Buscar

Marruecos entierra a la joven fallecida de gripe A en España

EFE
2/07/2009 - 22:46

Mdiq (Marruecos), 2 jul (EFE).- La familia y los amigos de Dalila Mimuni, la primera víctima mortal de la gripe A en España, dieron hoy su último adiós a la joven, en un emotivo entierro en el que participaron centenares de personas.

La madre de Dalila Mimuni, Aziza Ismaili estaba hoy abatida y con lágrimas en los ojos, tras dar sepultura a su hija en la localidad septentrional marroquí de Mdiq, que la vio crecer.

La humilde casa en la que creció Dalila, en la ciudad llamada Rincón durante el Protectorado español, junto a Tetuán, estaba hoy repleta de familiares y amigos que se habían acercado para guardar luto por Aziza y acompañar a los padres de la joven.

Estaban apesadumbrados, pero agradecidos por la cálida acogida del pueblo y la enorme afluencia a las exequias.

"Cientos de personas han venido a despedirse de Dalila. Había tanta gente que han tenido que cortar una calle para que pudiera pasar el cortejo fúnebre", explicó Ismaili, casi sin fuerzas.

"Tampoco entendemos lo que ha pasado, porque mi hija era una chica muy deportista y no padecía ninguna enfermedad", continuó la madre.

La joven de 20 años falleció el pasado martes en el hospital Gregorio Marañón de Madrid tras haber dado a luz a un bebé de 28 semanas de gestación, mediante una cesárea que se le practicó para salvar la vida del niño.

Ya esta mañana, tras la repatriación del cuerpo a Tánger y su traslado a Mdiq, Ismaili había afirmado que su hija no padecía el virus de la nueva gripe antes de ingresar en el hospital madrileño y que había acudido al mismo aquejada de "simples dificultades respiratorias".

Asimismo, puso en duda la versión oficial de la muerte de Dalila esgrimida por los médicos españoles y destacó que la familia está a la espera de los resultados de la autopsia que determinen "la causa exacta".

Ismaili también tildó de errónea la conclusión de los facultativos del Gregorio Marañón, según la cual su hija era asmática, algo que ya negó ayer en Madrid Mohamed, el marido de la joven.

"Dalila era una atleta entrenada por Zahra Uaziz y había alcanzado importantes logros en el seno de su equipo deportivo, la Asociación Al-Wifaq de Mdiq, por lo que es difícil admitir que tuviera una enfermedad respiratoria crónica", insistió la madre.

La familia recalcó, no obstante, el buen trato recibido tanto en Madrid como en Marruecos y la ayuda proporcionada en la repatriación de los restos mortales de la joven.

Entre la veintena de personas que se hallaban en la casa familiar, nadie quiso hacer alusión al pequeño Ryan, nacido prematuramente y del que es "muy difícil" hacer un pronóstico, según afirmó hoy el consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Juan José Güemes.

El consejero madrileño indicó que es complicado conocer el estado del bebé más allá de las complicaciones propias de un niño de 28 semanas y de la dificultad añadida de estar bajo la fortísima medicación" que estuvo recibiendo su madre hasta el momento del parto.

Dalila Mimuni ha sido la primera persona fallecida en España a causa de la gripe A y la cuarta en Europa, según el Ministerio español de Sanidad.

Alejandra Linares-Rivas


Otras noticias

Contenido patrocinado