Blogs

Entradas con etiqueta ‘pascual’

CSKA y el resto

Viernes, 23 Diciembre 2016

La Euroliga cerrará antes de que acabe el año la primera vuelta de su novedosa primera Fase. Entiendo que para equipos y jugadores, sobre todo aquellos que también disputan competiciones nacionales exigentes como es la ACB, el calendario es tremendo pero soy un firme defensor de esta Liga de “todos contra todos” que rara es la semana que no depara duelos de gran nivel y calidad.

El CSKA  Moscú es líder destacado de una competición en la que sus seguidores acumulan un importante número de derrotas que acercan mucho a los equipos que van desde la segunda posición en adelante. Queda tiempo y hay margen, incluso para conjuntos con dinámicas erráticas como el Barcelona, para optar a unas plazas de Play Offs muy abiertas y que van a deparar una lucha intensa hasta el final. La superioridad del CSKA de Moscú detecta el punto débil de este sistema. El primer clasificado de la Liga Regular debería acceder directamente a la Final Four y premiar de esta manera ser el mejor de los mejores en 30 partidos.

No es ninguna sorpresa que el CSKA de Moscú lidere la tabla, aunque es más llamativa la amplia distancia sobre sus seguidores. Los de Itoudis son el actual campeón, cuentan con dos de los cinco mejores jugadores que juegan en el continente (Teodosic y De Colo) y son el grupo que mejor responde en todos aquellos “medidores” que reflejan la solidez de un colectivo. Esto es, intensidad y colaboración defensiva, uso del pase en ataque e implicación de muchos jugadores perfectamente integrados en sus roles. Incluso sin sus dos mejores jugadores, el CSKA es muy competitivo y es capaz de llevar su defensa a un nivel que pocos equipos son capaces de igualar. Podrían igualarlo conjuntos como Fenerbahce y Real Madrid pero los de Obradovic y Laso acusan cierta falta de solidez que les hace no acabar de dominar los partidos como se les presupone. Si hablamos de rendimiento respecto al nivel de su plantilla merece destacarse la labor de David Blatt en Darussafaka Dogus donde está construyendo un equipo sólido en el que parece encontrarse cómodo rodeado de buenos jugadores pero sin ninguna “estrella”.

En el caso del Real Madrid la racha de derrotas fuera de casa empieza a consolidar ciertas dinámicas que debe resolver Pablo Laso. La plantilla tiene un potencial impresionante pero hay varios jugadores que, por su etapa formativa, como Doncic, o porque esta etiqueta les acompaña durante toda su carrera (Taylor, Thompkins y especialmente Randolph) son muy irregulares y cada partido es una especie de tiro al aire. Parece peligrosa la tendencia hacia esa misma línea de Rudy Fernández del que su equipo necesita más puntos de los que quizás parezcan preparados para dar sus piernas. La dependencia de Llull es otro asunto pendiente de resolver porque Draper ofrece lo que se espera de él pero hay momentos de los partidos que requieren algo más de verticalidad y claridad de cara al aro.

Pese a todos estos “problemas” el Real Madrid sigue bien posicionado para optar a su objetivo de estar entre los cuatro primeros de esta fase, algo a lo que optará también un Baskonia que, como el año pasado, está dejando su mejor baloncesto en Europa. Los vitorianos son un equipo durísimo que exprime al máximo la versatilidad de sus jugadores interiores, los puntos de Larkin y Beaubois y la omnipresencia del “tres” más determinante de Europa, Hanga. Me alegra que a un técnico del nivel de Sito Alonso le salgan las cosas bien y que junto a Laso y Pascual (buen trabajo el suyo en Panathinaikos) defiendan de manera tan brillante el papel del técnico español en un evento tan maravilloso.

Roles y Trolas

Mircoles, 24 Junio 2015

Me alegra que un tipo normal haya liderado a un grupo para conseguir algo extraordinario. Seguro que peco de corporativista pero no se puede entender esta temporada histórica del Real Madrid sin valorar todo el recorrido desde que Pablo Laso fue designado entrenador del equipo. Desde un mensaje moderado y humilde y manejando con entereza el fuego amigo, Laso ha sabido construir un equipo histórico que ha logrado atraer admiradores y aficionados.

