Blogs

Entradas con etiqueta ‘Sergi LLull’

Historia de tres bases

Lunes, 3 Julio 2017

José Manuel Calderón, Sergio Rodríguez, Ricky Rubio. En el orden que queráis, estamos hablando de tres jugadores históricos de nuestro baloncesto, protagonistas de los mayores éxitos de la selección española y con muchos y buenos partidos a sus espaldas en la mejor liga del mundo.

Los tres jugadores afrontan momentos  de cambios en su carrera. Ricky Rubio ha sido traspasado a los Utah Jazz, Sergio Rodríguez espera un nuevo destino en la agencia libre y José Calderón acaba de firmar por los Cleveland Cavaliers en lo que significa una oportunidad histórica de luchar por un título de la NBA que sería un grandísimo broche a su brillante carrera.

La presencia de Calderón en los Cavaliers es un motivo ilusionante que debe servir de impulso al jugador extremeño. A sus 36 años y si las lesiones le respetan, Calderón puede tener minutos en  una franquicia que exige a sus suplentes decisión para tirar e inteligencia en la toma de decisiones. Estoy convencido que Calderón no tendrá difícil mejorar las prestaciones de un Deron Williams decepcionante en las pasadas finales  pero, por otro lado, despojándome de la gorra española, no parece una apuesta que mejore el nivel de una franquicia necesitada de mayor capacidad atlética para poder detener a las poderosas tropas del Oeste.

La decisión de Gordon Hayward de permanecer o no en los Jazz delimitará si Ricky Rubio ha aterrizado en un aspirante a Play Offs o en un equipo sin grandes pretensiones. Me sorprende lo poco que han valorado en Minnesota Timberwolves la última temporada de Rubio y cómo ha influido en la evolución de Towns o Wiggins. En los Jazz, Rubio enriquecerá a interiores atléticos pero con poca “gracia” para generarse sus opciones de anotación como Rudy Gobert. A priori, el estilo de los Jazz le viene bien al jugador español que aterriza en una franquicia que hace del orden y el juego de pases una de sus señas de identidad. Por el nivel de sus compañeros, es imprescindible que Rubio siga insistiendo en esa versión vertical y más “desenfadada” que exhibió en la segunda mitad de la pasada temporada. Desde su año de rookie, los últimos meses de competición mostraron el mejor baloncesto en la carrera de un Rubio que acudirá al próximo Eurobasket con la vitola de titular que siempre le ha otorgado Scariolo.

A día de hoy, Sergio Rodríguez no tiene equipo para la próxima temporada. De por sí, la noticia sorprende. Las sospechas sobre su labor defensiva parecen pesar a la hora de que alguna franquicia en la NBA se lance a por su fichaje a pesar de que, en mi opinión, su temporada pasada en los Sixers ha tenido momentos muy positivos. Con este panorama, la opción más posible parecería la vuelta al Real Madrid pero tampoco hay noticias al respecto.

El jugador siempre ha manifestado su idea de seguir explorando la vía americana pero es un poco intrigante que no se conozca, al menos públicamente, intención de los blancos en recuperarle. El equilibrio y el talento que aportaba el “Chacho” a la rotación blanca resultó decisivo para muchos títulos. La propuesta de Laso siempre evidenció que LLull era su base preferido, incluso cuando estaba Rodríguez, pero la presencia de ambos en los momentos decisivos de los partidos generaba menos certezas en los rivales que tenían que hacer frente a dos tipos capaces de generar superioridades y amenazar además desde larga distancia.

Quizás la idea es dar más protagonismo a Doncic la próxima temporada (aunque el esloveno se adapta a todas las posiciones exteriores), o es que no hay intención de  “amenazar” el protagonismo de Llull. A lo mejor  es el propio Rodríguez el que no tiene intención de volver y apuesta por una nueva aventura americana o moscovita, o quizás es que estamos ante una de esas negociaciones discretísimas, pero lo cierto es que parece raro que, teniéndolo a tiro, se obvie la posibilidad de retorno de un jugador básico en uno de los mejores ciclos del Real Madrid.

Y también, alma

Domingo, 21 Junio 2015

Esos primeros siete minutos del Real Madrid en el segundo partido de la final son un perfecto resumen de la etapa Laso con ese enorme plus de confianza que ha supuesto el título de la Euroliga. Por supuesto, no había otro mejor hombre para representar este ciclo que Sergi Llull. Llull ha sido ( y veremos si seguirá siendo) “el chico de Laso”.

