Buscar

Greenpeace advierte que la superficie destinada a autopistas en Asturias aumentó un 64,8% en la última década

2/07/2008 - 16:07

La organización ecologistas Greenpeace ha advertido del incremento de la superficie destinada en Asturias a autovías en la última década y que cifra en un 64,8 por ciento. En el informe 'Destrucción a toda costa 2008' al que ha tenido acceso Europa Press, la organización también hace hincapié en la pérdida de suelo para la expansión de las zonas logística y comercial y el "claro avance de la urbanización en las zonas costeras asociado a las nuevas infraestructuras viarias".

OVIEDO, 02 (EUROPA PRESS)

La organización ecologistas Greenpeace ha advertido del incremento de la superficie destinada en Asturias a autovías en la última década y que cifra en un 64,8 por ciento. En el informe 'Destrucción a toda costa 2008' al que ha tenido acceso Europa Press, la organización también hace hincapié en la pérdida de suelo para la expansión de las zonas logística y comercial y el "claro avance de la urbanización en las zonas costeras asociado a las nuevas infraestructuras viarias".

En dicho informe se advierte de la existencia de puntos negros como la contaminación industrial "severa" en el puerto de Gijón, la destrucción de las marismas de Recastrón y la contaminación también "severa" en la ría de Avilés, así como la urbanización La Talá a menos de 500 metros de la línea de costa de Llanes, el nuevo puerto deportivo en la playa de Borizu, también en Llanes, o la contaminación en la ría de Navia.

Greenpeace considera que "Asturias podría ser en un futuro inmediato la próxima pieza a cobrar por las constructoras urbanísticas" teniendo en cuenta que "el área mediterránea está agotada por la saturación". Asimismo, se advierte del hecho de que la autovía del Cantábrico viene generando desde hace años una presión urbanística "sin precedentes" en todo el litoral cantábrico.

Para la organización, llama la atención que en los concejos de la franja oriental está prevista la construcción de más viviendas que habitantes tiene actualmente. Sólo en Ribadedeva, Llanes, Ribadesella, Caravia y Colunga se prevén más de 30.000 edificaciones y tienen cerca de 26.000 vecinos. En el caso de Gijón se prevé la construcción de más de 20.000 vivienda y en Muros del Nalón se pasará de 1.500 viviendas a 4.000.

En el informe de los ecologistas se dedica un apartado a la zona portuaria de Gijón debido a sus altos niveles de contaminación y por el impacto ambiental que supondrá la ampliación de El Musel. A su juicio, esta ampliación "podría acarrear consecuencia sobre las corrientes, transporte de arenas y vertidos". En cuanto a la zona de Aboño, los ecologistas consideran que "la presión industrial es muy alta".

Sobre Avilés, Greenpeace criticó el proyecto de ampliación del puerto por las consecuencias que supondrá sobre la zona de las marismas de Recastrón. Según el colectivo, la opción elegida por la Autoridad Portuaria para acometer las obras es la más lesiva para las citadas marismas. En el informe se recuerda que la Comisión Europea de Asuntos Ambientales admitió a trámite la denuncia pero posiblemente su "dictamen llegue tarde cuando las máquinas estén destrozando la marisma y matando este pequeño pulmón de vida de la ría".

En el citado informe se reseña que la actividad contaminante en la ría de Avilés "no ha cesado" y "sigue soportando importantes vertidos industriales". En este sentido, menciona a empresas como Arcelor, Asturiana de Zinc, Du Pont, Fertiberia o Alcoa-Inespal.

Además de criticar la urbanización de La Talá, en Llanes, el colectivo también ha criticado otra actuaciones como el nuevo puerto. En este sentido, la organización recordó que el Principado ha acelerado durante el último año los trámites para la ampliación y dragado del actual puerto y la Consejería acordó no someter la actuación a la evaluación de impacto ambiental. "Asumir que la actuación no tendrá efectos sobre el medio ambiente carece de toda justificación porque el enclave forma parte de la Red Natura 2000", advirtió Greenpeace.

Por contra, Greenpeace felicitó al Gobierno del Principado por haber impedido la construcción de un campo de golf en la localidad de Verdicio (Gozón). Para el colectivo esta decisión constituye "un ejemplo a seguir por el resto de administraciones ante un claro intento de los ayuntamientos de incumplir la normativa urbanística y ambiental".

DEGRADACIÓN POR CONTAMINACIÓN.

Los ecologista también han llamado la atención por la contaminación marina en Asturias. Según datos de la organización, un 56 por ciento de los vertidos industriales al agua provienen de la industria metalúrgica, el 22 por ciento de la fabricación de la pasta de papel y más del 20 por ciento de explotaciones lecheras".

EL CACHUCHO, DESPROTEGIDO.

En el informe, Greenpeace también advierte sobre la situación del 'Cachucho', la primera área marina protegida por el Ministerio de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino. Para Greenpeace, este banco o caladero tradicional "sigue completamente desprotegido aún existiendo un acuerdo en firme adoptado por el Consejo de Ministros".

Greenpeace considera que las contradicciones sobre este espacio "son absolutas". Así, por un lado "se protege en el papel y por otro se otorgan permisos a Repsol para que realice maniobras de exploración en su extremo sudoeste". También recuerda la organización, que el Gobierno anunció que es una zona favorable para la captura o inyección de C02.

Según los ecologistas, el Cachucho a fecha de hoy "sigue totalmente desprotegido".

Contenido patrocinado

Otras noticias