvenes o perros no deben ser premiados con ningún tipo de atención. Y aquí estamos nosotros, hablando de Schlesser y su colección, cuando en mi opinión está a la cola en originalidad de lo visto en esta edición. ¿Qué mensaje manda la organización a los jóvenes creadores? “Chicos nuevos que tratáis de abriros un hueco en el mundo de la moda, no os esforcéis, haced trajecitos chaquetas vestiditos-túnica, no investiguéis, aburridnos hasta que nos cortemos las venas de hastío, no os fijéis en gente de talento, solo si imitáis a Schlesser tendréis vuestra recompensa”.

Y después viene Cuca Solana y nos dice que somos la cuarta pasarela en orden de importancia del mundo. ¡Pues qué pocas pasarelas conoce esta mujer! No conocerá Londres ni Berlín, ni Sao Paulo, ni la de Düsseldorf ni Seúl… ¿Cómo quieren que Cibeles compita con Londres en fechas cuando en Londres lo que premian en la vanguardia y en España…? Bueno, en España se premia a Schlesser.

Para qué comprobéis que no hablo con prejuicios de ningún diseñador he de recordaros que en la anterior edición me indigné con que a Palacios le dieran este premio, y demostré con imágenes que llevaba tres temporadas haciendo lo mismo sobre la pasarela, sin embargo la colección que ha presentado ahora me ha encantado y así lo escrito. Esta edición sí hubiera merecido el premio. Y no es cuestión de cambiarse la chaqueta, sino de que la moda es un ejercicio del que siempre se parte de cero, poco importa lo que hayas hecho seis meses antes.

Pero hagamos un pocode memoria como el de hace seis meses, miremos las últimas cuatro colecciones de Schlesser y comparemos su evolución. ¡¡Jo, es radical!!

schlesser-evolution.jpg

Cobertura de Cibeles en Ecodiario.es

Lunes, 21 Febrero 2011

pf11_devotalomba_025.jpg

Para que no os perdáis iré compilando aquí los links de los textos de la cobertura de esta edición de Cibeles que estamos realizando Emilio Pardo y un servidor:

Viernes 18 de febrero de 2011

Cibeles empieza en el OFF

Jesús del Pozo, un viaje a la Edad Media

Roberto Verino. Orient Express 

Un Duyos cada vez más maduro

Devota & Lomba, una lección magistral

Ángel Schlesser fiel a su estilo 

El arte de la corrección visto Lemoniez

Sábado 19 de febrero de 2011

Victorio y Lucchino, el espíritu andaluz

Hannibal Laguna rinde homenaje a París

Amaya Arzuaga presenta una colección muy retorcida

El gran corazón de Ágatha Ruiz de la Prada

El momento pacifista de Francis Montesinos

Roberto ‘Timeless’ Torretta

Bebas’s Closet

Domingo 20 de febrero de 2011

Ailanto, al abrigo del crudo invierno

El estancamiento de Davidelfin

Kina Fernández y la corrección creativa

El geometrismo pictórico de Ana Locking

Camino de Manderley con Juanjo Oliva

El eterno desfase de Javier Larrainzar

Lunes 21 de febrero de 2011

Andrés Sardá pone su mirada en Iberoamérica

Alma Aguilar: Una habitación en el Hotel Formentor Miguel Palacios y el imperio de lo exquisito

TCN en clave de corsetería

Sita Murt pierde el punto

Agolfo Domínguez y su invierno de color explosivo

Martes 22 de febrero de 2011

Elisa Palomino: un paseo por el bosque

Teresa Helbig, perforada

Juana Martín y el poder del monocromatismo

Nicolás Vaudelet vuelve al pasado y Sara Coleman afronta el futuro

Ion Fiz rompe la buena racha y María Escoté busca sangre

Martín Lamothe y Carlos Díez redimen a Cibeles

Miércoles 23 de febrero de 2011

El Ego de Cibeles comienza rayando la excelencia

El Ego de Cibeles: la buena salud del futuro de la moda española

Entrevistas a:

Tiziana Domínguez

Salvador Mateu

Madrid in show

Sbado, 19 Febrero 2011

Como complemento al texto de la cobertura de Cibeles y su OFF que estamos realizando en Ecodiario.es, y en concreto al texto de apertura del especial titulado CIBELES COMIENZA EN EL OFF y a la entrevista realizada a una de las organizadoras de “Madrid in Show”, Virginia Herrero, os dejo esta galería de imágenes de lo que se vió en este evento.