En las buenas y en las malas, el balear ha sido la apuesta más decidida y sólida de Laso. Desde el primer día aventurócualidades de base,  le dio el mando del equipo y le liberó en los minutos decisivos con la inestimable ayuda de Sergio Rodríguez. Por momentos, incluso pareció que Laso exageraba su apuesta por Llull, dándole más minutos y galones que a dos talentos del nivel de Rudy Fernández y Sergio Rodríguez. Hoy, LLull es mucho más que el jugador que anota cinco triples sin fallo en una final de la Liga Endesa. Es un auténtico líder, que ha sido capaz de mejorar su interpretación del juego y que explota al máximo la enorme personalidad que siempre ha mostrado. Un tipo valiente que, como todos los de su condición, está recogiendo su premio y que ha respondido a la confianza de su entrenador derribando la puerta que separa un buen jugador de una estrella del baloncesto europeo.

Bajo el liderazgo de Llull y la hiperactividad de Rudy Fernández, el Real Madrid está a un sólo paso de proclamarse campeón de la Liga Endesa exhibiendo un juego brillante que no debe esconder algunas debilidades de su rival. El Real Madrid juega con un  nivel de confianza máximo pero también recordando la última final perdida en Liga frente al eterno rival. El Barcelona es víctima de sus dudas, de roles poco definidos en algunos puestos y de una alarmante falta de deseo. Más allá  del dominio en la posición de base que ejercen Llull y Rodríguez, de la movilidad de Ayón que penaliza a Tomic y Pleiss y de la intensidad en defensa del Real Madrid, sorprende el poco entusiasmo del Barcelona por intentar agarrarse al único título al que optan esta temporada. Incluso su técnico, Xavi Pascual parece haber perdido algo de esa habilidad para limitar las cualidades del Real Madrid siempre que jugaba contra los suyos. Todo lo contrario, el equipo de Pablo Laso parece excesivamente cómodo cuando juega contra el Barcelona.

El Palau es la cancha más difícil de Europa por lo que no se puede descartar  que la serie se alargue. Bajo su techo, varios de los jugadores del Barcelona pueden camuflar esa ausencia de carácter competitivo que les lleva pesando fuera de su campo durante toda la temporada. Es improbable que el Real Madrid anote de manera tan fluida fuera de su entorno pero la evolución durante el ciclo de Pablo Laso ha permitido a los blancos saberse adaptar a mayores tipos de partidos. En un año en el que el grupo ha sido capaz de derribar todas sus barreras pendientes, le queda otro reto para culminar su obra perfecta, jugar un buen baloncesto en el Palau Blaugrana.

Sobre España, giras y demás

Martes, 10 Julio 2012

Comienza la serie de partidos de España preparatorios para los Juegos Olímpicos con un cierto aire de rutina. Empiezan estas Giras a tener ciertas similitudes con el Tour de Francia dónde uno dosifica sus apariciones frente al televisor esperando sólo lo mejor en momentos señalados.

El grupo está más que hecho,  lleva mucho tiempo jugando junto y no se percibe un cambio de rol destacable respecto al Campeonato de Europa salvo que las lesione de Rudy Fernández y Juan Carlos Navarro perduren. Sólo la vuelta de Sergio Rodríguez al equipo nacional y sus primeras sensaciones en estos partidos añaden algo de picante a la preparación. Sergio completará la sobriedad de Calderón y la exhuberancia física de Sada dotando de un punto de improvisación y genialidad a un equipo poderoso en media pista que no debe olvidar que su mejor versión se ha visto cuando su despliegue defensivo ha propiciado muchas canastas fáciles. Ahí está el reto de Scariolo, conjugar la necesidad de alimentar al iniguable juego interior de España con desarrollar situaciones que permitan descolgarse en el juego a toda pista a los desatados Llull, Rodríguez, Navarro y Rudy (cuando vuelvan). El primer partido de preparación dejó detalles interesantes en este sentido como un Sergi LLull algo más contenido y metiendo más balones interiores que en toda la temporada en el Real Madrid.

