Buscar

Montilla afronta el pleno sobre crisis con voluntad pactista y tres planes de choque en su haber

23/02/2010 - 19:52

El presidente de la Generalitat, José Montilla, afronta mañana el tercer pleno monográfico de la legislatura, dedicado a la crisis económica, con tres planes anticrisis en sus espaldas aprobados desde abril de 2008, y con la clara voluntad de tender la mano a la oposición para alcanzar nuevos acuerdos.

BARCELONA, 23 (EUROPA PRESS)

Fuentes del Govern indicaron a Europa Press que, para el Ejecutivo catalán, alcanzar acuerdos en el ámbito económico no es nada nuevo, más bien lo contrario. Prueba de ello, recuerdan, son los Pactos Nacionales y el Acuerdo Estratégico, firmado en la legislatura anterior pero que se renovó en el actual mandato.

En cuanto a los Pactos Nacionales, el Govern acordó con los agentes del sector cuatro acuerdos sobre Investigación, Inmigración, Vivienda e Infraestructuras. CiU rubricó los dos primeros.

Con los agentes socioeconómicos, el Govern rubricó una de las tres baterías de medidas anticrisis y también un conjunto de medidas para estimular la contratación juvenil.

El primer plan de choque, que llegó en abril de 2008, preveía un impacto de 2.700 millones para estimular la economía catalana mediante medidas como potenciar la vivienda pública, deducciones en el IRPF para quienes rehabilitasen su vivienda habitual y el apoyo a los fondos de capital de riesgo destinados a financiar proyectos de I+D, entre otros.

La segunda batería llegó en junio del pasado año, y consistía básicamente en un plan de ahorro para la administración catalana: se anunciaron recortes de hasta 900 millones y la amortización de entre 800 y 1.000 puestos de trabajo que estaban vacantes.

En diciembre, se aprobó el tercer conjunto de propuestas, conjuntamente con patronal y sindicatos, pero no con la oposición, que tildó este plan de puro "marketing" y auguró su fracaso. En este caso, se aprobó reforzar el presupuesto de protección industrial, dotar 108 millones para estimular la actividad industrial, dar más presupuesto al Institut Català de Finances (ICF) para dar liquidez en mejores condiciones, y 100 millones a los ayuntamientos para incentivar la ocupación.

El Govern recuerda de ser de los primeros en reconocer la gravedad de la situación económica, mucho antes que el Gobierno central, y también de que las medidas que ha puesto en marcha cuentan con el beneplácito de los agentes socioeconómicos.

MANO TENDIDA

Fuentes parlamentarias confirmaron a Europa Press que el tripartito no pondrá dificultades en satisfacer demandas de la oposición aunque sobre la mesa pondrá dos condiciones: que no supongan ningún recorte socioeconómico, y que reconozcan la utilidad de las medidas puestas en marcha hasta la fecha.

CiU, por su parte, pide al Govern rectificar políticas que ha hecho y también un "frente catalán" en las Cortes contra la subida del IVA que el Gobierno anunció para junio, lo que obligaría al PSC a desmarcarse del PSOE.

Otras noticias

Contenido patrocinado