ian-mosh.jpgfernando-claro-1.jpgalexis-reyna.jpg

NY 9/2/11 - Nomadismo y prendas con historia

Viernes, 11 Febrero 2011

Ayer empezaron las carreras en Nueva York, una especie de yincana para asistir a los desfiles más interesantes que están programados hasta el día 17. Como en la temporada pasada, voy a poner mi mirada en aquellas colecciones que tienen menos cobertura mediática, no sólo por mi espíritu de justiciero enmascarado, sino porque a la postre me siento ridículo repitiendo una y otra vez topicazos sobre diseñadores que temporada tras temporada nos sorprenden poco. Empecemos con…

GILDED AGE

gilded-age-fw11-look-12.jpg

Ropa como la de antaño. En serio. Esta firma se propuso darle un toque vintage a todo lo que produce y la verdad es que visualmente no puede ser más acertado. Esto de la ropa envejecida está muy en boga, las prendas con imagen de haber sido  ‘vividas’ se está imponiendo con fuerza. En Gilded Age se usa maquinaria de confección como la de antaño, tratamientos antiguos, algodón 100% orgánico, usan índigo natura para teñir la ropa…

GARY GRAHAM

gary-graham.jpg

La colección de Gary Graham se regodea en su vertiente más bohemia, rescatando prendas muy años 70 y étnicas, como túnicas beduinas o el punto que usaban los pastores ucranianos. La trashumancia y el nomadismo puede leerse entre líneas en la propuesta estética de Graham que nos deja la retina impactada con unos looks abigarrados e hipnóticos y nos recuerda que la influencia de la moda urbana no siempre está en las grandes ciudades.

Una incursión en la moda flamenca de mano de Pepa Castro

Mircoles, 9 Febrero 2011

diseno-de-pepa-castro.jpg 

El viernes pasado estuve en SIMOF (Salón Internacional de la Moda Flamenca). No lo vais a creer. A pesar de ser sevillano y vivir en Sevilla jamás había asistido nunca a SIMOF. Sobre todo porque cuando toca hacer artículos de moda flamenca suele ser en abril, cosa absurda porque es ahora justo, en febrero, cuando hay que empezar a pensar en hacer tu encargo a la firma que más te guste. Este año decidí ir a SIMOF y revisé las webs de las firmas participantes para ver por qué desfile me decantaba. Eliminé de mi lista a los más consagrados, a las firmas más comerciales y quería evitar todo espectáculo en el que fueran a verse famosillos que se usan como ganchos para la prensa rosa. Es lamentable que el sector se valore tan poco como para sacar a la pasarela personajes como Raquel Bollo o Beatriz Trapote. Yo me pregunto qué aportan esos segundos de prensa rosa en los que ni siquiera se nombra de quién es el vestido que han lucido. Pero esa es otra historia…

El caso es que mis pesquisas me llevaron a la diseñadora sevillana Pepa Castro y me puse en contacto con ella para asistir a su desfile. Me sorprendió lo que me encontré, un espectáculo en toda regla en el que la música en vivo la ponía José León, primo de la diseñadora que tienen un disco en el mercado, ‘Galopando por los sueños’, y del que me declaro fan desde este momento. Además Castro contó con la participación de la bailaora nipona Atsuka Fucuda que realizó una pequeña performance flamenca para todos los asistentes. Lo dicho, todo un espectáculo…

… en el qué además conocimos las propuestas de Pepa Castro para este año, tanto de moda flamenca como de sastrería ecuestre. Desde sus inicios, y por lo que he podido recabar, Pepa se ha desvelado como una renovadora del traje de flamenca, realizando especial aportación en el tratamiento de los volantes, que tienen un cariz muy de costura, nada que ver con el tratamiento tradicional que se le ha dado en moda flamenca: asimetrías, abullonados… Me sorprendió descubrir cómo las estructuras de los trajes no dependían de los volantes y que estos eran puro ornato, cosa que no nos puede sorprender si nos remontamos a los trajes típicos de finales del s. XIX y principios del s. XX que la diseñadora recupera para su colección prestándoles un viso de actualidad. También fueron rupturistas con la tradición la salida de vestidos de corte mini con un sabor muy años 80 pero en clave de faralaes.

Ayer, ya con más calma, me desplacé hasta el estudio sevillano de Pepa Castro para conocerla de manera más cercana hablar de todo lo que envuelve a su colección y el sector de la moda flamenca.

¿De dónde viene tu interés por la moda flamenca? Es algo que me ha interesado siempre. He estado estudiando diseño y patronaje toda mi vida en la medida de lo posible. Ya en octavo de EGB como premio a las buenas notas conseguí que mis padres me pagaran un curso de patronaje. Estoy segura que lo hicieron porque no pensaron que llegaría un día en que se me ocurriría dedicarme a esto.

