Buscar


Once de las familias afectadas en Gavá dispondrán mañana de un nuevo piso

EFE
8/12/2008 - 18:22

Barcelona, 8 dic (EFE).- Once de las familias que se han quedado sin vivienda por la explosión de Gavà (Barcelona) del pasado día 3 dispondrán a partir de mañana mismo de los nuevos pisos que las administraciones han dispuesto para ellas.

La consellera de Salud, Marina Geli, ha señalado hoy en el Hospital del Vall d'Hebron, en cuya Unidad de Grandes Quemados están ingresados la mayor parte los heridos, que el Ayuntamiento de Gavà y la conselleria de Medio Ambiente y Vivienda entregarán mañana mismo los nuevos pisos a los afectados, en un intento de "entrar en un proceso de normalización" tras la catástrofe vivida.

Geli ha explicado, tras la reunión de coordinación de esta mañana -se celebran dos al día-, que se "han revisado los elementos de apoyo a las familias, tanto a las que han venido de Andalucía y el Levante para interesarse por sus parientes como a las que residen aquí", que ofrecen tanto la Generalitat como el Ayuntamiento de Gavà, "con el que se trabaja codo con codo".

El hecho de que los afectados dispongan de un nuevo piso es, en opinión de la consellera, un primer paso necesario para entrar en un proceso de normalización y una de las decisiones que se ha tomado con mayor rapidez.

No obstante, ha advertido de que la recuperación de los quemados en la explosión será lenta. "No hemos de acompañarlos sólo en el dolor -ha dicho-, nos hemos de preparar para una evolución larga, de meses, de personas gravemente afectadas".

Cinco personas han fallecido a consecuencia de la explosión de gas, tres se encuentran en estado crítico, ocho están muy graves y seis en estado grave, ingresadas en los hospitales del Vall d'Hebron y de Bellvitge.

Cuatro de las personas ingresadas en la Unidad de Grandes Quemados son niños, por lo que Geli ha explicado que, como medida excepcional, se ha permitido que algunos familiares puedan acompañarlos, a pesar de que en las unidades de cuidados intensivos no se permite la presencia de allegados.

El alcalde de Gavà, Joaquim Balsera, ha destacado, por su parte, que para entrar en ese proceso de normalización que se persigue es importante que los vecinos pierdan el miedo a volver a sus casas, por lo que ha solicitado a la conselleria de Medio Ambiente y Vivienda que mañana mismo envíe certificaciones oficiales sobre el estado de los pisos para dar confianza a los afectados.


Contenido patrocinado

Otras noticias