Buscar

Ferran Adrià asegura que España no puede tener más de dos facultades gastronómicas

EFE
17/05/2010 - 18:08

Sant Fruitós de Bages (Barcelona), 17 may (EFE).- El cocinero catalán Ferran Adrià ha asegurado hoy en la clausura de la Asamblea Nacional Euro-Toques España, que en España no puede haber más de dos facultades gastronómicas como la que entrará en funcionamiento en septiembre de 2011 en San Sebastián.

La Asamblea Nacional de Euro-Toques, asociación para la salvaguarda del patrimonio culinario europeo y español, ha tenido lugar hoy en la sede de la Fundación Alicia, que tiene como objetivo acercar la ciencia al mundo de la restauración y la gastronomía.

En su intervención, Adrià, uno de los principales impulsores de la Fundación, ha comentado que "proyectos como Alicia pueden haber uno en cada comunidad autónoma, pues requiere poca inversión y tiene un costo relativamente bajo, unos 750.000 euros al año con una plantilla de una diez o doce personas".

Sin embargo, facultades de ciencias gastronómicas como la Basque Culinary Center (BCC), que hoy también se ha presentado en la Asamblea, "sólo puede haber una o dos, porque no tiene sentido que haya un mayor número y porque requieren una inversión mucho mayor".

Considera Adrià, que las escuelas de gastronomía, de las que hay muchas por toda España, ya realizan una labor divulgativa y educativa.

Ha reiterado que "a pesar de lo que se diga fuera de España, El Bulli no se cierra, sino que se transforma" y ha añadido: "haremos una cosa más bonita de lo que hemos hecho hasta ahora".

El equipo de Adrià trabaja ya en los planos de la ampliación del restaurante gerundense para convertirlo en un centro de investigación en 2012.

Ferran Adrià ha pedido "perdón" a los 150 miembros de Euro-Toques España que han asistido a la Asamblea Nacional, porque en los últimos diez años no ha podido desempeñar un papel más activo de lo que le habría gustado.

Pero en esta nueva etapa, Adrià piensa aportar su experiencia, "sobre todo, para encontrar los recursos económicos necesarios para Euro-Toques y buscar los apoyos de las administraciones públicas".

La semana que viene cuando tenga lugar el Congreso Español de Gastronomía en Madrid, "será una buena ocasión para dirigir reclamaciones al Gobierno español", ha dicho Adrià.

El cocinero de El Bulli ha hecho un llamamiento para que "Euro-Toques se convierta en el lugar en el que todos los cocineros estén unidos".

A su juicio, "los cocineros catalanes no se unieron hace unos años y por esa razón no existió una 'nueva cocina catalana', como sí pasó con la 'nueva cocina vasca', porque ellos sí que estaban unidos".

"No es relevante que seamos los mejores, -ha asegurado- lo importante es que España siga siendo el país que más influye en la gastronomía mundial y eso se consigue trabajando para ser vanguardia y creatividad".

Ha apelado a la nueva generación de chefs españoles a que sean "valientes" y salgan fuera de nuestras fronteras: "debemos trabajar con el concepto de tapas, tanto las tapas tradicionales como las modernas, una especialidad en la que está todo por hacer".

Adrià cree que "el sueño es que en unos años haya unos 50 establecimientos de tapas españolas en Londres, Nueva York y París, porque hoy día en todo el mundo se hacen tapas y el riesgo es que dentro de unos años se piense que las tapas no fueron un invento español".

Otras noticias

Contenido patrocinado