Blogs

Entradas con etiqueta ‘Evo Morales’

Ataques a la prensa

Viernes, 4 Noviembre 2011

Una parte del mundo parece despertarse ahora con los ataques de esos gobiernos populistas en contra de los periodistas de América Latina. En algunos de esos países no solamente han sido atacados verbalmente, además han sido asesinados. Hoy hemos visto una serie de videos donde el presidente Rafael Correa, de Ecuador, llamó con todos los epítetos inimaginables a los periodistas: bestias salvajes, y hasta se ha burlado de una joven reportera llamándola “gordita horrorosa”. ¿Se extrañan? ¿Pero no han estado viendo lo mismo en los maestros mayor de esta gentuza, en los Castro, durante más de 50 años?

¿No han observado a Chávez cómo ha ido aprendiendo de Castro, hasta casi sobrepasarlo, y luego a los otros imitar a Chávez, y seguir a pie juntillas el ejempo impuesto por el castrismo? ¿O es que todavía no quieren reconocer que el padre de todas esas ofensas y desmanes es Fidel Castro? ¿O es que todavía se reconoce con una cierta ternura nostálgica al Choteador en Jefe, el que ha llamado con todos los insultos, de todos los colores, no sólo a periodistas, sino a su propio pueblo, y a otros pueblos, como al pueblo español y al americano?

A lo largo de estos cincuenta y tantos años numerosos periodistas se han dejado su prestigio y sus vidas en un combate por la información y la verdad, una batalla desigual, humillante, devastadora. Ahora es que el mundo reacciona, y todavía ni siquiera quieren reconocer que los culpables son los dos viejos dictadores cubanos. Creo que inclusive hasta algunos de esos periodistas tampoco reconocería fácilmente su culpabilidad.

La Cumbre Iberoamericana culminó en el silencio, transcurrió sin pena ni gloria, los principales y patéticos payasos no asistieron (Castro I y Hugo Chávez), y la prensa estuvo más amordazada que nunca. 

Y seguimos eligiendo a los mismos.

Evo Morales y el Nobel de Obama

Martes, 22 Marzo 2011

Evo Morales, el presidente de Bolivia, está pidiendo enfurecido que le quiten el Premio Nobel de la Paz a Obama. Es la primera vez que estoy de acuerdo con Morales, y creo que será la única. Estoy de acuerdo, aunque no al ciento por ciento, con los puntos de vista de Morales, no creo que el presidente estadounidense desmerezca ahora el premio a raíz de la guerra con Libia, no, yo pienso que Obama jamás mereció el premio Nobel de la Paz.

No merece el Nobel de la Paz porque este señor, elegido presidente, ganó este premio sin haber probado nada que lo relacionara con la paz mundial, más lo merecía Clinton, y aún el mismo Bush con su torpe guerra, que a fin de cuentas liberó a Irak de un dictador, que es lo mismo que está haciendo ahora Obama. ¿Por qué tanto lío con la guerra de Bush, y ahora con la de Obama parece que todos se han puesto de acuerdo?

No he oido a un sólo artista de Hollywood, ni a los de ZetaPé, protestar por esta guerra de Obama, de Sarkozy, y de la ONU. Yo también voto porque se carguen al Mamerto Libio, pero no será fácil, porque los de la ONU demoraron mucho en decidirse en ir a apoyar a los rebeldes, y es que a lo mejor Obama estaba poniendo en la balanza el Nobel y su prestigio como presidente de la ex potencia mundial. En la actualidad los potentes son los chinos. O quizá, pesaba demasiado el hecho de que Libia había estado en la vicepresidencia de los DDHH, junto a Cuba, durante años. ¡Elegida, señores, elegida, que le zumba el mango y el chivirico!

