¿Usuario de elEconomista?

El banco vaticano, la gran lavadora de dinero

EcoDiario.es | 22/02/2013 - 13:18
Aumentar el texto - Disminuir el texto -
Puntúa la noticia :
Nota de los usuarios: 7,8 (5 votos)
tagsMás noticias sobre:
vaticano-efe.jpg - 640x450
Plaza de San Pedro, Ciudad del Vaticano. Imagen: EFE
Enlaces relacionados

Qué precipitó la marcha del Papa

Conmoción en el mundo católico

Esta semana el diario italiano La Repubblica está publicando una serie de artículos que tienen que ver con los pecados de la cúpula vaticana. El de ayer versaba sobre chantajes, el de hoy habla de dinero. Ambos tienen un protagonista en común, el secretario de Estado Vaticano y el brazo derecho de Benedicto XVI, el cardenar Tarcisio Bertone.

El nombre de Bertone irrumpe con fuerza cada vez que se habla de un escándalo en el Vaticano. Según La Repubblica, el cardenal habría boicoteado una y otra vez los intentos de hacer una limpieza en el banco vaticano, conocido como IOR. Desde hace tiempo se quería llevar a cabo para adecuar la entidad financiera a la normativa internacional contra el lavado de dinero.

El artículo escrito por la conocida periodista italiana Concita de Gregorio señala que Tarcisio Bertone desmanteló la comisión puesta en marcha en 2011 para hacer limpieza en el IOR a los seis meses de quedar establecida. En dicho artículo se subraya que todos los miembros que formaban parte del equipo de la comisión, han sido apartados de su puesto para ser sustituídos por un hombre de Bertone. Ese es el caso del cardenal Attilio Nicorahan, quien hasta hace poco era presidente de la Autoridad de Información Financiera de la Santa Sede.

De esta forma las finanzas vaticanas están controladas por el secretario de Estado quien ha puesto a hombres de su confianza en todos los cargos importantes relacionados con el banco de la Santa Sede.

El verdadero problema es el sistema de funcionamiento de las finanzas vaticanas. En este banco sólo puden abrir cuentas los religiosos, institutos religiosos y ciudadanos vaticanos, pero cualquier titular puede autorizar a otra persona para que opere en su cuenta. Y además nadie puede acceder al registro de las autorizaciones por lo que un titular podría autorizar a un narcotraficante a que utilice su cuenta, por ejemplo, sin que nadie se entere. "Bin Laden podría tener dinero en el Ior. Y también las mafias, los políticos que cobran comisiones... Es una enorme lavadora, el vientre oscuro de los intereses personales", afirma La Repubblica.

Cualquiera puede lavar dinero en el IOR porque nadie conoce el registro excepto una persona, Paolo Cipriani, el director general del banco y hombre próximo de Bertone. Él es el único que sabe quiénes son los titulares de las cuentas del banco vaticano. Ni siquiera Ettore Gotti Tedeschi que era presidente del Banco vaticano estaba al corriente de ellas. Además, su defensa de la transparencia le costó el puesto en mayo del año pasado.

Para dar imagen de que el IOR está colaborando en hacer transparente sus operaciones, Bertone y sus hombres decidieron autorizar a la Justicia para que investigara cuatro casos de escasa importancia. Este tipo de prácticas es lo que denuncia el diario La Repubblica. Por lo general, el IOR sigue funcionando como siempre, como una gran lavadora de dinero.

meneame - delicious - enviar por email - imprimir - Twitter - Facebook -
Dixio -

Comentarios 2

1
22-02-2013 / 19:35
Puntuación 2

Concita de Gregorio, fue directora del diario comunista l'Unita'...

2
22-02-2013 / 19:40
Sergio Mora
Puntuación 3

Concita de Gregorio fue directora del periodico comunista italiano l'Unita'..

El flash: toda la última hora

EcoDiario en Facebook