Hay un momento clave en la temporada del Real Madrid que es cuando Laso intercambia los roles de Bourousis y Slaughter. El equipo que ha desarrollado el mejor baloncesto de ataque en Europa en los últimos años elevó su nivel cuando entró en la rotación un tipo que renuncia a intentar anotar cuando está a dos metros del aro. El mensaje afectó en primera instancia a Bourousis pero caló en todo el equipo.

La Final ha evidenciado la diferencia entre un equipo asentado y otro que aún está en modo “búsqueda”. Desde hace tiempo, Laso ha encontrado el rol de todos sus jugadores mientras que Pascual solo ha parecido confiar de manera estable en Tomic. Por ejemplo, Thomas y Lampe han pasado de titulares a muy secundarios. Dudas frente a certezas, confianza frente a inquietud, pasión frente a resignación y también los “Sergios” frente a Huertas y Satoransky.

Reducir la diferencia entre los dos equipos a los bases no sería del todo justo pero actualmente la aportación de Llull y Rodríguez es diferencial y decisiva para explicar esta temporada histórica. Dos jugadores alejados del perfil de base-director que necesitan anotar para encontrar sentido a su juego  y lograr implicarse en otras facetas y que, a diferencia del curso pasado, han llegado al momento decisivo de la temporada en un buen momento físico. Satoransky y Huertas es una pareja magnífica pero que no suma tanto como la de los blancos porque Huertas no acaba de adaptarse a compartir minutos y porque ninguno de los dos es un tirador sólido desde la larga distancia lo que, en determinados momentos, es una limitación importante por los recursos defensivos que permite a los rivales.

Desde la superioridad en la posición de base, el Real Madrid ha consolidado su ventaja con la aportación de sus “segundos” espadas. El trío Rivers, Maciulis y Carroll merece un aparte por su solidez. Rivers ha logrado encajar dejando a un lado cierto espíritu libre y aplicándose en artes que no le venían tanto de serie. Acostumbrado a “buscar” ha acabado entendiendo las ventajas de “esperar”. Algo parecido le ha ocurrido al lituano Maciulis, excelente en defensa y rebote y muy generoso repartiendo juego desde el poste bajo. Carroll puede decir con orgullo que ha sido un factor diferencial en los dos títulos principales del curso. Su recuperación es otro mérito de Laso que ha tenido la habilidad de ponderar más sus virtudes que sus defectos para encontrarle siempre espacio en su rotación. Los buenos minutos de Carroll son fruto también de aquellas veces que tuvo oportunidades cuando sus lagunas defensivas tenían más visibilidad que su aportación en ataque.

Seguro que el Barcelona se reinventará y optará a todos los títulos la próxima temporada. La Final no deja, sin embargo, muchas pistas sobre cuales, serán los pilares del nuevo proyecto. Estará Tomic, que ya es mucho, pero queda por ver quién aportará ese plus de competitividad tan necesario para competir al máximo. Ese empuje que ha aportado Nocioni al Real Madrid y que no parece sumar  Doellman, talentoso pero huidizo cuando los partidos se juegan con el nivel de intensidad y actividad que ha propuesto el Real Madrid y el Barça no ha sabido igualar.

Crónica del ocaso

Viernes, 24 Abril 2015

Me tiene ganado el corazón de Olympiacos. El conjunto griego ha incluido en su ADN una asombrosa capacidad para agarrarse a los partidos, vivir al límite y saber manejarse como nadie en los momentos decisivos. Cuando los demás tiemblan y dudan, más certeros se muestran los Spanoulis, Printezis, Mantzaris y compañía. Desgraciadamente, su última víctima ha sido el Barcelona, que no tendrá la oportunidad de jugar una Final Four, uno de los objetivos de una temporada que sólo tiene la Liga Endesa como única tabla de salvación después de no haber podido conseguir ni la Súpercopa, ni la Copa.

La serie contra Olympiacos ha exhibido todas las carencias del conjunto catalán. La plantilla es magnífica, sin duda, pero su propio exceso ha generado situaciones complejas que han dado la sensación de ser más un freno que un impulso. Además, mentalmente, el grupo no ha demostrado ser lo suficientemente sólido para afrontar esos momentos de los partidos donde no se juega sino que se compite.

