Buscar

El Papa alienta a los mediadores para que los palestinos y los israelíes alcancen la paz

EFE
6/01/2009 - 13:44

Ciudad del Vaticano, 6 ene (EFE).- El papa Benedicto XVI alentó hoy a aquellos que "con paz en el corazón" tratan de ayudar a israelíes y palestinos a sentarse alrededor de una mesa y hablar para llegar a un acuerdo de paz en la Franja de Gaza.

El Papa presidió la solemne misa de Epifanía y después dirigió su tradicional alocución tras rezar el Ángelus ante los miles de peregrinos y turistas que se concentraron en la Plaza de San Pedro.

Tras el rezo del Ángelus, dijo seguir "con profunda preocupación" los violentos enfrentamientos armados que tienen lugar en la Franja de Gaza y reiteró "que el odio y el rechazo del diálogo conducen a la guerra".

El Papa subrayó "el coraje y el esfuerzo" de los mediadores para acabar con el conflicto, para quienes pidió: "Que Dios apoye la actuación de estos valientes constructores de la paz".

Asimismo hizo un llamamiento a la comunidad internacional para que cesen los episodios de violencia contra los niños dado que "2009 marca el XX aniversario de la Convención sobre los Derechos del Niño".

Pidió un firme compromiso a la comunidad internacional "para renovar la defensa, la protección y la promoción de la infancia en el mundo entero" porque "los niños son la riqueza y la bendición del mundo, sobre todos aquellos a los que les ha sido negada una infancia serena".

Benedicto XVI aludió a las decenas de niños y jóvenes que en los últimos meses, incluida la Navidad, han sido secuestrados por bandas armadas, que han atacado los pueblos y causado numerosos víctimas y heridos en la provincia oriental de la república Democrática del Congo.

E hizo un llamamiento a los autores de tales "deshumanizadas brutalidades, para que devuelvan a los chicos a sus familias y a su futuro de seguridad y desarrollo" al que tienen derecho.

Refirió que "lamentablemente" estos episodios se registran en otras partes de la tierra y los calificó de "despreciables".

Poco antes y durante la homilía de la misa de Epifanía, el Papa aseveró que ante "el odio y la violencia destructiva que no cesan de ensangrentar muchas regiones de la tierra", los cristianos no pueden perder la esperanza porque "no hay sombra por tenebrosa que sea que pueda oscurecer la luz de Cristo".

Y criticó "el egoísmo y la pretensión del hombre de erigirse como el dios de sí mismo, que a veces conduce a la peligrosa alteración del plan divino sobre la vida y la dignidad humana".

También invitó hoy a los cristianos a un esfuerzo especial para "liberar la vida humana y al mundo de la intoxicación y de la contaminación que podría destruir el presente y el futuro".

Para ello citó la encíclica "Spe Salvi" y, ante la lucha contra la contaminación, añadió: "No tenemos éxito o parecemos impotentes ante la superioridad de las fuerzas hostiles" y pidió coraje: "Porque es grande la esperanza que se apoya en las promesas de Dios, que (..), nos da coraje y dirige nuestra acción".

Benedicto XVI con respecto a la Epifanía, aseguró: "La manifestación de nuestro Señor Jesús, es un misterio multiforme".

El Obispo de Roma recordó que 2009 está dedicado en modo especial a la astronomía y refirió que este año se celebra el cuarto aniversario de la primera observación en el telescopio de Galileo Galilei y como él no se debe renunciar ni a la fe ni a la razón.

Los Reyes Magos eran "con casi toda probabilidad astrónomos" y desde su punto de observación "quizá en Mesopotamia" notaron la aparición de un nuevo astro en Palestina e interpretaron el fenómeno celeste "como el anuncio del nacimiento de un rey, precisamente, según las Escrituras, el rey de los Judíos".

Benedicto XVI subrayó que las distintas interpretaciones sobre el hecho cosmológico son simbólicas y teológicas pues -dijo- "mientras la teología pagana diviniza los elementos y las fuerzas del cosmos, la fe cristiana, lleva a buen término la revelación bíblica, y contempla un único Dios, Creador y Señor del universo".

"Es el amor divino, encarnado en Cristo, la ley fundamental e universal de su creación".

Según los actuales conocimientos astrofísicos, hay que compararle con una estrella aún más central, no sólo en el sistema solar, sino en el universo entero conocido, explicó.


Otras noticias

Contenido patrocinado