Buscar

Luis Aragonés: "Suecia es un equipo que está extraordinariamente bien"

11/06/2008 - 14:52

El seleccionador nacional Luis Aragonés reconoció la "satisfacción" por la victoria conseguida ayer en el debut de la Eurocopa de Austria y Suiza ante Rusia (4-1), pero quiso frenar cualquier tipo de euforia, asegurando que hay que ir "día a día" y que Suecia, siguiente rival, "está extraordinariamente bien".

NEUSTIFT (AUSTRIA), 11 (EUROPA PRESS)

"Hay satisfacción porque nuestro cometido era ganar, pero sólo hoy porque ahora nos llega un equipo que está extraordinariamente bien como Suecia", comentó Aragonés en rueda de prensa, donde destacó que los suecos han sido los que más le han gustado hasta ahora del torneo junto a Portugal y Alemania.

El técnico recordó que suecos y españoles, que compartieron fase de clasificación, se conocen "igual de bien" y que los de Lars Lagerback son "un rival complicado", destacando "la gran velocidad de su contragolpe" y el hecho de poseer "jugadores arriba formidables".

Por ello, Aragonés sabe que les espera un partido "trabajado" ante un rival "preocupante". "De todos modos, aquí todos los equipos preocupan porque tienen muy buenos jugadores y están bien trabajados", añadió.

Del partido ante Rusia, el 'Sabio de Hortaleza' advirtió que tenían que tener claro "cómo se ganó", recordando que tuvieron "algo de fortuna en los primeros 15 ó 20 minutos". "En esos momentos no dominamos y sí después con el 2-0. En la segunda parte nos juntamos mejor y en cada contra llegábamos 4 ó 5 jugadores para hacer gol", apuntó.

Tampoco se mostró "enfadado" por haber encajado un gol a balón parado, aunque pide a sus jugadores que estén "más aplicados" en estas situaciones e insistió que en los primeros 20 minutos no estuvieron "correctamente situados".

Además, Aragonés no le dio importancia a la actuación de Sergio Ramos. "No fue de sus mejores partidos y subió menos que otras veces, pero a lo mejor debería haber sido subido más. Es un baluarte importante", recalcó.

"EL AMBIENTE ES EXTRAORDINARIO".

Por otro lado, sí dejó claro que el gesto de Fernando Torres al ser sustituido no le pasó inadvertido. "Son cosas internas, pero las cosas no se quedan así", insinuó.

"Entiendo y comprendo al jugador que se enfada cuando le cambian, a mí me ha pasado, pero el ambiente es extraordinario y son tan importantes los que juegan como los que no, y el que no juega se debe cabrear, claro que sí, si no, para que le hemos traído", aclaró posteriormente, insistiendo que el detalle de Villa de dedicar su tercer tanto al jugador del Liverpool muestra "la cohesión" existente.

De todos modos, Aragonés elogió al 'Niño' pese a que las alabanzas generalizadas fueron para Villa. "Torres también aportó y trabajó arriba para tapar a uno de sus defensas (Shirokov), y lo hizo perfectamente. Los goles son producto de rachas y a Villa le ha venido una buena, pero el primero se lo da Torres", apuntó el seleccionador, que dejó claro que cambió al madrileño porque necesitaban "uno más en el centro del campo porque era importante dejar la portería a cero".

Además, el técnico también ha mantenido una charla con todo el equipo para "cambiar impresiones", confesó. "Debíamos de ganar, lo hemos hecho y no ha pasado nada más. Tenemos que ir en día a día", advirtió, frenando euforias, que sólo permite "a la afición", a la que recordó que "habrá momentos de sufrimiento porque los contrarios son muy buenos".

Pese al buen rendimiento ofrecido ayer al contragolpe, el seleccionador sabe que cada rival "tiene características distintas" y que jugar así "depende de muchas cosas".

"A veces para ganar hay que dar la cara y a veces es el contrario el que te permite jugar al contragolpe o el que te obliga ir más arriba", afirmó el veterano entrenador, que también avisó de la posibilidad de que el equipo contrario les quite "el balón" porque con su posesión atacan y defienden "bien".

Finalmente, Luis Aragonés no está preocupado por alcanzar a Javier Clemente en número de victorias como seleccionador, que ahora tiene a dos triunfos (34 por 36 de del Barakaldo). "Uno desea ganar. Mi obligación es ganar el mayor número de partidos posibles", sentenció.

Contenido patrocinado

Otras noticias