Blogs

Entradas con etiqueta ‘Blog’

Preparados para el 7º Aniversario

Lunes, 23 Marzo 2015

aniversario.jpg

Estamos a las puertas de la Semana Santa y la primavera, a punto de pasar página a este mes de marzo, y yo dispuesto para celebrar. ¿Celebrar qué? Pues un aniversario: el de este blog, Fondo de Armario, que nació un 31 de marzo del ya lejano 2008. Siete años de andadura, que se dice pronto, que en esta ocasión quiero celebrar con todos vosotros durante esta semana que media hasta día del séptimo cumpleaños.

Me vanaglorio, entre otras cosas, de ser un blog longevo, uno de los que más y mejor ha aguantado los últimos siete años dentro del portal de elEconomista. Cuando me propusieron crearlo yo escribía en las páginas de la edición de fin de semana de este periódico que me dio tan gratos momentos y recompensas. El reto que se me proponía era ofrecer a los lectores de la edición digital un faro y una guía que alumbrar un camino de losetas de moda y estilo. Y así lo he tratado de hacer durante todo este tiempo lo mejor que he sabido, aprendiendo de mis errores, sorprendiéndome de mis éxitos, agradeciendo la confianza y la libertad que este medio siempre me ha brindado, y escuchando atentamente el feedback de mis lectores, tanto aquí como en las redes sociales. Fondo de Armario es tan vuestro como mío, o quizás más.

En enero 2014 tomé la decisión de convertirlo en un blog masculino. Era una medida arriesgada porque todos sabemos que el tráfico en las webs de moda la generan las mujeres, los hombres somos ‘distintos’. Sabía que iba a sacrificar mucho en ese paso, pero también sabía que tenía mucho que ganar, ya que no son tantos los blog dedicados al hombre, al menos desde una perspectiva ‘profesional’. ¿Os digo un secreto? El cambio no fue tan mal. De hecho el tráfico no se ha resentido en absoluto, y eso lo interpreto como un síntoma de ‘cambio’ en las costumbres e intereses del público masculino.

Esta semana la voy a dedicar a hacer un repaso sui generis a qué ha ocurrido en estos siete años. No adelanto nada, estad atentos, y os invito a que una vez más interactuéis y me digáis con franqueza lo que os gusta y disgusta de este blog, hacia dónde os gustaría que se dirigiera… libertad absoluta en la opinión y respeto máximo a ella. Acompañadme.

Seis años con todos vosotros… y siempre en el punto de partida

Lunes, 7 Abril 2014

Acabamos de cruzar el sexto aniversario de este blog y me siento muy contento de haber centrado recientemente la temática de este en el mundo masculino. Sé que es un camino muy ingrato, sobre todo porque el hombre se relaciona con la moda y los medios dedicados a ella de una manera menos intensa y pasional de como lo hacen las mujeres. Y yo, que soy meditabundo por naturaleza, me he puesto a reflexionar sobre ello y he extraído algunas conclusiones interesantes que me pueden servir de brújula en esta nueva andadura bloguera. Pero la más importante, la esencial, la que explica el 90% de ese desapego entre el hombre y los medios de moda es: los medios no presentan un hombre real con el que poder identificarse (por lo general, y con muy significativas excepciones).

Están los medios que por vocación ‘aspiracional’ terminan por presentar una realidad poco asequible, de precios pensados para grandes fortunas. Y por otro lado están aquellos que ponen el foco en la creatividad sin pararse a sopesar si esta está reñida con la ‘realidad’. El hombre real busca referentes cercanos y practicables, moda que los distinga pero no los señale, estilo a buenos precios, ropa versátil y que perdure temporada tras temporada en el armario sin que pasada la fiebre de una tendencia se convierta en un lastre. Por eso empezaremos mañana entrevistando a Edgar Carrascal, el diseñador colombiano afincado en Barcelona que ofrece unas de las colecciones de camisería más interesantes llena de guiños innovadores. Echaremos un ojo a lo que encontraremos en su estudio en la calle Valencia de Barcelona y descubriremos la filosofía del hombre detrás de la marca.

