Blogs

España y los buenos principios

Es difícil ser prudente con las expectativas de España en este Eurobasket después del enorme rendimiento de la selección en el partido frente a Montenegro. Conviene hacerlo, sin embargo, porque esto es muy largo y basta un mal día para irse a casa antes de tiempo. No es más favorita España al título después de la victoria frente a Montenegro pero es gratificante reencontrarse con un baloncesto de tan alto nivel que tiene en la solidaridad en ambos lados de la pista su idea principal.

Lo cierto es que, además del excelente nivel de juego, da la sensación de que el equipo acude muy mentalizado en cuanto a aquellos aspectos sobre los que tiene que poner el acento para exprimir al máximo el elemento diferencial que suponen los hermanos Gasol y sus complementarios bases.

El reiterado mensaje de Sergio Scariolo en todas sus comunicaciones respecto a que la suerte del equipo vendrá muy relacionada con el rendimiento defensivo ha tenido una respuesta muy positiva por el equipo. El impacto de Ricky Rubio en este sentido es altísimo por su actividad en líneas de pase y su inteligencia para manejar fintas y ayudas defensivas. A lomos de Rubio y con la protección que ofrecen los Gasol, España ha sabido exprimir todas las carencias de Montenegro, esto es, mal trabajo sin balón, deficiente ocupación de los espacios, poco talento para el pase y nula disposición para jugar a otra cosa que no sea un ritmo cansino en media pista.

Montenegro ha planteado un partido para llevar a España a pocos puntos y se ha llevado casi 100 porque su propuesta no ha hecho sino aumentar la confianza de un grupo que conjuga confianza y humildad en la pista como pocos. El partido ha confirmado el potencial del grupo de Scariolo que tiene la idea clara de jugar a partir de los Gasol, que es mucho mejor que jugar para los Gasol. El matiz diferencial viene dado por el hecho de que técnico y compañeros tienen muy claras la capacidad de Pau y Marc para aportar en muchas facetas además de la anotación y porque están muy pendientes de crear mecanismos que exploten la atención que generan. Conviene detenerse en la madurez de los hermanos Gasol y su extraordinario conocimiento del juego, una vez más. Antes del partido los Vucevic, Dubljevic y Todorovic añadían cierta incertidumbre al resultado. Todos ellos son buenos o muy buenos jugadores que no llegan a la excelencia de los nuestros porque no son capaces de implicar tanto a sus compañeros ni superar el muro mental que les supone no anotar con continuidad.

Si Ricky Rubio ha mandado el primer mensaje respecto a la intensidad, Sergio Rodríguez ha aportado brillantez y un punto más de velocidad en el juego. La solidez de esta pareja es fundamental para España. Los equipos seguirán poniendo a prueba el tiro de Rubio y la defensa de Rodríguez pero ambos llegan en un momento óptimo de confianza que contagian a los que le rodean.

Los objetivos de la primera fase son mejorar automatismos, identificar como camuflar carencias, obtener victorias que faciliten, a priori, buenos cruces y no “perder” jugadores por el camino. Quizás, por tanto, tenga más valor este primer triunfo por el “cómo” que por el “qué”. Todos los jugadores han aportado, se ha protegido el físico de aquellos que tendrán más desgaste y hemos asistido a momentos brillantes de aquellos que tendrán el complicado reto de mantener el nivel de este grupo.

Comparte este post:
  • Meneame
  • Facebook
  • Google
  • TwitThis

Tags: , , , , , , ,

Deja tu respuesta