Blogs

Entradas con etiqueta ‘Enrique Cerezo’

Sufrir y reír

Viernes, 27 Abril 2018

Si el político es el hombre en estado puro, el futbolista también. El mundo es una cosa de pecados capitales.

-Sin ellos, el mundo sería aburridísimo –dijo Oscar Wilde

Los pecados capitales del fútbol son varios.

-Sin ellos, el fútbol no excitaría como excita. El error grave del árbitro, el penalti injusto en el último minuto, la patada brutal…

El Arsenal, ayer, contra el Atlético, hizo un partidazo.

-Lo que es el fútbol, qué cabrón es el fútbol – se quejó fuera de sí mi vecino inglés- . El Arsenal ha jugado a ganar el partido durante los noventa minutos, el Atlético, como gato panza arriba, ha jugado a no perderlo. Al final, qué cabrón es el fútbol, ha habido empate.

A veces, es verdad, en el fútbol, en todo, que no siempre gana el más virtuoso, sino el más valiente.

-Sobrevivir (eso es el fútbol) –exclamó Simeone en el vestuario-. Tengo la piel de gallina. He sentido sensaciones que nunca había sentido. ¡Son héroes, estos chicos son héroes, cómo se tiran de cabeza, cómo se la juegan!… Sigo teniendo la piel de gallina.

“Somos el Real Madrid“, es frase con la que el madridismo enfatiza la categoría y la aristocracia del Real Madrid.

-Esto que hace el Atlético, esto que sigue haciendo el Atlético, solo es capaz de hacerlo el Atlético –le tengo oído también, enfáticamente, a Enrique Cerezo.

Real Madrid y Atlético, los dos por tono, valentía, virtud y porque el fútbol es como es, los dos, salvo cabronada del fútbol, jugarán la final de sus torneos.

-¡Y las ganarán! – exclaman los exaltados.

Como la vida, al margen del fútbol y de los pecados capitales, es también sufrimiento, yo, ayer, lo confieso, mea culpa, sufrí.

-Hacía tiempo –le confesé a mi anglicano vecino- que no sufría como hoy.

-Sufrir y reír –me contestó resignado- es vivir. ¡Así que vive, que yo estoy medio muerto!

Y una vez más me dije:

-No critiques a nadie. Hoy han estado bien, hasta los que han estado mal, si es que alguno ha estado mal.

Qué nutritiva y salubre es la embriaguez del éxito.

Enrique Cerezo: hay que conseguir que Griezmann se ‘nacionalice’ atlético.

Ojo de halcón

Viernes, 3 Febrero 2017

Conservadores y progresistas. ¿Mejorará la emoción y la calidad del fútbol el ojo de halcón? Al respecto, hay opiniones a favor y en contra. Ronaldinho, conservador:

-El fútbol está bien como está. Soy partidario de los errores, que a veces favorecen y veces no.

El entrenador del Sevilla, Sampaoli, es también conservador:

-¿Ojo de halcón? Generará problemas. El fútbol es distinto del tenis.

Enrique Cerezo, presidente del Atlético, es progresista:

-Estoy, sí, a favor del ojo de halcón.

Esto de ser conservador o progresista tiene aristas. España, en los últimos años, ha cambiado mucha. Hemos pasado de la España “una, grande y libre” de cuando aquello, vaya, de cuando Franco, a la España autonómica, asimétrica y transversal de ahora. Conservadora aquella, progresista ésta.

-Hay que ser siempre progresista –me dice un travestido progresista -. Otra cosa es que a veces el progreso no respeta ciertas cosas.

-¿Cuáles?

Me cita como respuesta más o menos paradigmática a nuestra alcaldesa Manuel Carmena.

-Esta señora –me expone- , a pesar de su longevidad, presume de progresista. Su lema es también el ‘no es no’ de Pedro Sánchez. No es no al Belén en la Puerta de Alcalá. No es no a la fiesta de los toros. No es no al nombre de algunas calles (de “fachas”, no de rojos). No es no a los circos con fieras domadas. No es no al nombre de Felipe VI –lo último- a una zona de Madrid. La señora alcaldesa, a lo que parece, no es progresista, es más bien rencorosa. Ser progresista es otra cosa más conciliadora. No es progresista quien tiñe sus caducas canas con el negro color del rencor.

¡Córcholis! con la señora alcaldesa, que diría mi abuelo . ¿Rencorosa? Nuestra alcaldesa estudió en las Damas Negras y una compañera suya de colegio, que he conocido recientemente, me la describe así:

-Era inteligente. Buenas notas. Salía poco con nosotras. Decía: “A vosotras se os dan bien los chicos. A mí no tanto. Prefiero estudiar”. No era engreída ni antipática. Era, sencillamente, una magnífica estudiante.

Si era así, ¿por qué ahora es cómo es?

-¿Cómo es?

-Progresista del “no es no”. Lema ,obviamente, negativo, nada tolerante, anticonciliador.