carrascal1.jpg

El hombre, además, no busca imágenes impresionantes que le sirvan de ‘inspiración’ al vestir, sino que quiere directrices e ideas concretas que vampirizar. No busca tanto total looks que reproducir como ‘notas de estilo’. Eso la industria lo tiene claro, sólo hay que fijarse en cómo los accesorios se convierten en los protagonistas de las campañas publicitarias que se insertan en las páginas de las revistas. Si bien el mundo de la alta moda femenina tiene la gallinita de los huevos de oro en las líneas de complementos, en el caso de los hombres no es diferente. Las gafas de sol son el producto estrella de las firmas con las que hacen el agosto… nunca mejor dicho, ahora que el buen tiempo nos invade. Haremos este miércoles un repaso a los 5 modelos de gafas de sol de estilo retro con más potencial para convertirse en must de temporada.

dg1.jpg

Otro problema que tienen algunas publicaciones tradicionales para conectar por el público es que identifican elegancia con ‘estilo anodino’. El hombre que se siente cómodo con la ortodoxia, con el ‘sota, caballo y rey’ vistiendo, con el uniforme elegante… no es consumidor de revistas de moda. Aquel que compra una revista o consulta una web es porque está interesado en tendencias, en toques originales, en demostraciones de ingenio al vestir, buscan esa vuelta de tuerca que les permita introducir la imaginación y la fantasía en su armario sin que les pase factura. Por eso le dedicaremos el jueves a una prenda que esta temporada es imprescindible aprender a llevarlo: la camisa estampada. Qué, cómo, dónde y cuándo. Intentaremos dar claves para vestirlas y seleccionaremos algunas piezas exquisitas.

hermes1.jpg

Finalmente también he llegado a la conclusión de que la vinculación de los contenidos con la publicidad se ha hecho tan descarada que el lector se ha sentido insultado. La demanda de ‘independencia’ editorial se ha convertido en un clamor y proponer nombres y firmas fuera del star system comercial es una necesidad imperiosa. Así que terminaremos la semana presentándoos un nuevo talento emergente del que no adelantaremos su nombre… para eso tendréis que visitar Fondo de Armario este viernes y conocer de primera mano una de las figuras que a buen seguro será parte del ‘futuro’ de la moda masculina.

ndesigner1.jpg

Gracias a los fieles seguidores de este blog por estos seis fabulosos años de compartir con todos vosotros mi visión de la moda.

Agustín Velasco, autor de Fondo de Armario: “La historia ha demostrado que la moda tiene Alzheimer”

Sbado, 31 Marzo 2012

agustin-velasco.jpg 

Cuatro años. Ya hace cuatro añitos que comenzó a funcionar Fondo de Armario tal día como hoy. Una aventura cuyo autor no tenía muy claro a dónde le conduciría. Por eso, con motivo de este aniversario, he decidido entrevistar al autor del blog, al periodista de moda Agustín Velasco, para que nos desvele cuáles son sus impresiones, sus sentimientos y esperanzas respecto a este blog, que con cuatro años, ya puede considerarse veterano.

Vaya por delante mi enhorabuena por tu blog, me gusta mucho. Gracias, pero debo confesarte que la entradilla te ha quedado un poco cursi.

Bueno, no sé, quizás, pero es una expresión de mi admiración por tu carrera profesional. Eres consciente de que hay mucha gente que te sigue y admira. No, en absoluto. De hecho siempre me sorprende que alguien se te acerque, te identifique y te suelte “sigo tu blog”. A mí me deja a cuadros (aunque es muy halagador, pero me da mucha vergüenza que me alaguen). En mi caso tener un blog es como un ejercicio de predicación en el desierto, porque no soy de los que tienen cien comentarios a los cinco minutos de publicar un post. A veces pienso que termino escribiendo para mí, y por eso en ocasiones se me va la bola. Después ves las estadísticas de visitas y piensas que no, que definitivamente no estás solo. No puedo considerarme un bloguero fenómeno de masas. Eso es algo que tengo muy claro cuando comparto mesas redondas y eventos con otros blogueros que por lo general tienen legión de fans. A mí me miran en plan “¿y este quién es y qué hace aquí?”.

¿Por qué crees que pasa eso? Porque no actúo como un bloguero al uso, no interactúo con el público, no voy dejando comentarios en blogs a diestro y siniestro para que me devuelvan la visita. Debe ser frustrante dejar un comentario en mi blog y no obtener una respuesta, supongo que a la siguiente vez se dicen “¿para qué voy a dejarle un comentario?”. Pero yo leo todos los comentarios, y si son críticos los analizo y trato de sacar una lección, y si son elogios los relativizo. Todo esto es una deformación profesional. Yo he aprendido que no tengo que justificar mi trabajo: si te gusta bien, si no… pues qué le vamos a hacer.

