Buscar

El Centro Oceanográfico de Murcia consigue reproducir por primera vez el atún rojo en cautividad

1/07/2009 - 18:31

Científicos del Centro Oceanográfico de Murcia, perteneciente al Instituto Español de Oceanografía (IEO), han conseguido reproducir el atún rojo en cautividad por primera vez en el mundo en las instalaciones que el proyecto de investigación posee en El Gorguel, en Cartagena (Murcia).

MURCIA, 1 (EUROPA PRESS)

En concreto, entre el pasado lunes 29 de junio y hoy, el IEO ha conseguido varias puestas de más de cinco millones de huevos viables de atún rojo mediante inducción hormonal, según informaron fuentes del Instituto en un comunicado.

Se trata de un logro que constituye "el paso fundamental e imprescindible para cerrar el ciclo biológico del atún rojo en cautividad y poderlo producir mediante acuicultura y así disminuir la presión sobre los salvajes, gravemente amenazados por la sobreexplotación pesquera".

Esta misma experiencia "se había intentado sin éxito en muchos países, pero no se conseguía que las hembras de atún rojo atlántico cautivas pusieran huevos y que los machos los fecundaran; como mucho, se había conseguido una cantidad escasa de huevos viables, susceptibles de convertirse en larvas de atún rojo y desarrollarse".

En este sentido, el Instituto explicó que este éxito de la ciencia española "cambia la situación y abre las puertas al cultivo del atún rojo y su producción mediante la acuicultura, si bien todavía deben resolverse los problemas que, de seguro, se darán en el proceso de crecimiento de los atunes nacidos en cautividad".

Las primeras puestas de huevos de atún rojo se produjeron en las instalaciones de El Gorguel (Cartagena), gestionadas por la empresa Tuna Graso, perteneciente al Grupo Ricardo Fuentes y socia del proyecto europeo de investigación SELFDOTT que pretende la domesticación del atún rojo (Thunnus thynnus).

Como parte de este proyecto, que está cofinanciado por el Programa Marco de la Unión Europea y coordinado por el investigador del IEO Fernando de la Gándara, los científicos del IEO indujeron hormonalmente a los atunes, mediante implantes aplicados bajo el agua, y 72 horas después, consiguieron una puesta de más de dos millones de huevos viables.

Diariamente, se siguen produciendo puestas y dichos huevos han sido recogidos por los investigadores y se utilizarán para iniciar los experimentos sobre cultivo larvario previstos en el proyecto SELFDOTT, los cuales serán realizados en el Centro Oceanográfico de Murcia del IEO bajo la supervisión de Aurelio Ortega, investigador del mismo.

La obtención de huevos viables de atún rojo a partir de individuos cautivos, según el IEO, es el primer paso para la producción de esta especie de forma independiente, sin recurrir, obligatoriamente, a la explotación de las mermadas existencias naturales, de manera que en el futuro se pueda abastecer el mercado de una forma sostenible

PROYECTO SELFDOTT

El proyecto SELFDOTT se propone utilizar los conocimientos obtenidos sobre el control artificial de la reproducción del atún rojo Thunnus thynnus, con el objeto de obtener huevos viables, y estudiar el desarrollo embrionario y larvario para la producción de peces juveniles.

Al mismo tiempo, intenta definir dietas eficaces y respetuosas con el medio ambiente, con el objetivo de reducir o eliminar la importación de potenciales procesos patológicos derivados de la alimentación con pescado crudo en la fase industrial de engorde.

Así pues, juveniles e individuos maduros de esta especie se mantendrán en cautividad en dos lugares del Mediterráneo, y serán utilizados para estudiar la pubertad, la producción de gametos y la influencia de la dieta sobre la maduración y la calidad de los mismos.

A estos efectos, los científicos inducirán la puesta en atunes maduros usando implantes hormonales y los huevos serán recogidos usando estructuras de recolección diseñadas específicamente para ser utilizadas en jaulas flotantes, determinó el Instituto.

Además, emplearán métodos estándar de cultivo larvario artificial y un sistema complejo denominado 'mesocosmos' para establecer los conocimientos básicos para el desarrollo controlado de la producción de larvas, y estudiarán la formación de los órganos responsables de de las funciones biológicas esenciales de las larvas así como de la percepción ambiental, de la digestión, de la inmunidad y del comportamiento.

Al final del proyecto se elaborará un protocolo de recomendaciones para el desarrollo del cultivo larvario a escala industrial. Asimismo se procederá al estudio de la composición corporal y el contenido estomacal de juveniles silvestres para servir de indicación en la fabricación de dietas artificiales, nutricionalmente completas, formuladas específicamente para el atún rojo.

Para cumplir este objetivo se capturarán del medio natural juveniles, que serán adaptados a las condiciones de cautividad para llevar a cabo experimentos de adaptación a la alimentación inerte a base de piensos húmedos y secos. Se estudiará el impacto ambiental de estas dietas, comparándose con el que produce la práctica actual de alimentar con pescado crudo.

De esta forma, el proyecto SELFDOTT producirá el conocimiento básico necesario para el desarrollo del cultivo del atún rojo de forma independiente de las capturas, mejorando por tanto, la competitividad de la industria acuícola española y europea. Al mismo tiempo, se reducirá la presión existente sobre los stocks silvestres de atún rojo, asegurando la conservación y la recuperación de esta especie.

Los objetivos de SELFDOTT se basan la reafirmación de los conocimientos actuales sobre la reproducción en cautividad de esta especie, para lo que está previsto contar con reproductores ubicados en jaulas flotantes, en el Gorguel y en la Bahía de Marsaxlokk (Malta).

Otro de los pilares del proyecto es el establecimiento de los conocimientos básicos necesarios para la obtención de puestas y el control del desarrollo larvario, para lo que está previsto llevar a cabo las experiencias de cultivo larvario, fundamentalmente en tres laboratorios, el del IEO en Mazarrón, el de IFREMER-Palavás (Francia) y el perteneciente al HCMR, en Creta (Grecia).

Por último, este proyecto se sustenta en el establecimiento de las bases necesarias para el desarrollo de alimentos adecuados desde el punto de vista de la eficacia como del respeto al medio ambiente. Para la consecución de este objetivo se tiene prevista la captura y adaptación al alimento inerte, de juveniles capturados en el medio natural mediante jaulas experimentales ubicadas en el Gorguel y gestionadas por la empresa Tuna Graso.

El Instituto Español de Oceanografía (IEO) es un organismo público de investigación (OPI), dependiente del Ministerio de Ciencia e Innovación, dedicado a la investigación en ciencias del mar, especialmente en lo relacionado con el conocimiento científico de los océanos, la sostenibilidad de los recursos pesqueros y el medio ambiente marino.

Otras noticias

Contenido patrocinado