Buscar


Nevado Pastoruri agoniza lentamente en el Perú por calentamiento global

AFP
8/03/2008 - 19:10

El nevado Pastoruri, una de las joyas del turismo peruano, agoniza lentamente debido al calentamiento global que azota al mundo y los especialistas pronostican que sus nieves permanentes desaparecerán en unos 15 o 20 años.

Al pie del nevado le han aparecido manchas pálidas, rocas desnudas, producto del deshielo, que cada año crece más y que marca la reducción de su masa de nieve.

Pastoruri significa "pasto adentro", está ubicado en el Parque Nacional Huascarán, Huaraz, Región Ancash (norte), y es parte de la Cordillera Blanca, que tiene en el nevado de Huascarán (6.768 metros de altura) a su estrella principal.

A consecuencia del desglaciado, desde hace unos años el nevado es cerrado al público entre diciembre a marzo a fin de protegerlo, pero este año los especialistas evalúan si la abren al turismo o prolongan el plazo de cierre, señaló a la AFP Lorenzo Beck, de la Intendencia de Áreas Naturales Protegidas del Instituto Nacional de Recursos Naturales (Inrena).

"Existe la posibilidad de mantener cerrado algunos sectores y los que permanezcan abiertos al público se deberán tomar medidas para la seguridad de los turistas", dijo.

Sostuvo que con la Unidad de Glaciología de Ancash se evalúa los efectos que está ocasionado el calentamiento global sobre el circuito de la Cordillera Blanca. "La decisión de permitir el ingreso al nevado de Pastoruri será en una o dos semanas", agregó.

El nevado con una altitud de 5.240 metros, durante décadas ha sido el principal centro turístico para deportes de aventura de alta montaña del Parque Nacional Huascarán. Recibe unos 60.000 visitantes al año.

"Hasta hace 15 años se llegaba a Pastoruri y no se tenía que caminar porque la nieve la tenía en los pies, ahora hay que caminar bastante para encontrarla", señaló con nostalgia.

El nevado al experimentar un retroceso en su casquete de hielo sufrió la pérdida de "una bella cueva de hielo de 40 metros", que era el centro de de la familias que acudían a visitar para tomarse fotos", acotó.

Ahora esa cueva es una pequeña laguna, según la Unidad de Glaciología del Instituto Nacional de Recursos Naturales (Inrena).

El mal irreversible que tiene Pastoruri lamentablemente aqueja a toda la Cordillera Blanca, señaló Marco Zapata de la Unidad de Glaciología de Inrena.

En 1989 se hizo un inventario nacional de glaciares que determinó que en las 18 cordilleras que se ubican en Perú había 3.044 glaciares, que cubrían un área de 2.041 km2.

Sin embargo, un estudio del estatal Consejo Nacional de Ambiente en 1997 reveló que el área de glaciares en el país comprendía 1.595 km2. En 8 años la masa de glaciares se había reducido en 25,6%.

En el caso de Pastoruri, en 1995 se hizo una medición del perímetro del nevado y se determinó una superficie glaciar de 1,8 km2, pero en 2001 ya había perdido medio kilómetro y el año pasado sólo tenía 1,21 km2.

La comunidad campesina de Catac, con sus 4,200 habitantes, será la más afectada con el cierre del nevado, en cuya jurisdicción se encuentra.

"Ellos viven del turismo, toda su producción ya sea ganado, cosecha, artesanía y otros está dirigida a las miles de personas que llegan a Pastoruri", dijo el Beck, quien agregó que también se verán afectados las decenas de guías, empresas, buses y otros que dependen de este turismo.

rc/ds

Contenido patrocinado

Otras noticias