¿No te importa lo que piensen tus lectores? ¡Yo no he dicho eso! Solo digo que hay que tener claro que cuando eres un profesional del periodismo no puedes pasarte la vida tratando de agradar a todo el mundo. Pero claro que me importa la opinión de mis lectores, si no fuera así esto no tendría sentido. Además tengo unos lectores muy valiosos porque no sé cómo he conseguido que este sea un blog casi para insiders. A mí me leen en gran parte la gente del sector. Por eso no soy un bloguero conocido a nivel popular, pero mi lector medio sí me conoce, pero me conoce desde antes del blog, en mi vertiente profesional.

¿Cómo decides los temas que vas a tratar? Es pura inspiración divina.

¿Cómo dices? Sí, yo me pongo frente al ordenador y Dios me ilumina y me manda un mensaje para que se lo comunique al resto del mundo. Soy lo que se dice un iluminado, que es algo, que tal y como está subiendo la factura de la luz, me va a salir por un ojo de la cara.

¿No es esa una pose que criticas en los diseñadores: el que se tomen demasiado en serio ellos y su trabajo? Sí, pero como veo que les funciona y la gente los adora cuando más iluminados se consideran, he decidido que yo también quiero ser un iluminado. Pero esto off de record, ¿ok?: No sabes cómo me fastidian los diseñadores que piensan que están haciendo algo transcendental para la humanidad. La historia ha demostrado que la moda tiene Alzheimer. En cuanto estás dos temporadas fuera del circuito ya nadie te recuerda. Grandes mitos de su tiempo como Mainbocher o Poiret solo son recordados por los historiadores, ya que el mundo en general está más interesado en el último bolso de Prada que en recordar las grandes figuras de la historia de la moda. Así que, ¿para qué tomarte tan en serio cuando a la vuelta de la esquina está el olvido?

Es muy duro lo que dices. ¿Cómo puedes trabajar todos los días pensando que tu trabajo no trascenderá al tiempo? ¡Pero no seas ingenuo! Mi trabajo no consiste en encontrar un remedio para una terrible enfermedad, solo estoy escribiendo sobre moda. En esta carrera no es tan importante el qué haces sino el cómo lo haces. Dentro de veinte años nadie recordará un artículo que publiqué en abril de 2012, pero sin embargo puede que haya un diseñador que al entrevistarlo le preguntes qué recuerda de sus inicios y puede que me nombre con afecto por el modesto apoyo que le brindé para que saliera adelante.

¿No aspiras a pasar a la historia? Uy, con la wikipedia ahora lo de pasar a la historia está sobrevalorado, cualquiera mínimamente hábil puede tener su propia entrada y pasar a la posterioridad.

¿Qué es lo que más te gusta de lo que haces? Encontrarme con periodistas que preguntan que qué es lo que más te gusta de lo que haces.

Cogida la indirecta. Déjame preguntar de otra forma: ¿Tienes la misma vocación por la moda que al principio de tu carrera? Absolutamente no. El periodismo de moda es una carrera de desgaste. Llega un momento en que piensas que ya lo has visto todo y todo te apesta, y todo tiene connotaciones negativas, y piensas que el sector se pudre poco a poco. Y un buen día encuentras un diseñador que te redime y te devuelve la ilusión porque su trabajo es fresco y emocionante. Y te das cuenta de que el problema no está en la moda sino en ti y te tienes que reinventar para recuperar la ilusión. Esto es un proceso cíclico. Lo malo es cuando te instalas en el hastío y no haces el esfuerzo por renovar esa ilusión. Ahí es cuando tienes que decir “apaga y vámonos”.

¿Vas vivido ese proceso? Sí, soy muy cicloquímico, pero no tengo medicación al respecto.

Oye, ¿por qué has elegido el formato autoentrevista para celebrar este aniversario? Te advierto que es muy Encarna Sánchez. Ah, precisamente por ello. Hay muchas mañanas que me levanto con ganas de gritar aquello tan famoso de Encarna: ¡¡Temblad pedazo de sinvergüenzas!! Pero después me pongo a limpiar la cocina que he dejado mangas por hombro la noche anterior y pierdo todo el fuelle justiciero.

