Buscar

El espanyol inicia una fase decisiva frente a un Mallorca que llega eufórico

EFE
15/03/2008 - 3:49

Barcelona, 15 mar (EFE).- Dolido por la derrota en Madrid, el Espanyol inicia mañana una fase decisiva para hacer realidad sus aspiraciones europeas, ya que necesita ganar al menos seis partidos para alcanzar los 60 puntos que prácticamente garantizan una plaza en Europa, frente a un Mallorca que llega eufórico tras la espectacular goleada (7-1) de la pasada jornada ante el Recreativo.

El equipo españolista ha dilapidado toda la ventaja que tenía respecto a sus rivales directos y después de cinco meses en los puestos de privilegio ha sido desbancado por otros adversarios. La suerte para los catalanes es que las distancias son mínimas y están metidos de lleno en la lucha.

No obstante, el Espanyol necesita enderezar su situación porque el mal arranque de la segunda vuelta, el peor de la última década, ha tenido unos efectos devastadores. Los jugadores que dirige Ernesto Valverde necesitan encadenar un par de buenos resultados para no ceder más terreno.

Los partidos en Montjuïc han adquirido una dimensión especial, pues quedan seis encuentros y si la escuadra barcelonesa consigue la victoria en todos, prácticamente se aseguraría una plaza en la UEFA.

El problema es que la fiabilidad del equipo ha bajado en la segunda vuelta y ha perdido tres de sus cuatro partidos en casa.

Una jornada más, Ernesto Valverde deberá recomponer su once inicial pues no podrá contar con dos hombres tan importantes como Carlos Kameni y Raúl Tamudo. Iñaki Lafuente será el sustituto del camerunés, mientras que Jonathan Soriano será el referente ofensivo.

El resto del once apenas ofrece dudas. La única, saber si Lola Smiljanic tendrá continuidad después de su gran partido en el Santiago Bernabéu o bien será Ángel Martínez el encargado de dirigir el juego ofensivo.

Los últimos resultados han rebajado la euforia e incluso algunos jugadores apuntan que no sería una decepción quedar fuera de Europa.

Sin embargo, después de una primera vuelta tan espectacular significaría un duro mazazo para el vestuario y la afición. Todavía están a tiempo de remediarlo.

El Mallorca intentará alterar la rutina de las derrotas en el campo del Espanyol, ya que acumula seis consecutivas desde la temporada 2001-2002.

Una victoria permitiría al conjunto balear, que es undécimo con 34 puntos, dar un paso prácticamente decisivo en su objetivo de seguir en Primera, todo ello, a pesar de que es el único equipo de la Liga que continúa invicto en la segunda vuelta.

El Mallorca, 'rey del empate' al acumular trece de esos resultados en veintisiete jornadas, no pierde un partido desde el pasado 5 de enero, cuando le derrotó el FC Barcelona en el Ono Estadi (0-2).

El técnico Gregorio Manzano ha destacado esta semana que el objetivo de su equipo será el de "romper el maleficio" en ese campo, aunque también advirtió de que no será fácil debido a que los "periquitos" se están jugando una plaza en competiciones europeas.

Manzano no podrá contar con los argentinos Guillermo Pereyra, traspasado esta semana al Lokomotiv de Moscú, y Lionel Scaloni, que ha causado baja debido a que ayer, viernes, se retiró del entrenamiento con molestias musculares.

Lo más probable es que Manzano repita el mismo equipo que goleó al Recreativo 7-1, con tres tantos del venezolano Juan Arango, y dos de Daniel Güiza y Borja Valero.

Precisamente, la recuperación del olfato goleador de Arango y Güiza han sido las mejores noticias que ha recibido el conjunto balear esta semana.

Alineaciones probables:

Espanyol: Lafuente; Zabaleta, Jarque, Torrejón, David García, Moisés Hurtado, Lola Smiljanic, Valdo, Luis García, Riera y Jonathan Soriano.

Mallorca: Moyá; Héctor, Ramis, Nunes, Fernando Navarro; Borja Valero, Basinas, Ibagaza, Varela; Arango y Güiza.

Árbitro: Paradas Romero (Comité Andaluz).

Estadio: Olímpico de Montjuïc.

Contenido patrocinado

Otras noticias