- El base, los bases. El base del Barcelona campeón de Liga era Marcelinho Huertas, los bases del Barcelona actual son Satoransky y el propio Huertas. A priori, el combo actual supera la pareja que hacía el brasileño con Víctor Sada. Satoransky es un fichaje magnífico por su margen de progresión y su impacto en defensa y rebote pero ese último minuto del cuarto partido quizás hubiera sido otra cosa con el mejor Marcelinho en pista. La realidad es que la irrupción del jugador checo ha limitado mucho a Huertas que, como ha demostrado en su trayectoria, sólo ha rendido al máximo cuando ha tenido la sensación de ser el base titular de su equipo. Pascual aun tiene pendiente lograr que dos grandes jugadores den un gran rendimiento a una posición algo que, por ejemplo, Pablo Laso ha logrado en el Real Madrid con los “Sergios”.

- Los seis magníficos. Navarro, Oleson, Abrines, Hezonja, Thomas y Jackson. Impresionante leer la nómina de jugadores exteriores del Barcelona. La realidad está siendo distinta. En este caso, “más es menos”. Para empezar, uno de ellos casi siempre ni se viste y para el resto la falta de un rol estable no les asegura una buena evolución. Navarro es incuestionable aunque sus piernas no son lo que eran y Thomas es un jugador más específico en la posición de “tres”. Para el resto la situación no es nada sencilla. Abrines y Hezonja acusan la falta de continuidad, Oleson es un valor seguro pero en la serie ha dado muestras de cierto apocamiento y Jackson simplemente no tiene espacio. Hay veces que los equipos crecen por la competencia y en otras ocasiones empiezan a desangrarse porque la abundancia de recursos acaba por impedir que se establezcan unos roles determinados.

- Doellman como ejemplo.  No seré yo tan iluso de escribir que Doellman no es un jugador para el Barcelona pero el club catalán ha evidenciado ciertas costuras del jugador norteamericano. Sus limitaciones defensivas llaman más la atención en un equipo tan trabajado en este aspecto como el azulgrana y quizás Doellman ha ejemplificado como nadie esa falta de carácter competitivo del Barça. No es problema para Doellman que yo tenga esa sensación sino que Xavi Pascual también parece tener dudas sobre su rendimiento ya que ha limitado sus minutos en pista según ha ido avanzando la serie.

- Revolución o renovación. El desenlace de la Liga Endesa dará una pista sobre hasta donde llegará el siguiente proyecto azulgrana. La casi segura marcha de Tomic pondrá a prueba a Joan Creus que buscará seguro algo más de capacidad atlética para complementar a Pleiss (que entiendo que seguirá). A partir de ahí, veremos…

Reflexiones sobre el clásico

Lunes, 30 Diciembre 2013

El ritmo.Los primeros minutos definen el plan de cada equipo. El Real Madrid, a lo de siempre, a todo trapo buscando generar superioridades en los primeros segundos de cada ataque. El Barcelona quiere ir más despacio pero pronto olvida su plan, se olvida de jugar para sus pívots y entra en esa vorágine de intentar cambiar canastas en la que los de Pablo Laso se encuentran más cómodos. Las pérdidas de balón son el peaje que paga el Barcelona por dejarse llevar por la velocidad del Real Madrid. El plan inicial del Barcelona se viene abajo demasiado pronto, síntoma de inseguridad y de que el equipo aún está por definir en cuanto a roles. Lorbek es un elemento positivo del juego del Barcelona pero también un aspecto a analizar ya que sólo anota en situaciones lejanas al aro cuando el jugador esloveno ha decantado partidos contra el Real Madrid aprovechando su superioridad sobre los “cuatro” blancos jugando cerca del aro.

Rudy.  El Real Madrid sale a la carrera con un Rudy  Fernández muy activo. El alero mallorquín ha mejorado su rendimiento respecto a la temporada pasada. El año pasado ya aportó mucho en defensa pero se mostró más inconstante en anotación y acabó con enormes dudas en su lanzamiento. Particularmente, el mejor Rudy que he conocido es el de la Penya y el del momento actual es el que más se acerca a esa versión.

El clima de Laso. Dentro de los muchos méritos que se le pueden atribuir a Laso está el haber conseguido crear un estado de ánimo de gran confianza en sus jugadores. Claro que llevar más de 20 victorias consecutivas ayudan lo suyo, pero el triunfo del Real Madrid vino por arreones de talento, genio y actividad más que por un juego colectivo brillante. El Barcelona nunca logró crear dudas al Real Madrid pero demostró arrojo y personalidad para no llevarse una derrota de escándalo. Eso sí, agarrado a los de siempre Marcelinho, Navarro y Lorbek. Las nuevas incorporaciones aún tienen que pasar la reválida de derrotar al Real Madrid.