¿Qué es lo que hay que tener para ser periodista de moda? Instinto kamikaze. Si pretendes nadar y guardar la ropa vas listo. Siempre les he dicho a los chicos que han pasado por mis manos para formarse en este oficio que no te puede gustar todo lo que ves. Que lo bueno, lo bello, lo excelso… solo existe en contraposición a lo malo, lo feo, lo abominable. Hay que cultivar el criterio y decir las cosas sin pelos en la lengua… y eso siempre trae problemas.

Pero también te aplauden por decir las cosas tan claras. Sí, lo aplauden, pero los problemas te los tragas tu solito. Pero te digo una cosa, en estos once años de carrera que tengo a mis espaldas he aprendido a ser menos vehemente y más tolerante, porque a veces juegas con las ilusiones y el trabajo de mucha gente, y hacer daño gratuitamente no es mi vocación. Una mala crítica mía es más fácil que la sufra un gran diseñador que un joven diseñador emergente. Si lo que el joven hace no me gusta me limitaré a obviarlo y le daré tiempo a que crezca y mejore. Por ejemplo, que Lagerfeld haga una mamarrachada no me lo puedo callar.

¿De qué te sientes más orgulloso de tu blog? Primero de que es un superviviente. Es el blog más antiguo de lifestyle de las webs de elEconomista.es. Y siempre me he sentido muy valorado donde estoy. (Lo mismo mañana me llaman y prescinden de mí y me tengo que tragar estas palabras). Segundo, estoy muy contento con el público que tengo. Pero sobre todo me siento orgulloso de que cuando llamo a la puerta de un nombre importante de la moda enseguida se me la abre. Y eso ya no es solo por mi trayectoria como periodista. A los diseñadores les da igual tu trayectoria, aunque siempre es una garantía de que vas a hacer un buen trabajo. Lo que siempre te preguntan es “para qué medio quieres la entrevista”, porque ellos son muy mirados con eso, les tiene que gustar la revista, su público y su diseño para dejarte entrevistarlos. Al principio tenía miedo de pedirles la entrevista para un blog. Pero algo bueno tendrá Fondo de Armario cuando puedes leer entrevistas de gente como Agatha Ruiz de la Prada, Guillaume Henry (diseñador de Carven), Dirk Schönberger, Linda Rodin, John Patrick (Organic), Miguel Adrover, John Richmond, Alexandre Vauthier, Ana Locking, Nicolás Vaudelet…

¿Qué nos depara el blog próximamente? Pues no sé, muchas locuras, porque yo tal como pienso una excentricidad la pongo en práctica sin meditarlo. El otro día puse en Facebook que me daban ganas de crear una sección en la que en vez de entrevistar a diseñadores los diseñadores me entrevistaran a mí. Ya sabes, una de esas provocaciones que de vez en cuando publico. ¡Pues te puedes creer que la respuestas que suscitó me hacen sopesar llevarlo a cabo!

Un deseo para el próximo año. Que pueda celebrar el quinto aniversario y que la gente me lea, que lo disfrute… ¡Y que los comentarios a los artículos que me dejan en Facebook que me lo dejen en blog!

Ha sido un placer entrevistarte. Por supuesto, lo sé.

Tavi Gevinson, una niña prodigio desamparada en el mundo de la moda

Viernes, 23 Julio 2010

tavi-yamamoto.jpg

Si algo nos gusta en el mundo de la moda son los monstruos de barraca de feria que den singularidad y ofrezcan color a los engranajes del show business. De un tiempo a esta parte no hacemos más que presenciar cómo se ensalza la figura de una niña de 14 años, Tavi Gevinson, autora del blog Style Rookie. En poco tiempo, y gracias al foco que periódicos como el New York Times o revistas como Vogue han puesto sobre ella se codea en la primera fila de los desfiles internacionales con la mismísima Anna Wintour, se fotografía en el backstage con John Galliano… Tavi es tratada con la dignidad que merece la nueva gran gurú de la moda. Y es que si algo funciona maravillosamente en el fashion show son las rarezas, y ¡para qué más rareza que una niña prodigio de la moda!

Permitidme que no me una al coro de palmeros que jalean a este personaje, que sería la postura más cómoda: “¡bravo, bravissimo!”, gocemos un rato con nuestro nuevo juguete… que terminaremos desechando cuando pase la novedad sin pensar en el daño que hayamos podido hacer.