USA y los demás... Que el partido de la Final Olímpica de Pekín es una referencia de nuestro baloncesto nadie lo pone en duda, de ahí a convertir ese encuentro en dogma absoluto y reducir el baloncesto mundial a dos equipos media un abismo. La ilusión de medirse a Estados Unidos no debe hacernos olvidar el potencial de otras selecciones, lo difícil que es mantenerse permanentemente en la élite y por qué no decirlo alguna duda sobre si los referentes de esta selección llegarán en plenitud de condiciones a la cita olímpica. Tal y como está la cosa de desatada sonará a sacrilegio lo que voy a afirmar pero creo que mejor le irá a España si piensa que está más cerca de perder contra Rusia, Lituania, Argentina o Francia que de ganar a Estados Unidos.

Es tanto el recuerdo que hay de la pasada final de Pekín que hay una excesiva tendencia a plantear los Juegos Olímpicos en un paseo hasta la Final contra Estados Unidos. Aquel fue un partido excepcional extremadamente difícil de repetir y en que se tuvieron opciones porque España explotó todas las ventajas de jugar sin nada que perder y Estados Unidos jugó con demasiada altanería en defensa para la magnitud del rival. Vender otra cosa es un error. La madurez de este equipo hace pensar que se mantendrán ajenos a esta euforia externa, de lo contrario, seguramente jugaremos contra Estados Unidos, pero a lo mejor no en la Final…

Más sobre los Sergios

Lunes, 30 Abril 2012

El famoso frasco de la confianza está en distintos niveles en el caso de Sergio Rodríguez y Sergi Llull. La Copa del Rey fue un título importante para el club blanco por el tiempo que se llevaba sin ganar y por la extraordinaria manera de conseguirla pero dejó algún tipo de señal que quedó en la retina de aficionados y jugadores. La cita de Barcelona fue el primer momento del año dónde Pablo Laso tuvo que dejar a un lado la alternancia y elegir con quién quiere jugarse los títulos. La actuación de Sergi Llull le allanó el camino y los siete minutos que jugó el “Chacho” parece que aún le siguen pesando un poco en la cabeza. Desde entonces, curiosamente, nadie cuestiona la capacidad de Llull para jugar de base y, a pesar, de su más que correcta temporada, aumentan las voces que indican que el Real Madrid quiere prescindir de Sergio Rodríguez para el próximo curso. (more…)

Pizarra y coraje

Domingo, 19 Febrero 2012

Leo lo escrito ayer y no evito sentirme con esa sensación de “zas en toda la boca”. Me alivia pensar que opiniones seguramente más doctas que la mía también consideraban favorito al Barcelona Regal, una condición ganada a pulso en la presente y en las pasadas temporadas.

Todo lo dicho otorga más valor a la extraordinaria victoria del Real Madrid. El equipo dirigido por Pablo Laso ha cumplido con la premisa exigida para ganar a un rival como el Barça, jugar un partido muy cerca de su mejor límite.

Pablo Laso. El técnico madridista ha asumido la iniciativa táctica desde los primeros momentos. En defensa ha concedido tiros libres a costa de mandar el mensaje al Barcelona de que el equipo se había dejado su aureola de “blando” en la caseta. El mensaje no se quedó ahí, en ataque jugó las primeras opciones con Carlos Suárez contra Pete Mickeal, traducido ” yo pienso que tengo una ventaja dónde tú crees que eras superior”. El partido necesitaba de dureza defensiva y Carroll y Sergio Rodríguez se veían perjudicados en las rotaciones. Laso esperó su momento. El de Rodríguez no llegó porque Llull estuvo dominador de cabo a rabo pero el de Carroll sí, y fue decisivo.

El momento de Carroll es muy representativo de la mentalidad con la que el Real Madrid ha afrontado el partido. El Barça apretaba y el partido tenía un tufillo similar al que disputó el equipo catalán en semifinales contra Caja Laboral. Pero el coraje en la dirección de Laso dio una vuelta de tuerca más obligando a su equipo a jugar permanentemente para castigar la defensa de Juan Carlos Navarro. Esto es, “no voy a dar un paso atrás, voy a seguir buscándote las cosquillas”. El acierto de Carroll ha otorgado más valor a la decisión de su entrenador y ha dado el empujón definitivo para un grupo que, en muchos momentos, ha ridiculizado a la mejor defensa vista en Europa en muchos años.