Pero tú eres licenciada en derecho, ¿no? Sí, yo estudié derecho y después hice un máster en urbanismo. A ello me he dedicado desde que con 24 años empecé las prácticas y hasta hace tres años. Eso sí, siempre en paralelo haciendo cursos de diseño. Con la crisis decayó mucho el tema del urbanismo y pensé que por qué no hacer algo distinto, así que creé mi firma de moda flamenca. Es una de  esas cosas que siempre has querido hacer pero que hasta que la vida no te empuja a ello no terminas dando el paso. ¡Voy a intentarlo!, me dije. O cogía ese tren…

Esta es tu tercera colección presentada en SIMOF, ¿verdad? El primer año que estuve en SIMOF fue en el certamen de nóveles, ahí aún trabajaba en lo otro. Pero de pronto vi que empezaron a ir muy bien las ventas y eso me animó. El año pasado fue mi primera edición como profesional y me asombró la repercusión que tuvo la colección en prensa, especialmente el vestido rojo que lució Eva González.

bata-de-cola.jpg

¿Qué tal el balance de SIMOF? La organización de la pasarela es muy buena, pero la feria comercial ha sufrido mucho la crisis. Muchos nombres importantes han dejado de tener stand en ella. Hace cinco años era la bomba, era lo mejor de lo mejor indiscutiblemente. Lo que menos me gusta es que no tiene un público adecuado, es decir, la gente que viene en su gran mayoría no son profesionales del sector. Se trata de una feria abierta al público en general y lo que abunda son señoras que vienen a ojear y coger ideas para que se las hagan sus modistas. Me molesta mucho tener que poner carteles de ‘no tocar’ en los vestidos que expongo en mi stand, pero es que no se cortan nada, tratan de verlo todo, te levantan los volantes, no se quieren perder ni un detalle…

Pero tú no eres nada tradicionalista en tus diseños, ¿está la gente abierta a la innovación en este terreno? La gente siempre está abierta, te en cuenta que el de flamenca es el único traje regional con moda. Siempre hay sectores más clásicos o otros más revolucionarios, pero hay oferta para todos los públicos. La sastrería ecuestre es otra faceta de mi trabajo y creo que está poco explotada. Era algo que me interesaba porque yo monto a caballo de toda la vida. Ahí no trabajo la innovación porque plasmo en la sastrería la forma de montar a caballo que a mí me gusta, respetando la tradición.

¿Qué vamos a encontrar de novedoso para este año? El talle va a subir. Llevamos muchos años con el talle bajo pero hay que cambiar. Hay margen para subir el talle más y dejar zonas ajustadas que hagan a la mujer femenina. El uso del tul también es novedoso porque es ligero, no pesa, y por ello es cómodo. Me he percatado que este año sobre la pasarela nos hemos inclinado mucho por los tonos pastel. También se ha vuelto la mirada a los trajes de antaño. Yo personalmente me he basado en lo antiguo pero actualizándolo.

¿Cómo es tu clientela? Si te la tengo que definir, por simplificar, podría decirte que básicamente es una clientela joven, de los 25 a los 40 años, pero hay de todo, claro. Me llegan a través de haber visto mi trabajo en SIMOF y en la web, pero sobre todo es el boca a boca lo que funciona. Además es que mi marido y yo vivimos La Feria intensamente y tenemos muchos conocidos, y eso influye en que la gente conozca lo hago. Por supuesto que el trabajo de sastrería es todo gracias al boca a boca.

¿Es difícil abrirse un hueco en este sector? El sector de la moda flamenca es como Sevilla misma. Este es un sector muy cerrado y si pueden evitar ponértelo fácil mejor, pero yo creo que hay hueco para todos.

Tienes razón, mucha gente de fuera que vienen a conocer La Feria me comenta que siente que no les dejamos participar plenamente, son simples espectadores. El problema está en que lo venden como un gran atractivo de la ciudad a España entera y al extranjero, pero después no existe un esfuerzo por integrar a la gente que viene a la fiesta. Cuando llegan a La Feria la gente de fuera reciben todo el color, la alegría con que la vivimos, pero realmente si no conoces alguien con caseta que te ayude a profundizar te quedas solo con lo superficial. El Ayuntamiento creo que debería de tomarse más enserio el compromiso para que esa gente que viene de fuera tenga una zona habilitada para que puedan vivir la fiesta de la forma más genuina.

