Buscar

Prisión para el anciano que atracaba con una pistola de fogueo en Barcelona

16/02/2017 - 17:26

Dos juzgados de instrucción de Barcelona han decretado prisión provisional para el anciano de 69 años que atracó con una pistola de fogueo dos bancos, dos farmacias y una perfumería de la capital catalana el 13, 14 y 15 de febrero.

BARCELONA, 16 (EUROPA PRESS)

Según ha informado este jueves el Tribunal Superior de Justicia de Catalunya (TSJC), los Mossos d'Esquadra han presentado dos atestados por estos hechos y se han abierto dos causas, con lo que el detenido ha pasado a disposición en dos juzgados de guardia.

El Juzgado de Instrucción 26 de Barcelona ha acordado prisión provisional por dos delitos de tentativa de robo en entidades bancarias, una de ellas en Sants en la que según informaron los Mossos el anciano fingió llevar un explosivo.

El Juzgado de Instrucción 24 también ha decretado prisión provisional por un delito de posesión ilícita de armas y tres delitos de robo con intimidación.

La Fiscalía interesó su ingreso en prisión mientras que su defensa pidió que le dejaran en libertad debido a su edad, la pronunciada cojera que padece, la falta de familiares y a su escasa pensión, lo que disminuye el riesgo de fuga.

Ahora la Fiscalía puede instar a la acumulación de los procedimientos si considera que se trata de hechos conexos y el juzgado que tenga las diligencias abiertas más antiguas asumiría la instrucción.

El anciano actuó con una pistola de fogueo y ataviado con una chaqueta marrón y un gorro de lana negro que le llegaba a las cejas, según consta en el auto del juzgado 24 recogido por Europa Press.

"DAME EL DINERO"

En una de las farmacias se situó delante del mostrador y abrió su chaqueta para mostrar la pistola anunciando al farmacéutico: "Dame el dinero o te dejo seco, te doy un tiro", aunque el propietario, que no se lo creyó, se negó, a lo que el atacante sacó la pistola y le apuntó.

Consiguió de ese golpe unos 400 euros, aunque menos suerte tuvo en la farmacia siguiente a la que acudió, donde en la caja solo tenían 25 euros, por lo que para maximizar su golpe les pidió una caja de Viagra de 100 y salió diciendo a las dependientas: "No me sigáis".

En la perfumería, le pidió un desodorante a una responsable y después le dijo: "Mira lo que tengo aquí" mostrándole la pistola de fogueo, consiguiendo finalmente 80 euros.

El juez le atribuye tres delitos de robo con intimidación y uso de arma, y ha dictado su ingreso en prisión porque la pena que se le podría atribuir es superior a dos años, existen indicios de que es el responsable, ante el riesgo de fuga y para evitar que cometa otros delitos.

Otras noticias

Contenido patrocinado