Buscar

Granada.- Tribunales.- Juzgan mañana a un anciano de 75 años acusado de hipotecar una finca que ya había vendido

19/01/2009 - 19:40

La Sección Primera de la Audiencia de Granada acoge mañana el juicio contra un anciano de 75 años acusado de hipotecar a su nombre una finca rústica, situada en Huétor Tájar (Granada), que previamente había vendido a una entidad, por lo que se enfrenta a una petición fiscal de dos años de cárcel.

GRANADA, 19 (EUROPA PRESS)

La Sección Primera de la Audiencia de Granada acoge mañana el juicio contra un anciano de 75 años acusado de hipotecar a su nombre una finca rústica, situada en Huétor Tájar (Granada), que previamente había vendido a una entidad, por lo que se enfrenta a una petición fiscal de dos años de cárcel.

En su escrito de acusación, al que tuvo acceso Europa Press, el Ministerio Público señala que fue el 15 de abril de 1999 cuando el procesado, Antonio A.S., vendió al administrador de Inlovesa S.L. por 8,5 millones de pesetas (unos 51.000 euros) una finca rústica en la antigua demarcación del Cortijo de la Verdeja, partido de Caballerías, en el término municipal de Huétor Tájar, de donde es natural el anciano, sin antecedentes penales.

Esa cantidad fue abonada, según el relato fiscal, por la compradora, parte en efectivo y el resto mediante seis letras de cambio. En una de las cláusulas del contrato de compraventa se estableció la obligación de que el documento se elevara a escritura pública, algo que el demandado no cumplió, por lo que se le puso una denuncia.

Un Juzgado de Primera Instancia de Granada condenó entonces al procesado, concretamente el 7 de septiembre de 2000, a elevar a escritura pública el documento privado de compraventa a favor de la compradora.

Sin embargo, el 20 de marzo de ese año, "simulando" que continuaba siendo propietario de la citada finca y "atribuyéndose un poder de disposición del que carecía", constituyó, mediante escritura pública otorgada ante notario, una hipoteca sobre los terrenos, en garantía de la obligación de pago asumida por el acusado por la aceptación de dos letras de cambio por importe de 36.060 euros emitidas por la entidad Friguisa.

El fiscal considera que los hechos relatados son constitutivos de un delito de estafa, por el que además deberá indemnizas a la entidad Inlovesa en los perjuicios que la constitución de la hipoteca le hubieren ocasionado.


Otras noticias

Contenido patrocinado