Supongo que la clientela que llega desde otras partes de España no termina de comprender qué significa vestirse de flamenca. No, vienen pensado que el traje de flamenca es un disfraz. Solo cuando se lo ponen, entran en El Real y ven cómo la gente disfruta, pueden llegar a atisbas su significado. La Feria es una gran competición estética, es una disputa en la que toda mujer quiere alzarse con el título de la más bella, y en eso el vestido tiene un papel esencial.

Ahora muchas firmas de moda flamenca se han lanzado a crear vestidos de fiesta aprovechando las claves del traje de flamenca. Ese es otro tipo de negocio, el del prêt-à-porter aflamencado. Todo depende de que cada uno sepa dónde quiera llegar empresarialmente, qué estructura quieres que tenga su negocio. Yo sé dónde quiero llegar y tengo una planificación, pero todo lleva su tiempo.

Si alguien está pensando venir a La Feria de Sevilla, tienes compromisos sociales y quiere vestir de flamenca, debería darse prisa y empezar a pedir cita para hacerse uno, ¿verdad? Ahora es el momento. Este es un negocio que tiene muchos picos coincidiendo con las distintas ferias, pero la principal avalancha de trabajo es para La Feria de Sevilla. Es un ciclo que empieza con la Feria de Marchena y termina en octubre. A estas alturas yo ya tengo todos los pedidos de tiendas y dedico todo mi esfuerzo a los encargos a medida.

¿Cuánto puede costar uno de tus vestidos? Eso siempre depende de muchos factores. De mi taller pueden salir trajes desde 400 euros a mil y algo. Digamos que como media un buen vestido puede rondar los 600 euros.

Para concluir: resúmeme tres tendencias interesantes para el traje de flamenca de 2011. La aportación del tul como tejido flamenco; sigo manteniendo el vestido corto; y la introducción de esa línea retro que antes te comentaba.

diseno-de-pepa-castro-1.jpg

www.pepacastro.es

Un nuevo Lauren en escena

Lunes, 7 Febrero 2011

greg-lauren-2.jpg

El momento de la moda que nos ha tocado vivir es singular. Estamos en una nueva era de la artesanía, donde lo hecho a mano cobra una nueva dimensión y un nuevo valor. También vivimos en los albores de la revolución del reciclaje, donde cada vez más son los que demuestran que dar una segunda vida a los materiales puede ser una solución no sólo ‘ética’ sino estilosa. Ambos principios los reúne la colección de chaquetas que acaba de lanzar el artista Greg Lauren.

¿Te suena el apellido? Pues claro, se trata de un Lauren de los de toda la vida, sobrino de Ralph e hijo de Jerry Lauren, vicepresidente ejecutivo de Polo Ralph Lauren. Pero su llegada al mundo de la moda es algo casi accidental, se podría decir que es una evolución de su trabajo artístico que de pronto ha cobrado visos comerciales. En 2009 presentó por primera vez Alterations, una colección 40 de esculturas es papel que representaban piezas icónicas del armario masculino que para su confección tuvo que aprender a coser. Supongo que alguien le diría en alguna de sus exposiciones: “lástima que sean en papel, porque yo esto me lo pondría”. Así que ahora nos encontramos con una colección de chaquetas para hombre y mujer confeccionadas a mano por el propio Greg y un equipo de costureras en su estudio de Los Angeles, en las que ha usado materiales reciclados de origen militar: tiendas de campaña militares, uniformes, petates… Reconoce que está un poco obsesionado con ese interés generalizado de la gente de vestir de militar sin serlo, ese culto al belicismo, y pensó en darle un giro conceptual. El resultado no puede ser más atractivo: prendas de look vintage, con una historia a sus espaldas y un mensaje implícito: “deja de hacer la guerra y dedícate a vivir”.

Este guapo personaje de la vida social americana, que por un tiempo antes de convertirse en artista deseó ser actor, no pretende de ninguna manera rentabilizar el poder de su apellido en el mundo de la moda, pero no puede evitar tener la campaña de marketing servida en cabeza. No sólo tiene el interés de la industria por ser sobrino e hijo de quien es, sino por ser el esposo de la actriz Elizabeth Berkley (sí, la de Salvados por la campana y Showgirls).

Echad un ojo a la colección y decidme si mi entusiasmo está justificado.

greg-lauren-1.jpg

www.greglauren.com

El futuro de la Alta Costura: Alexandre Vauthier

Viernes, 4 Febrero 2011

vauthier11.jpg

Alguien quien no se resigna a esa nueva tendencia de la Costura-realista que me trae de cabeza es el francés Alexandre Vauthier (arriba), del que soy un rendido admirador por ser continuista del estilo de sus mentores, Mugler y Gaultier. Es obvia la influencia mugleriana y gaultieriana en su trabajo, no lo niego, pero con los tiempos que corren, en esta era de lo anodino, el despliegue de glamour y feminidad extrema se agradece.