Llull y mucho más. Sergi Llull ha sido un merecidísimo MVP. Más sereno que habitualmente (incluso en sus modélicas declaraciones post partido) y decisivo en acciones puntuales del encuentro. Parece claro que el jugador balear explota más su físico contra bases que contra escoltas. Es cierto que aún tiene margen de mejora en la dirección pero LLull es un claro ejemplo de cómo ha evolucionado la posición de base en los últimos años. Sergi  no es menos base que el 90% de bases de la Liga Endesa. Si se deja enseñar mejorará su capacidad de dirección sobre todo cuando dentro de aún muchos años su descenso de nivel físico le obligue a pensar más. Su nivel  de la final parece mostrarnos que es un jugador que se deja enseñar, que siga así.

LLull y Carroll aparte, el nivel general del Real Madrid ha sido extraordinario. Suárez ha superado a Mickeal y ha mandado los primeros mensajes de carácter a sus compañeros, Begic ha mejorado lo que ha realizado el mermado Tomic y Pocius y Felipe han sellado las grietas que Navarro y Lorbek han generado en la defensa blanca en el tercer cuarto.

Y el Barcelona. El equipo de Xavi Pascual no ha encontrado el partido que esperaba. No pensaba que el Real Madrid iba a competir al nivel físico que lo ha hecho y se ha visto enormemente sorprendido. Desde el primer momento mostraba síntomas claros de un equipo tenso, cuestionando demasiado las decisiones arbitrales y pasándose el balón con menos frecuencia y calidad que en otras ocasiones (sólo 3 asistencias al descanso). Entrenador y técnicos se han ganado todo el crédito del mundo, el tiempo dirá que secuelas deja esta derrota.

Mitos

Lunes, 7 Junio 2010

Dice una de las definiciones de Mito: “Conjunto de creencias o imágenes idealizadas que se forman alrededor de un personaje y que le convierten en modelo o prototipo”.

Pienso en esto mientras observo la doble ración de baloncesto dominguero, la ACB en Vitoria, la NBA en Los Ángeles. La pasión de unos aficionados orgullosos de su equipo en el Buesa Arena, el “show Business” en el Staples Center, el baloncesto bueno, de calidad en contadísimos momentos de los dos partidos, dominados por los nervios y la tensión de la mayoría de los protagonistas.

Mito 1: Entrenadores.Pienso cuánto hay de verdad en lo que nos han contado y recuerdo las palabras de Xavi Pascual previas a su enfrentamiento en la Final Four de la Euroliga contra el CSKA de Moscú aludiendo a que dabamos por hecho que el entrenador del equipo ruso era peor que Messina simplemente porque no se le conocía. Pasa lo mismo con Phil Jackson y Doc Rivers. Jackson es un triunfador, coleccionista de títulos de campeón de la NBA rodeado de una aureola excesiva favorecida por un personaje amante del Zen y que regala libros a sus jugadores. ¿Es un buen entrenador?, sin duda,  pero sus aportaciones al juego son cuestionables y su capacidad de improvisación es limitada. El segundo partido de la Serie ha sido dominado tácticamente por Doc Rivers, más impulsivo que su colega de Los Ángeles, menos reflexivo pero con mucha más pasión e iniciativa. Rivers ya ganó por la mano a Jackson hace dos años y va camino de repetir la situación a base de una mayor capacidad para exprimir los numerosos recursos de su plantilla. Boston iguala las Series Finales a una victoria con Garnett y Pierce esperando su momento, muy malas noticias para los Lakers.

Mito 2. Árbitros. Después de la huelga paripé que se ha cerrado en falso y que dará que hablar nuevamente (al tiempo), la semifinal entre Caja Laboral y Real Madrid ha vuelto a demostrar que los colegiados españoles son de un gran nivel y tienen una gran capacidad para compensar errores y aciertos.El quinto partido en Vitoria fue el fiel ejemplo de lo traicionera que resulta la conciencia. A falta de ataque inventada de Tomic se responde con la misma situación señalada a Splitter. Si se le perdona la tercera falta a uno, se hace lo mismo con el otro. Si Sergio LLull comete falta de ataque y se le pita a la defensa, la siguiente acción se le señalan unos pasos imaginarios. ¿Influencia en el resultado?. Ninguna.¿Buen arbitraje? No. Arbitraje inteligente.

España de Oro: Balance

Lunes, 21 Septiembre 2009

España es campeona de Europa. A la séptima fue la vencida y sólo el título Olímpico separa a este equipo de un palmarés único en el deporte español. La victoria de España y el desarrollo del Eurobasket dejan varios apuntes que merece la pena que destaquemos.

