Buscar

Rescatan 1.500 trabajadores en condiciones precarias de vida en Brasil

AFP
8/03/2008 - 17:24

El gobierno de Brasil rescató a más de 1.500 personas que vivían precariamente y a otras 17 en condiciones degradantes, en Goiás y Mato Grosso (centrooeste), contratados por intermediarios para trabajar en la cosecha de caña de azúcar, informó este sábado el diario Folha de Sao Paulo.

Todos ellos, según el periódico, fueron contratados para trabajar en los cañaverales de la Brenco, empresa de origen extranjero con un año de permanencia en el país y que tiene dos usinas de etanol, una en Mineiros (estado de Goiás) y otra en Alto Taquarí (Mato Grosso).

La empresa, según Folha, tendría entre sus inversionistas al ex presidente estadounidense Bill Clinton.

En Campo Alegre (Goiás), de paso hacia Mineiros, el ministerio de Trabajo liberó a 17 trabajadores que vivían en condiciones degradantes, pasando hambre y durmiendo en colchones mojados. En Mineiros rescató 116 personas y en Alto Taquarí unos 1.400, todos en condiciones precarias de alojamiento, dijo Folha.

"Clinton (...) es uno de los inversionistas de la empresa que cuenta entre sus fundadores al fundador de AOL, Stephen Case, al ex presidente del Banco Mundial, James Wolfensohn, y a Vinod Khosla, indio radicado en Estados Unidos y fundador de Sun Microsystems", añadió el diario.

El viceprsidente ejecutivo de Brenco, Rogerio Manso, indicó que la empresa tiene como algunos de sus pilares "la sustentabilidad" y "el respeto a los trabajadores" y que gastará 20 millones de reales (12 millones de dólares) solamente en alojamientos para el personal.

Manso "confirmó algunos de los problemas observador por los fiscales (...) pero dijo que todos ellos están siendo solucionados".

El ministerio lucha contra la tercerización de la cosecha de caña de azúcar a través de intermediarios (llamados "gatos") que contratan cuadrillas en carácter temporal y las someten a pésimas condiciones de trabajo.

"Eso (la tercerización) dificulta el reconocimiento del verdadero empleador, confunde las responsabilidades y entorpece la adopción de medidas correctivas", explicó a la AFP el fiscal laboral José Maturana.

uf/ds

Contenido patrocinado

Otras noticias