Blogs

Entradas con etiqueta ‘Vladimir Putin’

Putin, Mariela Castro, la homofobia y la disidencia

Lunes, 12 Agosto 2013
Vladimir Putin recién ha firmado una ley antigay, bajo la cual no es admitido en Rusia que se hable públicamente de temas homosexuales, y por supuesto, se discrimina y persigue a los homosexuales. Por estas acciones ya empiezan a llamar a Putin el Zar de la Homofobia.

Putin es, sin embargo, muy amiguito de los Castro, sobre todo de Raúl Castro. La hija de Raúl Castro, Mariela Castro, ostenta en la isla una especie de Federación Gay Castrista cuyo nombre es CENESEX. Por supuesto, los gays anticastristas no tienen cabida en esta especie de ONG (Organización No Gubernamental) ‘gubernamental’ (un nuevo invento en el que todo lo que era estatal, o sea gubernamental, ahora se coloca la careta de ONG, o sea, no gubernamental, aunque siéndolo, y recibiendo dinero del extranjero; ah, pero todo el mundo denuncia a Carla Bruni y su ONG, y ¿ésto? ¡No, qué va, p’a su escopeta, se trata de una Castro!) y como al resto de la disidencia son perseguidos y encarcelados. Los homosexuales no han dejado, por otra parte, de ser perseguidos en Cuba, sólo un grupito pachanguero y transformista en el peor estilo (hoy son castristas, mañana son gusañeros en Miami) se beneficia de las manipulaciones poderosas de la señora Castro.

Mariela Castro ha dado conferencias en París, ha sido premiada en Estados Unidos, viaja el mundo entero elogiando incluso la prostitución, y le abren los salones más inimaginables por su supuesta labor a favor de los gays pro dictadura, ¡lo nunca visto! Otros gays se pudren en las cárceles cubanas y ella ni ha chistado para defenderlos, ¡claro que no! Como mismo se ha callado frente a los desmanes y la ley antigay del socito de Castro II, el jerarca de la KGB (como su padre), Vladimir Putin.

Pero no sólo Mariela Castro no ha dicho ni mú. Tampoco los gays disidentes han expresado su solidaridad con la disidencia gay rusa, quienes por cierto, jamás han dicho nada ni mucho menos sobre las persecuciones contra los homosexuales en Cuba. Cada cual tirando de su carro, a cuál más horroroso.