Ganas a España. El Eurobasket paralelo al deportivo que ha jugado España ha sido digno de análisis. Los partidos perdidos frente a Serbia y Turquía desataron comentarios y rumores de manera desmedida. Había ganas de decir muchas cosas que sólo tenían sentido en la derrota, el Eurobasket de Madrid no terminó en aquel tiro de Gasol. Como cualquier colectivo España debe estar sometida a la crítica, más si el juego de España es tan pobre como en los tres primeros partidos, eso sí, aprovechar el viento de las derrotas para destapar ciertos asuntos de la convivencia del grupo huele más a oportunismo.

Scariolo. Hemos visto a un Scariolo mucho más contenido que entrenando clubes. Intentó ir contra natura en su filosofía de los últimos años y empezó utilizando mucho tiempo a los hermanos Gasol a la vez, lo que afectaba a la distribución de espacios en ataque. La preparación de los últimos cuatro partidos (mérito también de sus ayudantes) ha sido brillante, de igual manera que la gestión de las rotaciones. España ha sacado del campo físicamente a sus rivales. Su gestión de los momentos difíciles ha sido inteligente y, como siempre, ha sido el menos escuchado ya que siempre dijo que España marcaría diferencias cuando recuperara el tono físico. Sería importante que tuviera continuidad en el cargo, tiene contrato pero todo es posible.

Pau Gasol. Probablemento no ha sido el Pau Gasol más brillante pero sí el más dominante jugando con España. Está en el mejor momento de su carrera. Cuesta encontrar algún defensor que le haya incomodado mínimamente. Dentro del buen funcionamiento colectivo, su actuación merece destacarse. Esperemos que siga encontrando retos para acudir a la selección nacional. Junto a él Rudy Fernández merece destacarse por saber implicarse en aspectos del juego como la defensa y el rebote donde España era más débil. Podría haber hecho más puntos pero hubiera sido de menos utilidad para el equipo.

Los bases. El salto de calidad de España ha venido con la progresión de los bases. Ricky Rubio ha ido de menos a más. La experiencia que ha acumulado en este campeonato le será de gran utilidad a él y a España para futuros eventos. Raúl López y Cabezas han superado las dudas iniciales y han sabido adaptarse a un rol muy complicado como es el de jugar muy pocos minutos.

Y ahora qué. El verano que viene vendrá el mundial y se pondrá a prueba el hambre de esta selección. El grupo es joven y se va refrescando con jugadores como Llull o Claver que dentro de un año serán mucho más útiles. Sería conveniente que no hubiera culebrón respecto al seleccionador. ¿Se tomará Pau Gasol dos veranos libres hasta las Olimpiadas de Londres?. De momento, a disfrutar lo que tenemos y el tiempo irá dando respuesta a todas las incógnitas.

Llull y el espíritu Don Nelson

Jueves, 13 Agosto 2009

Ni Suárez ni Blanco, Sergi llull es el elegido para completar el equipo nacional para el Eurobasket. Andábamos todo preocupados por la recuperación de Pau Gasol que casi no nos acordábamos que el equipo estaba incompleto.

La elección de Llull es sorprendente y consolida muchas de las tendencias en las que se ve envuelto el baloncesto internacional. Estamos asistiendo a un proceso regresivo que nos acerca a los finales de los 80, cuando la figura del “tres” o alero alto escaseaba y en la NBA deslumbraban los Warriors de un Don Nelson nunca cómodo con exteriores grandes.  Ahora los “treses” no escasean sino que asisten a un juego perverso donde ven cuestionada su utilidad por la tendencia generalizada de jugar con 4 jugadores exteriores y uno solo interior.

Sergi Llull completa una selección con cuatro bases y los dos mejores escoltas de Europa. La presencia de LLull debemos interpretarla como un premio a la intensidad del jugador balear y a su capacidad revulsiva saliendo desde el banquillo. Será interesante ver cómo mueve sus piezas Scariolo, un entrenador algo alejado del perfil que representan Aíto y Pepu, pero tan inteligente como ellos.

El talento del juego exterior español es descomunal y marcará diferencias pero el equilibrio del equipo será fundamental para conseguir el tan preciado Oro. Se ha hablado mucho del último tiro de Gasol pero poco de los detalles tácticos que fueron importantes para explicar la derrota ante Rusia. España perdió contra Rusia porque jugó un mal partido, no porque tirara mal, ni porque defendiera mal, sino porque ejerció de manera pobre el fundamento más importante del juego, el pase.