Si la moda es un mundo ya complicado psicológicamente para adultos hechos y derechos, una factoría de tarados emocionales con valores totalmente invertidos, ¿cómo no va a ser peligroso para una niña en pleno proceso de configuración de su escala de valores? Esta jovencita con gafas de viejecita siciliana supongo que tendrá unos ‘padres’ (que los tiene) pero no comprendo porque la están dejando caer irremediablemente por el sumidero del triturador de la moda. Unos padres deberían preocuparse por el correcto desarrollo emocional de una pre-adolescente. ¿Sentirse seguida y admirada por tantos lectores es sano? ¿Verse agasajada y reverenciada por el sector que la trata como una celebrity no tiene efectos adversos? ¡Pero ni siquiera sabían qué hacía su hija en el blog hasta que un día les pidió permiso para que la sacaran en el New York Times!

En moda ninguna fama es gratuita, ni dura más de dos primaveras. Los padres de Tavi deberían ser conscientes de que cuando se den cuenta del precio que su hija va a pagar por este momento de gloria ya será demasiado tarde. Yo si fuera padre de una niña como Tavi me gustaría que esta viviera su adolescencia, que priorizara sus estudios, que desarrollase sus valores, que se sintiera integrada… que no fuera “la rara”.

¡Claro que una niña como Tavi puede jugar con la moda como medio de expresión! Forma parte del desarrollo de su personalidad, de su autodescubrimiento. Y puede aspirar a ser editora de moda, y sus padres deberían apoyarla, pero marcando los tiempos. Otra cosa es sumergirla de cabeza en el negocio (¿para qué necesita una niña de 13 años una responsable de comunicación?)

Tavi ha hecho sus pinitos como estilista para BlackBook Magazine. Cuando llegó a redacción la encargada del ropero (donde se guarda la ropa cedida para los editoriales) se disculpó diciendo que no era como el de Vogue, a lo que Tavi replicó “nada es como el ropero de Vogue”. ¿Cómo le explicas a esta niña, a este monstruo de la moda, que la vida real no se parece en nada al ropero de Vogue?

Lo único que me tranquiliza es escucharla en los videos con esa serenidad y madurez con la que habla, y leer textos de su blog como en el que protesta a la revista Seventeen por el uso deleznable que hace de la palabra ‘fat’ (gordo/a) y los valores negativos que le asocian. Yo le deseo lo mejor a Tavi, sinceramente, y espero que llegue a lo más alto… sin daños colaterales.

tevi-nina-prodigio-2.jpg

Entrevista con el blogger

Mircoles, 24 Febrero 2010

foto2-2.jpg

Una de las novedades de Cibeles ha sido la pequeña sala de prensa habilitada para unos privilegiados bloggers  que han sido acreditados con todos los honores de entre la avalancha de peticiones de acreditaciones de blogs que la organización recibe. Cada vez con más peso en el modelo de difusión de la moda, los bloggers son personajes que levantan sentimientos ambiguos entre los profesionales del periodismo de moda de toda la vida. Hablamos con Jose Airam, que junto a su compañera María Velasco son los autores de e-coolsystem, uno de los blogs que han conseguido pasar la criba cibelina. Jose Airam ya es un viejo amigo de Fondo de Armario y pudimos leer su ‘experiencia’ en la serie De rebajas con los bloggers. Ahora es el momento en que se arrepentirá profundamente de habernos enviado el retrato que reproduzco con motivo de aquella colaboración… pero a lo hecho, pecho.

¿Qué requisito os han pedido para acreditaros? Principalmente, tener más de dos mil visitas diarias. Además se nos pidió los enlaces a todos los posts de la cobertura que hicimos en anteriores ediciones y supongo que habrán valorado la calidad de los mismos y de cada blog. 

¿Desde cuándo asistes a Cibeles? ¿Te lo han puesto fácil en otras ediciones para asistir? La primera edición a la que asistimos fue justamente la anterior, aunque siempre hemos seguido activamente aquellos desfiles que más nos han gustado y, por supuesto, los hemos comentado y opinado. Eso sí, no tiene nada que ver hablar de las propuestas de cada diseñador viéndolas en directo sobre la pasarela a verlas en fotos o en la televisión. La otra vez pudimos asistir gracias a la ayuda de los diseñadores y, sobre todo, de otros bloggers. Además desde la organización se nos acreditó para ver El Ego. No nos lo han puesto ni fácil ni difícil, más bien no nos lo han puesto.