Lampe y Nachbar como síntoma. Dos de los nuevos, jugadores de enorme talento, muy dependientes de sentirse indiscutibles para rendir al máximo y con tendencia a dispersarse cuando el partido tira más por lo emotivo que por la clase. Veremos si Xavi Pascual da con la tecla para que estos dos jugadores sean productivos.

La diferencia. No considero que haya mucha distancia entre las dos plantillas, incluso pienso que el Barcelona es mejor que el Real Madrid en algunos aspectos. ¿Quién es mejor jugador Lampe o Slaughter? ¿Papanikolau o Darden? ¿Pullen o Draper?. No sé vosotros, yo tengo la respuesta muy clara en dos de los casos y tengo dudas en el último. Sin embargo, la influencia de los tres jugadores del Real Madrid en su equipo es enorme en comparación con los minutos que juegan y con la que aportan los tres jugadores azulgranas. Ahí es donde está el trabajo del Barcelona y de Xavi Pascual. Tienen tiempo para hacerlo, el problema es lo que se vaya dejando por el camino. De momento, con casi toda seguridad, ya ha perdido el factor campo en una hipotética final.

Algo más que sensaciones

Martes, 17 Diciembre 2013

Entra la temporada en una fase en la que las sensaciones pasan a convertirse en certezas, o casi. La Liga Endesa avanza muy rápido para algunos,  muy despacio para otros, a los que casi parece molestar los partidos, y de manera agónica para equipos como Valladolid, incapaz, como es lógico por cómo se gestó el proyecto, de competir en sus encuentros.

- “El Barça de los 14″ se empieza a cobrar sus primeras víctimas. Las lesiones de Navarro, Oleson y Lorbek allanaron el camino de los descartes en los primeros partidos pero, una vez recuperados, Pascual se ve obligado a elegir. Lo normal es que Todorovic y Hezonja (dos proyectos de jugadores de primer nivel europeo) sean los elegidos pero el técnico catalán ha dado un aviso en forma de grada a Lampe, al que se le aventura un futuro negro en Barcelona. El jugador polaco sólo ha rendido cuando ha tenido el rol de indiscutible y en el Barça actual ese papel sólo está reservado para Marcelinho, Navarro, Papanikolau y Tomic. El resto son meritorios permanentemente a prueba, algo que, sin duda, influye en que el equipo no tenga la regularidad necesaria.

- Valencia. Las cosas bien hechas bien parecen. El equipo valenciano no se dejó llevar por impulsos revolucionarios cuando fue eliminado en los Play Offs de la temporada pasada. Tuvo la serenidad para valorar el conjunto y no el detalle y está obteniendo fruto de esa estabilidad que hace tiempo se impuso en el club taronja. El grupo tiene muchos jugadores de gran capacidad competitiva (Martínez, Ribas, Sato), grandes proyectos (Dubjlevic) y absolutas estrellas de esta competición como Doellman. A día de hoy es el único conjunto que amenaza el liderato del Real Madrid, absolutamente meritorio si atendemos al nivel del equipo blanco. Mi única duda con el equipo dirigido por Perasovic está en el puesto de base, quizás no al nivel del resto de posiciones y de los rivales por los que luchará por los puestos de privilegio.

- Piano, Piano.  Escribe un gran fan del juego, la propuesta y el rendimiento del Real Madrid de Pablo Laso. Su comienzo de temporada es histórico y fruto de todo lo construido en las dos temporadas precedentes, la madurez de sus jugadores y el valor de las incorporaciones. Dicho esto, considero excesivas diferentes apreciaciones tipo “El mejor Real Madrid de la Historia”. Aún es pronto para eso, falta llevar esta racha a los meses decisivos lo que se traduciría en títulos.

- La sombra de Andorra. Que el equipo Andorrano,con su pasado ACB a cuestas, lidere la Adecco Oro es algo que tienen muy presente los equipos de la zona baja en la Liga Endesa. Eso de que el descenso pueda dejar de ser algo virtual se traducirá en nervios, fichajes, destituciones y, casi con toda seguridad en más euros en la mochila de la deuda. Al tiempo.

