Buscar


Marchesi defiende la gestión de las Comunidades y afirma que el exceso de igualdad no es bueno

EFE
2/07/2009 - 17:46

Santander, 2 jul (EFE).- El secretario general de la Organización de Estados Iberoamericanos para la Educación, la Ciencia y la Cultura (OEI), Álvaro Marchesi, ha dicho hoy que la gestión autonómica "mejora" la educación, porque la cercanía genera "nuevas demandas y retos" y porque "la homogeneidad excesiva no es buena".

Marchesi se ha pronunciado así en una rueda de prensa, junto al periodista Joaquín Estefanía y al profesor y escritor José Antonio Marina, con quienes interviene esta tarde en un debate en la Universidad Internacional Menéndez Pelayo de Santander.

El secretario de la OEI ha opinado que no es cierto que en España haya "17 sistemas educativos", dado que "lo que se estudia en las escuelas es más o menos lo mismo" con independencia del lugar en donde se ubiquen.

A su entender, la gestión autonómica supone una "mejora" en la educación, porque "la acerca" al ciudadano, aunque también exige un "mayor esfuerzo" en la búsqueda de acuerdos.

Ha añadido que actualmente se vive en una sociedad "llena de incertidumbres" y ello incide en detrimento de la educación. Para hacer frente a esa situación, ha apostado por una modificación de la forma de enseñar, abandonando "la repetición" y respondiendo a las demandas sociales.

Marchesi también ha resaltado la necesidad de apostar por la prevención, con una mejora no sólo de los niveles medios, sino también de la Primaria.

Ha abogado por "elevar el bienestar" del profesorado y por articular un "gran compromiso" que aúne a toda la sociedad en materia educativa.

José Antonio Marina ha coincidido en que el acercamiento de la administración educativa tiene efectos positivos y ha indicado que, además, permite establecer comparaciones puesto que no todas las autonomías atienden de igual forma a la educación.

Sin embargo, ha alertado de los riesgos de mezclar criterios "pedagógicos y políticos".

Joaquín Estefanía ha considerado que España aún no ha entrado en la sociedad del conocimiento, como demuestra el que un 25 por ciento del PIB lo generen sectores como la construcción y el turismo.

A su modo de ver, habría que trabajar más para mejorar la I+D+i y para converger con otros países en cultura científica y de investigación.

Sin embargo, ha reconocido que, a pesar de que la educación precisaría un mayor esfuerzo económico, ello es "difícil" en este momento de crisis porque "no hay dinero para nada".

Marchesi ha admitido que en España el nivel educativo y cultural es todavía más bajo que en otros países de su entorno. "Cuando se realizan estudios internacionales como el de PISA los datos reflejan lo que somos: que estamos por debajo de la media", ha lamentado.

No obstante, ha afirmado que esa circunstancia no significa que haya que conformarse y ha apostado por "ver qué es lo que funciona a medio gas" en el sistema y que no permite "ir más allá" para corregirlo.

Ha insistido en que la educación es "una apuesta de futuro" que tiene una importancia "estratégica" para el país y que requiere "un esfuerzo múltiple".

Marina ha criticado que la universidad ha "abdicado" de su función educativa, con la idea "de que lo importante es investigar", pero sin tener en cuenta que la educación debería incluirse "en el paquete de I+D+i".

A sus ojos, la universidad está siendo un "elemento retardatorio" a este respecto y en la introducción de España a la sociedad del conocimiento.

Contenido patrocinado

Otras noticias