Ser progresista, en mi opinión, es ser partidario del ojo de halcón en el fútbol.

Viva el ‘arte’ del fútbol

Domingo, 8 Junio 2014

El capitalismo es el arte de hacer dinero, la política es el arte de gobernar y el fútbol es el arte de olvidarse, al menos durante noventa minutos, de los capitalistas y de los políticos.

-Y, oye, qué gozo y qué ilusión, que diría el poeta. Viva el fútbol.

Viva la Selección de España. Gusta a todos: a los jugadores que la integran y a los críticos, a los que hay que leer.

-¿Para qué hay que leer a los críticos?

-Para discrepar, para contrastar o para no hacerles caso.

Diego Costa. ¿Cuajará, no cuajará en la Selección? Diego Costa, para uno, tiene la poco corriente cualidad de la sinceridad. Algunos consideran que no ha debido decir que es y se siente brasileño. Discrepo. Quien ama a su patria y se siente orgullosa de ella, es un buen nacido. Lo que debe importar de Diego Costa es que en la Selección se sienta tan a gusto como en el Atlético de Madrid. Diego Costa es un profesional del balón no como la copa de un pino, sino como un apretado pinar de pinos.

-Amo a mi patria y amo el fútbol.

Ése es Diego Costa. Estamos en el siglo de la Globalidad. Di Stefano, que vino al Real Madrid cuando estaba a medio siglo, casi, de este siglo XXI, dijo una vez algo tan hermoso como esto:

-Tengo tres patrias, Argentina, mi cuna de nacimiento; España, que me ha acogido como si fuese español, y mi “gran patria”, el Real Madrid. Soy lo que soy gracias al fútbol.

¿Por qué no pensar como Di Stefano? ¿Por qué no pensar como Diego Costa? Ya dijo no sé quién, pero alguien admirado por su macizo peso cerebral, que su patria era la patria que le daba trabajo y comida.

El problema de Diego Costa es otro.¿ Conseguirá, sin apenas tiempo, adaptarse al estilo de juego de la Selección? Profesionalmente, se sabe, va a hacer cuánto pueda para no defraudar. Sé más. La cara, en el caso de Diego Costa, no es el espejo del alma o del corazón. La cara de Diego Costa ciertamente intimida: como fosca, como cara de pocos amigos. El corazón, en cambio, es apostólico.

-Si no fuese futbolista, sería misionero. Tiene más corazón que corpachón.

Así lo retrata un amigo suyo, amigo a su vez de Enrique Cerezo.

Pienso que si Diego consigue encajar en el engranaje de la Selección, será glorioso en ella como lo ha sido en la Selección. Y otra alegría, alegría de esperanza: Del Bosque tiene buenas sensaciones. Y yo, qué caramba. Viva el fútbol.

¿Hay ‘jeque’ para el Atlético de Madrid?

Jueves, 24 Septiembre 2009

La prensa, como se sabe,sirve para que la gente se entere de lo que dice la prensa, y la gente sirve para que la prensa se entere de lo que dice la gente. A día de hoy, ni la prensa ni la gente saben exactamente lo que le pasa con el Atlético de Madrid, salvo dos cosas: que el Atlético tiene dos problemas: Miguel Angel Marín, que es el dueño, y Miguel Angel Marín, que no quiere dejar de ser el dueño del Atlético de Madrid a cualquier precio.

Desde la “barrera” de Miguel Angel Marín, la cosa se ve y se comenta así: Gil Marin no sabe de fútbol y es una calamidad; el Atlético, con él, hace años que no es nadie y enoja. ¿Cómo se arregla pues en fútbol la colisión, cada vez más enconada, entre un señor que es el dueño y unos señores que son simples socios o espectadores y que aun teniendo voz, claman impotentemente en desierto.

-De todos modos,tiene que haber una manera de arreglar la disociación entre Gil Marin y la masa social rojiblanca, ¿no? - razonan las cabezas sensatas.

-Sí y sí. Pero, ¿cómo,de qué manera?.

Cuento lo que sé,Y que es esto:

a) Gil Marin y su familia -propietarios mayoritarios- son consciente de que tal vez lo mejor sería vender, pero ¿a quién? ¿Hay jeque o Villalonga comprador? De haberlo, ¿ofrecería el jeque o Villalonga comprador lo que realmente vale el Atlético o lo que realmente creen sus dueños que vale?.

b) Enrique Cerezo,sólo un afluente del río Gil Marín,”está sufriendo mucho;desea la paz; cree que si no se cierran pronto las heridas de los disensos, las consecuencias pueden ser funestísimas para todos todos:gestores,socios, jugadores y técnicos.

c) Miguel Angel Marín es un hombre biológicamente tímido,pero si,dadas las circunstancias que tan foscamente abruman al Atlético y a su entorno,”diese la cara a los que le increpan” y se explicase ante ellos,seguro que “pincharía” el acongojante globo de la tensión.

-Seguir así, es imposible -concluyen las cabezas sensatas.