Síntomas y estilos

Lunes, 7 Octubre 2013

Me cuesta hablar de certezas después de los partidos de pretemporada. Es verdad, la Súpercopa es un título oficial pero está muy condicionado por la fecha cuando se disputa y sólo permite aventurar el presumible impacto de las incorporaciones realizadas, los posibles nuevos roles en los diferentes equipos y las presumibles carencias que deberán ir camuflando los entrenadores.

No niego que en esta edición de la Súpercopa el equipo que más atención me generaba era el Barcelona, por las numerosas incorporaciones realizadas y porque sus resultados en los partidos de preparación destacaban por la gran cantidad de puntos anotados. El estilo del Barcelona lleva tiempo a debate, sobre todo desde que Pablo Laso fichó por el Real Madrid (ya sabéis,  el eterno espejo ..). Mi sensación es que Xavi Pascual ha simplificado algo más su repertorio ofensivo, no en cantidad sino en la intención de ser más agresivos en los primeros segundos de posesión algo que beneficiará a sus bases y restará un cierto aire previsible que acusó el Barcelona la pasada temporada.

La realidad es que la plantilla del Barcelona es excepcional y sólo queda esperar cómo encajan las piezas y cómo se distribuyen las responsabilidades, sin duda, el aspecto más difícil de gestionar tanto por jugadores como por los técnicos. Para empezar, Pascual deberá dar una vuelta a cómo dar espacio a Pullen y a mejorar el rendimiento defensivo de jugadores como Nachbar o Lampe, probablemente el aspecto del que más provecho sacó el Real Madrid en la Final. Desconozco cuando estará Lorbek disponible pero su nivel de la temporada pasada no le da para disputar muchos minutos en esta plantilla.

El Real Madrid ha acertado de pleno con la incorporación de Bouroussis. Es mucho más móvil y mejor pasador que Begic y, sobre todo, tiene un mayor grado de competitividad. De momento, Mejri y Díez, los otros dos nuevos, parten como los jugadores 11 y 12 del equipo. La temporada es muy larga y tendrán oportunidades para hacerse valer.  Como es lógico, la estructura de equipo del Real Madrid está más definida y los jugadores están muy adaptados a la interesante propuesta de juego. Me quedo también del Madrid con los dos buenos partidos de Rudy Fernández que apunta a mejorar en mucho la temporada precedente, la creciente madurez de Mirotic, la influencia de Darden y esa pareja de pívots capaz de cambiar la dinámica de los partidos con su movilidad y actividad defensiva como son Reyes y Slaughter, en mi opinión, poco reconocidos. Ellos, y el mejor base español del momento, claro, Sergio Rodríguez que ha añadido a su talento y creatividad la condición que separa a los buenos de los elegidos, el dominio.

No hay plan que detenga a Felipe y Sergio

Viernes, 10 Mayo 2013

Tantas y tantas cosas nos ha dejado la semifinal de la Euroliga entre Real Madrid y Barcelona Regal que cuesta ordenar las ideas máxime cuando uno ya tenía un pensamiento muy consolidado cuando veía que el Barcelona Regal comenzaba el último cuarto en plan dominador y el Real Madrid empezaba a jugar contra su rival y los fantasmas de estar tantos años sin optar al título.

Entonces pensaba que el Barcelona tiene muy claro cómo jugar al Real Madrid mientras que los de Pablo Laso se intentan abrazar a los momentos de inspiración de sus brillantes jugadores. No por la derrota debe dejar de valorarse la calidad del planteamiento azulgrana, insistiendo en su ventaja con Tomic, obligando a Rudy a utilizar su mano izquierda, jugando con la ansiedad de LLull y exagerando las ayudas en los bloqueos indirectos para evitar que Carroll entre en esos momentos mágicos que contagian a todo el equipo.

LLegado a ese punto donde todo parecía perdido o casi, Laso también quiso jugar su partido, recordó al equipo la necesidad de buscar canastas de alto porcentaje y estimuló la defensa utilizando una defensa mixta sobre Navarro. Del resto se encargaron dos tipos muy diferentes que representan dos valores muy necesarios en este deporte. Por un lado, Felipe Reyes, el tesón, la competitividad y el corazón. Por otro, Sergio Rodríguez, la inspiración, el talento y la mejor medicina contra la monotonía.

Este es el partido en unos minutos, más allá de eso, los 40 minutos vienen a confirmar distintas sensaciones que merecen comentarse.