En esta colección Vauthier ha puesto su mirada los setenta más discotequeros, en los tejidos brillantes, en mujeres de sinuosa melena a lo Jerry Hall, en sofisticadas amazonas a lo Studio 54… Vauthier va a contracorriente y le importa bien poco, porque tiene el apoyo de la industria audiovisual que reclaman sus prendas para los estilismos más provocadores.

También hay que concederle a Vauthier el mérito de reivindicar la artesanía francesa, el espíritu Haute Couture que se está perdiendo. Él recurre a los bordados de François Lesage, las joyas de Goossens, los zapatos de Louboutin…

Pero a pesar de todo lo que me gusta el despliegue glamuroso de Vauthier también he de reconocer que tuvo momentos muy ‘reality’ en este desfile, con vestidos cortos y combinación de pantalón y chaqueta deliciosos… deliciosos, pero que lo logra cruzar esa barrera del lujo extremo que representa la Alta costura.

¿Qué razón de ser tiene la Alta Costura si cuando entra en un sitio la mujer que la vista no consigue cortar la respiración de todos los presentes? Un vestido, por muy maravilloso que sea el tejido empleado, por muchas que sean las horas invertidas en coserlo a mano, sino tiene un impacto visual contundente no justifica su denominación de Alta Costura. Si la Couture está tan protegida por los franceses, deben exigir que sea un producto diferenciable, que no existan momentos en que no sepas si estás viendo costura o prêt-à-porter, que no quepa la más mínima duda en la irreplicabilidad de los diseños. Para mi gusto los dos únicos couturiers (al nivel que yo entiendo la Alta Costura) que actualmente pasean por la pasarela parisina son Riccardo Tisci (Givenchy) y John Galliano (Dior). Y ahí no admito discusión porque estoy hablando desde mis criterios personales, cada uno puede poner el listón donde quiere, y yo (lo lamento) soy ultraexigente en este terreno.

givenchy-y-dior.jpg

El futuro de la Alta Costura: Maison Rabih Kayrouz

Mircoles, 2 Febrero 2011

rabih.jpg

Es indudable que los libaneses tienen una especial sensibilidad para el lujo. Si no somos plenamente conscientes de ello es porque están al otro lado del nuevo telón de acero, el que separa a occidente de los países árabes. Pero sólo basta viajar a Líbano (yo no he estado, no penséis que me tiro el pegote, pero conozco quien ha vuelto de allí fascinado) para darse cuenta de esa especial sensibilidad femenina hacia el lujo del que hablo. El mundo árabe siempre ha sido muy exquisito para el ornato de la mujer a pesar de que seamos bombardeados con mensajes en que la mujer musulmana solo se desenvuelve bajo un burka, nada más lejos de la realidad.

Sólo hay que mirar el trabajo del maestro de la Alta Costura, el incombustible Eli Saab, o de otros diseñadores libaneses sin foco mediático que trabajan para una clientela local principalmente como Naji Hojeily (recomiendo que echéis un ojo a su web www.najihojeily.com), o fijémonos en mujeres como Mouna Ayoub, consumidora de Alta Costura parisina como quien va a Zara. Recuerdo que la primera vez que fui a la London Fashion Week me sorprendió la cantidad de japonesas que asistían años desfiles, mientras que mis primeros desfiles de Costura parisina me abrieron los ojos a la caterva de clientas árabes que inundaban la ciudad en esos días.

Uno de los nombres que más suenan como el futuro de la Costura es el del joven libanés Rabih Kayrouz, que con 16 años entró L’Ecole de la Chambre Syndicale de la Couture Parisienne a estudiar. Abrió su atelier en 1996 y celebró su primer desfile en 2004. Hoy, con 30 años, es una realidad sólida e indiscutible dentro de la Haute Couture. Personalmente su desfile de Alta Costura Primavera/Verano 2011 (arriba) no es de los que más me han entusiasmado. Lo veo demasiado realista (nuevamente la ‘Alta Costura realista’, quizás es que yo me tenga que adaptar a la nueva tendencia y no vivir en el pasado), demasiado replicable en el prêt-à-porter. En los últimos años ha adoptado un estilo muy orgánico, muy de líneas que fluyen, muy de estructuras laxas en las que la ‘arquitectura’ es invisible al ojo… Pero como a los diseñadores hay que juzgarlos por su última colección, sí, pero también por su trayectoria: yo me remito a sus colecciones de 2005 y 2006 (abajo) que eran una delicia de Alta Costura.

rabih2.jpg