Evo Morales le quiere quitar el Nobel a Obama, tal vez para dárselo a Khadafi. Pobre tipejo el boliviano Morales, tan cursi, tan estúpido, pero hoy, extrañamente, menos imbécil de lo habitual. La vida te da sorpresas…

Evo Inmorales y la imbecilidad transgénica

Mircoles, 21 Abril 2010

Dijo Evo “Inmorales”, señor presidente de Bolivia, elegido por unos cuantos millones de boludos, digo, de bolivianos, que la homosexualidad y la calvicie europea es consecuencia de los alimentos transgénicos, notoriamente los pollos engordados con hormonas femeninas. Esto se lo dice a su pueblo, que lo votaron para que los salvara del hambre y la miseria, y él los han hundido aún más en ellas; se lo dice a un pueblo que probablemente no haya visto un pollo desde que él salió presidente, es la razón por la que ataca a los pollos gordos con menstruación, para que nadie los extrañe, ni los anhele.

Evo Inmorales, por otra parte, es un señor con una cabellera abundante, tan abundante que yo imagino que las raíces de sus pelos le entran y le salen del cerebro cual gusanillos de infortunio, y de allí emergen estupefactos (de estupefacientes), de tanta coca que hay almacenada en el cerebro de Evo.

¿Cómo se puede elegir a un presidente que se llame Evo, tú? Pienso de paso.

Las neuronas de Evo, caca y coca, no dan más que para ese tipo de discurso, en el que se atreve a afirmar que acabará con el capitalismo y con los pollos drag queens, y eso que no se ha enterado de que el maíz va por el mismo camino.

Lo de lo homosexualidad lo soltó mientras tenía al lado a la BorraChina en Jefe, la Castro II, que lo miraba de reojo como diciéndose: “¡Qué bugarrón tan bruto ha salido este pendejo indio que no sabe ni hablar su idioma! Aparte de racista, para colmo, sexista.”

De manera que así estamos. Esta es la representación más genuina de lo que hoy deberíamos llamar América Letrina: Dictadores y subnormales como éstos; sin contar a La Mamboleta, la Cretinita Kirchner (apellido de marca de cocina, que se ha hecho ultramegasupermillonaria), y que ayer mientras espantaba uno de los discursos más demagogos del mundo, junto a la BorraChina en Jefe, no paraba de menear la melena de un lado a otro, de tanto menear la cabeza, la silicona de las tetas se le subió a un ojo.

¡Puaf!

Como en una mala novela

Sbado, 11 Abril 2009

Como en una pésima novela el presidente de Bolivia, el Evo Morales, se puso en huelga de hambre para protestar contra una decisión del Parlamento de no permitirle que se autoelija presidente de por vida. Desde luego, su máximo sostén ideológico es el Caga Andante, Fidel Castro. Es que eso lo escribes en una novela, y por muy mala que sea, nadie lo creería.

Ahí está la foto de un Evo Morales, tirado en un colchón bastante puerco, él mismo aparenta estar sumamente descuidado, las ropas ajadas y sucias. Habla como un loro, gesticula, aún no está tan débil. El mundo entero se ha hecho eco de esta huelga. Una huelga que es un acto mentiroso, mezquino, que atenta contra la democracia. Una huelga que es un coup de teatro.

Entretanto en Cuba, en Placetas, un ex preso político, Antúnez, sigue en ayuno junto a su esposa y otros compañeros de lucha anticastrista. ¿Ha ido algún periodista a visitarlo? No he visto a Mauricio Vicent ni por las cercanías, tampoco a Reuters, ni a los demás. Y esto sí es una realidad cruel, demasiado cruel para un hombre que ha pasado 17 años en una cárcel castrista.

Un presidente en huelga de hambre, aún cuando sea el tal Evo Morales, es espectáculo novedoso y ridículo, aún cuando sea bastante malo, incluso pareciera que enternece a la gente, aún cuando vaya en contra de la democracia. Estoy segura que Evo aMorales come y se alimenta por debajo del tapete. Y si no es así. Por mí que siga en huelga de hambre hasta que sucumba a su propia imbecilidad.

Ahí está la miseria cotidiana, en una realidad totalmente tergiversada.