Las “bajas” del Barcelona…..Mickeal siempre castiga al Real Madrid pero las verdaderas bajas de los catalanes han sido Lorbek y Víctor Sada. El primero es un jugador irreconocible que sólo tiene parangón con aquel que aterrizó en la ACB con Unicaja. A Sada, la eliminatoria contra Panathinaikos le ha penalizado, desde entonces su rol es muy secundario.

Y las del Madrid. Se esperaba mucho más de Mirotic, Rudy y Carroll. El nivel de los tres y la victoria conseguida habla muy bien de la profundidad de la plantilla blanca y es uno de los avales que deben hacer que los madridistas afronten la Final con mucho optimismo. Mirotic ha tenido poco peso en el partido porque Felipe Reyes se ha ganado cada uno de los minutos que ha jugado, como toda su vida, por cierto. Rudy Fernández tiene un problema con el tiro que va a más con el paso de la temporada, incluso parece que en cada lanzamiento cambia el gesto técnico. Carroll, por su parte, es uno de los focos principales de la defensa azulgrana y uno de los “rivales débiles” que elige Pascual en la defensa del Real Madrid.

Lo que descubre el partido. Ya habrá tiempo para hablar del futuro  pero sin duda que este partido marcará en parte las prioridades de ambos equipos. El Barcelona debe decidir qué bases quiere,  si realmente va a apostar por Abrines y Todorovic y si puede recuperar al mejor Lorbek. El Real Madrid necesita anotadores de alto porcentaje cerca del aro, tipos que garanticen un mínimo de puntos en cada partido. Pero quién piensa en el futuro con una Final de la Euroliga por delante con todas las opciones para ganarla. La oportunidad es inmejorable para los de Pablo Laso y ni siquiera el nivelazo del Olympiacos contra el CSKA evita que se les considere favorito, se lo han ganado.

El Partido

Jueves, 9 Mayo 2013

Leo y escucho muchos análisis sobre la semifinal de la Final Four entre Real Madrid-Barcelona Regal de la Euroliga, por muchos partidos que hayan disputados en el último año nos afanamos por encontrar aquellos aspectos que pueden resultar decisivos para definir el resultado. A veces, intentamos rascar demasiado porque siempre hay un porcentaje que escapa de la táctica, que tiene relación con el manejo de las emociones y con la capacidad de aprovechar las oportunidades que van apareciendo con el paso de los minutos. Estamos ante un partido del que está todo o casi todo dicho pero cuyo nivel aún puede hacer que nos sorprenda.

No hay favorito. El Real Madrid ha sido muy superior en la Liga pero los últimos partidos entre ambos equipos (incluso el de la última derrota del Barcelona hace unas semanas) han mostrado que el conjunto de Xavi Pascual tiene las ideas bastante claras de cómo jugarle al Real Madrid. Las bajas de Mickeal y los problemas físicos de otros jugadores como Jawai no deben ser minusvalorados pero a estos equipazos se les debe obligar a responder ante cualquier circunstancia adversa, de otra manera no se entendería tener plantillas de más de 12 jugadores, un verdadero lujo.

La línea entre la especulación y la certeza es demasiado fina en las horas previas a un encuentro de este tipo. Cualquiera de las siguientes afirmaciones se mueve entre ambos términos. Aventuramos que Pascual empezará el partido poniendo muchos balones cerca del aro para Lorbek (un clásico entre estos equipos que los tres o cuatro primeros ataques sean buscando castigar a Mirotic cerca del aro)  y para Tomic. Quizás, por lo visto en el último encuentro, Pablo Laso responda jugando mucho con Begic intentando meter en problemas de faltas a Tomic, más ahora que Jawai está tocado. No tengo tan claro el papel que Laso otorgará a Suárez, acertaría en mi opinión si en los primeros compases trata de que el jugador madrileño tenga presencia en las acciones ofensivas de su equipo.