Draft 2009: Apuntes

Viernes, 26 Junio 2009

Anoche se celebró el Draft 2009. El modélico sistema de elección de jugadores de la NBA ocupaba apenas unas líneas en Europa hace unos años, ahora se retransmite por televisión, se comenta on-line y es portada en muchos medios digitales. Estas son mis reflexiones sobre lo sucedido esta noche.

.- Insisto, amplísima cobertura mediática. Como continue la fuga de jugadores españoles a la NBA, dentro de poco la ACB ocupará el mismo espacio en los medios que tiene ahora la liga LEB.

.- Ricky, número 5, a Minnesota que elige otros dos bases en el Draft. Minnesota no tiene entrenador todavía. Me da que el base continuará en la penya este año. Aunque fuera en el 8, la opción de los Knicks era ilusionante.

.- Nadie habla de las consecuencias de este draft para Marc Gasol. Memphis elige a Thabeet, un pívot intimidador. Huele a traspaso de Marc este año o al siguiente. En el tiempo que ambos jugadores convivan se observará la diferencia entre un jugador formado y que entiende el juego y uno por hacer que únicamente destaca por su capacidad atlética. El primero es Marc, por supuesto.

.- Sergio a Sacramento. Cambia 15 minutos en un equipo al alza y ganador por X minutos en un equipo perdedor que tardará años en jugar Play Offs. Salvo que la X sea alrededor de 25 minutos y le permita revalorizarse en la competición, no comparto el optimismo generalizado con este cambio.

.- Víctor Claver. Portland repite maniobra como hiciera con Batum, Sergio o Rudy. Víctor tiene condiciones para jugar allí pero no acumula mucha experiencia competitiva aún. Un par de años jugando con continuidad serían su mejor aval para aterrizar en la NBA.

.- Sergi Llull elegido por Denver, traspasados sus derechos a Houston. No desperdiciaría la idea de ser entrenado por Messina y apuntarse al nuevo proyecto madridista. La NBA puede esperar. El jugador balear tiene condiciones muy del gusto del espectador americano pero en los dos años que permanecerá aún en Europa debe alcanzar la regularidad de los más grandes.

.- Vince Carter a Orlando, Richard Jefferson a San Antonio, Shaquille O´Neal a Cleveland. Empieza la lucha por el anillo.

Una de épica

Mircoles, 28 Enero 2009

Confieso que viendo el Real Madrid-Barcelona de esta noche he tenido un cierto tufillo futbolero. No solo por la propia denominación de los equipos sino por ver en la pista a un equipo lleno de recursos y talento en todos sus puestos  y un equipo de menor calidad formado por buenos jugadores que, a falta de momentos continuos de buen juego, han hecho del orgullo y la fe su bandera, les suena, verdad?.

El Real Madrid salvó realmente un match ball teniendo en cuenta lo perjudicial que resulta perder un partido en casa en el Top 16. El partido contribuye a reforzar el ánimo de un equipo que supo sobreponerse a ir a remolque durante casi todo el partido y al que le costó culminar la remontada por no poner el balón en las manos adecuadas en los momentos decisivos.

Mucha parte de culpa en la victoria blanca hay que atribuírsela a un joven de 21 años que supo elevar el ánimo de los suyos cuando peor pintaban las cosas. El esfuerzo de Sergi Llull bien merecía el premio de la victoria del Real Madrid que, épica aparte, demostró algunas carencias que vienen repitiéndose a lo largo de la temporada, esto es, ausencia de lanzamiento exterior, irregularidad de jugadores como Mumbrú, Massey y Hosley y momentos de indolencia defensiva sobre todo de la línea exterior.

El Regal Barcelona ha dejado escapar una gran oportunidad de dar un paso de gigante hacia los cuartos de final de a la Euroliga. Realmente perder por dos puntos en campo del Real Madrid hace accesible superar a los de Joan Plaza en un hipotético empate pero seguro que Xavi Pascual no está contento de esos minutos finales de su equipo donde asomaron demasiadas dudas y se tomaron muy malas decisiones.

El equipo catalán dejó sello de equipo grande durante 36 minutos pero se vio desbordado  por el vendaval Llull. Los catalanes acusaron quizás la escasa aportación de su banquillo donde solo se salvó Fran Vázquez y la discreta actuación de sus bases, especialmente de Lakovic, que parece demasiado empeñado en olvidar que es un jugador de primer nivel.