Buscar

Rusia pide a la Unión Europea que vigile el tránsito de su gas por Ucrania

AFP
4/01/2009 - 18:27

Rusia pidió este domingo a la Unión Europea (UE) que vigile el tránsito del gas ruso a través de Ucrania, tras acusar de nuevo a ese país de estar robando el hidrocarburo destinado a Europa, algo que Kiev negó en un nuevo episodio de la llamada 'guerra del gas' entre ambos países.

"Dado que los observadores de Gazprom no tienen acceso a los sistemas de presión de las centrales de bombeo en Ucrania, enviamos a la Comisión Europea una carta para proponerle que vigile el tránsito de los volúmenes de gas a través de Ucrania", declaró el portavoz de la compañía rusa Gazprom, Serguei Kuprianov, a la televisión rusa.

Al mismo tiempo que la iniciativa, Gazprom reiteró su acusación de que Ucrania ha robado en las últimas 24 horas 25 millones de metros cúbicos de gas ruso que debían transitar por su territorio en dirección a los países de la UE.

El pasado jueves, Rusia interrumpió el abastecimiento de gas a Ucrania ante el desacuerdo sobre el precio del suministro en 2009 y la deuda por las entregas de 2008. La empresa estatal ucraniana Naftogaz rechazó la acusación y acusó a Gazprom de realizar manipulaciones en el abastecimiento de gas que transita a través de Ucrania, advirtiendo de "consecuencias imprevisibles" para Europa. Naftogaz, además, aconsejó "vivamente a Gazprom poner fin a las manipulaciones técnicas de volúmenes de gas y redes de distribución, sincronizar los sistemas de distribución de Rusia, Ucrania y Europa" y reanudar las negociaciones, según un comunicado de la compañía.

Para compensar las disminuciones de los volúmenes de gas ruso constatadas por varios países de la UE, Gazprom prometió aumentar las cantidades destinadas a los Estados europeos. En la República Checa, los suministros de gas natural ruso disminuyeron en un 5% este domingo, según el portavoz del grupo RWE Transgas, Martin Chalupsky, subrayando que esa reducción se compensará con abastecimientos procedentes de Noruega.

Polonia ya había señalado el sábado una bajada del 11% en los suministros de gas ruso recibidos a través de Ucrania. Esa disminución fue compensada por suministros procedentes de Bielorrusia, según el operador de los gasoductos polacos Gaz-Systema. Rumanía también registró una disminución en sus suministros del 30% el viernes por la noche y Bulgaria otra de entre el 10 y el 15% el sábado.

Por el contrario, la austríaca OMV -que es el primer grupo de gas y petróleo de Europa Central y gestiona uno de los tres principales centros de distribución del gas ruso en Europa- no constató ninguna perturbación, según su portavoz, Michaela Huber, contactada este domingo por la AFP.

La situación, idéntica a la vivida en 2006, ha reavivado el temor de que conlleve la misma consecuencia que aquel año: una caída de los suministros a los clientes europeos.

Gazprom y Naftogaz se acusan mutuamente de ser responsables de la crisis y han enviado sendas delegaciones a los países de la UE para tratar de sumar aliados a sus respectivas posiciones. Tras haber visitado Praga, la capital de la República Checa, país que preside actualmente la UE, el vicepresidente de Gazprom, Alexander Medvedev, tenía previsto viajar a París este domingo y a Londres el lunes.

Desde Moscú, el grupo ruso exhortó de nuevo a Ucrania este domingo a reanudar las negociaciones, cuyo fracaso, el 31 de diciembre, conllevó el corte del suministro del gas ruso a la república ex soviética.


Contenido patrocinado

Otras noticias