LLull y Marcelinho. Revisando los partidos previos entre estos dos conjuntos se deduce que Pascual no tiene muchos problemas en que Llull sea el jugador exterior con más lanzamientos del Real Madrid. Su defensor exagera las ayudas, la prioridad es que no tiren Carroll y Rudy Fernández pero no hay tanto problema en que lo haga Llull al que parecen castigarle con la ansiedad que le provoca verse tantas veces liberado para lanzar. Me provoca mucha curiosidad ver cómo responderá el jugador balear ante esta “provocación defensiva” que le suele preparar el Barcelona. Por los catalanes, siempre he defendido la influencia de Marcelinho Huertas en su rendimiento, su conexión con Tomic en el juego de bloqueo directo está perfectamente consolidada pero su nivel defensivo condena a Xavi Pascual a ese juego que tan poco gusta a los entrenadores de echar cuentas si lo que aporta en un lado de la pista lo compensa en el otro. En mi opinión, Huertas es un tipo bastante fiable en estos encuentros y es probablemente el factor clave que marcará las opciones del Barcelona porque, a priori, es una posición en la que el Real Madrid en global es superior al Barcelona.

Los de siempre y las zonas. Desde que Xavi Pascual cambió el destino de la Liga con sus defensas alternativas en el cuarto partido de la pasada final le ha cogido el gusto a plantear defensas zonales en partidos de máxima trascendencia. El Real Madrid cuenta con muchos y buenos tiradores pero no logra una circulación de balón fluida contra este tipo de defensas contra las que suele abusar del uso del dribling. La zona de Pascual no será una sorpresa para Pablo Laso pero no por eso hay que pensar que no tendrá un buen resultado, a lo mejor hasta la emplea desde el comienzo del partido.

Muchas palabras de un Real Madrid-Barcelona y ninguna dedicada a jugadores como Navarro. Aunque parezca lo contrario, es un homenaje. No hay incertidumbre, se lo ha ganado, estará impresionante, como siempre, y si no, da igual.

“Cada día más trabajo, cada día más equipo”

Domingo, 10 Febrero 2013

Pues eso. Mejores palabras que las que ha dicho Mickeal después de la Final son difíciles encontrar para definir lo que ha realizado este Barcelona Regal en esta Copa del Rey. Una demostración de autoridad impresionante cimentada en su extraordinaria actitud de trabajo, su amplitud de recursos ofensivos y la habilidad de Xavi Pascual  en sus decisiones para camuflar los escasos puntos débiles de su grupo.

Los bases del Barça. En mi opinión la clave del Torneo. Navarro, Mickeal y Lorbek solo pueden ser discutidos en su condición de mejores “2″, “3″ y 4″ que juegan en Europa por pocos jugadores pero Marcelinho y Sada se mueven en una línea poco constante en los últimos tiempos. El brasileño ha superado a todos los bases que ha tenido delante y ha sido una fuente de alimentación constantes para los “finalizadores” de los que dispone su equipo. Con Huertas y Sada a este nivel, el Barcelona es prácticamente imbatible y te obliga a jugar a un nivel excepcional al que sólo pueden llegar pocos equipos.

El factor Oleson. La Copa ha confirmado lo adecuado del fichaje. Oleson es un jugador que se puede definir como “estable”. Anota de manera constante, no comete grandes errores y te permite mantener el nivel cuando Navarro o Mickeal no están en cancha. Oleson ha dado continuidad a los momentos de excelencia del Barcelona y tiene un perfil que encaja muy bien con lo que demanda Xavi Pascual, un entrenador que sabe como exprimir toda la amplitud del campo.

Ganar al Madrid. No tengo al Barcelona Regal con un equipo con problemas de autoestima, nadie ha ganado más que ellos en los últimos años pero lo cierto es que la victoria frente al Real Madrid dio al equipo ese punto de confianza que, por momentos, había perdido en algunos partidos de la temporada. El equipo ha dado la sensación de tener plena confianza en lo que estaba haciendo en cada momento. La confianza en el juego suele manifestarse a la hora de tirar y sobre todo de pasar. Poca gente lo menciona pero qué bien se ha pasado el balón en la Copa este Barcelona.

El Rey Pete. Mickeal probablemente no es el mejor jugador del Barcelona pero sí es un jugador enormemente diferencial. Estamos ante uno de los elegidos que se crecen cuando asoman cualquier tipo de trofeo en su camino, incluso los que parecen más lejanos. El competidor por excelencia no tiene rival en su puesto, sólo Nocioni consiguió limitarlo. Me da igual si merecía o no el MVP, es admirable la manera en que logra sacar lo mejor de sí mismo en los partidos trascendentales. Impagable.