¿Cuál es la actitud de la prensa de toda la vida frente a los bloggers? Pues yo creo que hay de todo. Supongo que como fenómeno relativamente joven habrá gente que no sepa nada de los bloggers, otros que nos miren con recelo y otros que se interesen por nosotros. De todas formas, desde las principales revistas de moda de España nos empiezan a considerar y no creo que el clima de enfrentamiento que se está fomentando desde algunos sectores nos beneficie. Como todo, tenemos que sufrir un período de adaptación, pero cuando esto pase, conviviremos de forma más natural.

¿Por qué crees que se os tiene ‘miedo’? Si te digo la verdad, no llego a entenderlo y es posible que este “miedo” venga más de parte de las publicaciones en papel que de los medios on line. Los bloggers vivimos esto con pasión: hemos pasado seis días en Cibeles sin ver la luz del sol, faltando a la universidad y pidiendo vacaciones en los trabajos, y eso más que dar miedo debería ser algo positivo para el mundo de la moda. Lo que debería dar miedo son otras cosas, nunca la independencia y el entusiasmo puesto en nuestro trabajo. 

¿Crees que los diseñadores son conscientes del poder de difusión de los bloggers? Sin lugar a dudas, cada vez lo son más. Ayer mismo, David Delfín y la tienda Yoox organizaron un evento exclusivo para bloggers en el que presentaban una colección con motivo de su décimo aniversario. En los últimos tiempos se ha multiplicado por veinte las notas de prensa y convocatorias que recibimos diariamente para asistir a presentaciones y eventos. Los diseñadores tienen en los bloggers un soporte que deberían aprovechar y que nos beneficiaría a ambos grupos y parece que por fin se están dando cuenta.

¿Cuál crees que es el éxito de los bloggers? La inmediatez y la cercanía con los lectores. Gracias a herramientas como Twitter hemos podido retransmitir los desfiles en directo y recibir los comentarios de nuestros seguidores antes de salir por la puerta de la pasarela. Los bloggers hemos conseguido que la moda llegue a más sitios en menos tiempo.  

¿Qué es lo mejor y lo peor que has visto en esta semana? El último día fue el mejor: grandes diseñadores presentando en desfiles compartidos. Ion Fiz regresó por fin a la pasarela madrileña y lo hizo con una de sus mejores colecciones (al final, muchos de los asistentes rompieron a llorar). Nos gustó mucho también la debutante Teresa Helbig, que presentó una colección tan personal y retro que se olvidó de las tendencias y aportó un aire fresco que nos vino bien a todos. Y obviamente, Nicolás Vaudelet para El Caballo con un trabajo en cuero excepcional. Del resto de días, Ana Locking y su color, Amaya Arzuaga y sus propuestas arquitectónicas, Juanjo Oliva y David Delfín. Hablar de lo peor sería hablar de la presencia de la crisis en las propuestas de algunos de los “grandes”, que presentaron prendas tan comerciales que parecían pasadas por el filtro Inditex.

¿Consigues rentabilizar el trabajo que realizas en el blog? No conseguimos rentabilizar ni nuestro trabajo ni nuestro tiempo. Le dedicamos una media de 5 horas diarias (aunque en Cibeles, por ejemplo, la dedicación era de unas 20) y tenemos gastos en registro de dominios, impresiones de tarjetas, informáticos… Eso en cuanto a una rentabilidad económica porque personal sí que la tenemos, si no, hacer esto no merecería la pena. Cada comentario cuenta para nosotros y encontrarte a alguien que te diga que le encanta cómo lo haces y que sigas para adelante recompensa cualquier esfuerzo.

Entonces, ¿qué aspiraciones tienes? Aspiraciones no tengo ninguna. Empecé hace seis años sin ninguna pretensión y jamás pensé llegar a donde estamos hoy. Siempre dejo que e-coolsystem me sorprenda y creo que para darle una larga vida al blog es mejor que sea así. Eso no quiere decir que no seamos ambiciosos y trabajemos para hacerlo cada día mejor.

¿Algo especial que reseñar de tu cobertura de Cibeles? Sobre todo cuando alguien nos reconoce, pero es gratificante ver que de alguna manera nuestro trabajo llega a la gente y les gusta. También el buen rollo que hay entre bloggers y sin el cual sería imposible sobrevivir en Cibeles (préstamos de cargadores y ropa, risas entre desfile y desfile y algún que otro café). Nos reímos muchísimo y estamos casi todo el tiempo juntos… creo que pronto nos empezarán a llamar ‘secta’ o algo así.