Con permiso. Perdón por meter un breve comentario del Real Madrid en el día que se deben rendir todos los homenajes al campeón. Como casi siempre todo muy exagerado todo lo referente al equipo blanco. En mi opinión, nada de fracaso perder con este Barcelona, firme aspirante a la Final Four y ganador de 10 títulos en 4 años. Es cierto, Llull hizo algún tiro de más, pero ¿por qué no mirar al que hizo algún tiro de menos?. Ojo, soy muy fan de Mirotic pero alguno de sus pases en vez de extra pass fueron “fear pass”. Pues eso

10 Detalles para no perderse en la Copa

Jueves, 7 Febrero 2013

Bases, bases: El partido entre Real Madrid y Barcelona de Cuartos de Final sirve de ejemplo para el desarrollo de la competición. Se puede hablar de las parejas Rudy-Navarro, Mirotic-Lorbek o Suárez-Mickeal pero el Barcelona ha superado a los blancos cuando Marcelinho y Sada han igualado el habitual buen hacer de Llull y Rodríguez. Ojo también con el papel que pueda jugar Jasikevicius al que le va la marcha en este tipo de competiciones.

Lampe-Bjelica. Estos dos jugadores comparten el don de talento y un cierto aire indolente que les hace parecer menos competitivos. Buena parte de las opciones del Caja Laboral pasan por una aportación constante de esta pareja en todos los partidos.

Valencia Basket, confirmación o dudas.  La racha de derrotas consecutivas con la que llega Valencia Basket a la Copa otorga un carácter aún más importante a su actuación en Vitoria. Una derrota contra Asefa Estudiantes puede provocar incertidumbre en un proyecto que merece continuidad y confianza.

English, Gabriel - Lucas y Jaime. Carl English y Germán Gabriel tienen mucho que ver en que Asefa Estudiantes esté presente en la Copa, pero en Vitoria debemos prestar atención a cómo responden dos jóvenes proyectos como Lucas Nogueira y Jaime Fernández que acumularán experiencia en su camino a ser las banderas de un club necesitado de iconos y sobrado de entusiasmo.

Aguilar, Rabaseda, Bellas, Xavi Rey y el siguiente nivel. Jugadores nacionales que merecen un gran reconocimiento y que buscarán en Vitoria confirmar las buenas sensaciones que transmiten las últimas semanas. Permitidme que me detenga en el base de Herbalife Gran Canaria Tomás Bellas, un jugador que merece muchísimo respeto por su continua evolución, su liderazgo apenas perceptible y la madurez que demuestra jugando.

El arbitraje.  Nuestros árbitros se merecen confianza. Es de esperar unidad de criterios y un cierto espíritu de “dejar jugar” que contribuya a que se vean los mejores partidos posibles.

Talento maduro. Ahora me detendré en algunas debilidades. Raúl López, una apuesta muy fiable en este tipo de partidos, Germán Gabriel, cada año más lento pero mejor jugador y Rafa Martínez un ejemplo de actividad constante en ambos lados de la cancha. Disfrutadlos.

Lamont Hamilton. Me suena que ya lo he escrito más veces. Da igual, lo repito, bueno, bueno, de verdad. 

Entrenadores: La Copa del Rey reúne a ocho técnicos contrastados que viven la competición de diferentes maneras. Pablo Laso se ha ganado el crédito suficiente como para que no le pueda pesar una derrota temprana. Tampoco le falta crédito a Xavi Pascual pero su situación tiene matices distintos por las ocho derrotas en la Liga Endesa. Tabak se enfrenta a su primera opción real de un título en una situación de anfitrión que a veces no es fácil de manejar. José Luis Abós y Txus Vidorreta no se conformarán con la presencia de sus equipos en la Copa y, a buen seguro, que tienen preparadas sorpresas tácticas para inquietar a Caja Laboral y un Valencia Basket donde Perasovic viene realizando un gran trabajo. Los cuartos de Final los cerrarán Uxue Bilbao Basket y Herbalife Gran Canaria o lo que es lo mismo, Katsikaris y Pedro Martínez. El primero intentará recuperar la intensidad en defensa como seña de identidad de su equipo mientras Pedro Martínez exhibirá en Vitoria la versatilidad y buen uso del pase de la que hace gala su equipo.

La Copa. Esta competición se ha ganado el derecho a ser protagonista por sí misma. Dice Albert Agustí que la Copa es la Joya de la Corona de la ACB. Estoy muy de acuerdo con la afirmación aunque si rascamos en lo que hay detrás de este hecho sólo veamos motivos para preocuparnos..