Buscar

Destacamos
El 'efecto Alguacil' se lleva por delante al Atlético y acerca el alirón del Barcelona

Rijkaard: "Con Ronaldinho, el Barça ha ganado y ha perdido, pero sin él no hemos ganado más que antes"

23/06/2008 - 19:01

El entrenador Frank Rijkaard, que este año abandona el FC Barcelona después de cinco campañas al frente del equipo, reivindicó la figura de Ronaldinho de Assis en un balance de su etapa en el club azulgrana y señaló que, con el jugador brasileño en el campo, el Barça "ha ganado y ha perdido, pero sin él no hemos ganado más que antes".

BARCELONA, 23 (EUROPA PRESS)

Rijkaard hizo un repaso de su trayectoria en el Barça que el club ofrece en la revista, el canal de televisión y el sitio web de la entidad y destacó a dos jugadores de su periodo como técnico barcelonista: Carles Puyol, del que destacó que "representa el espíritu de equipo y la generosidad", y Ronaldinho, al que calificó de jugador "clave" en su proyecto.

"Ronaldinho ha sido clave para traer la ilusión y transmitir alegría. Ha sido muy importante. Con él, el Barça ha ganado y ha perdido. Pero sin Ronaldinho no hemos ganado más que antes", explicó el técnico holandés, que considera que el brasileño, al que el Barça pretende traspasar a otro club, da fuerzas al equipo "aun no jugando siempre bien".

Rijkaard, que también deseó a Ronaldinho "que se recupere" y espera que "demuestre toda su calidad" en el campo, también explicó en la entrevista que ha vivido cinco años "muy intensos" en el Barça y comparó su paso por el club con un trayecto "en un tren que siempre va muy deprisa". "Cuando miras atrás, piensas cómo ha volado el tiempo", comentó.

"Todo lo que ha pasado ha sido un orgullo y siempre hemos trabajado de la mejor forma para funcionar", expuso el entrenador del Barcelona las cinco últimas campañas, en que obtuvo una Liga de Campeones, dos Ligas consecutivas y una Supercopa de España los tres primeros años, a los que siguieron dos últimas campañas sin títulos.

Rijkaard definió al Barça como "más que un club", manifestó su "orgullo" por haber dirigido al equipo en este periodo, ya que considera que se trataba de "una oportunidad única" y en el que espera haber aportado su "granito de arena" para mejorar el club. Por otra parte, consideró que la afición del Barça tiene "una tendencia natural a ser crítica".

A su juicio, el público apoya al equipo cuando éste "lo necesita para conseguir algún hito", pero que, "en cambio, cuando el equipo ya ha demostrado algo interesante, de mérito, ese mismo público tiene una tendencia natural a la crítica". "Por ejemplo, cuando ganas un partido y la gente cree que no ha sido como hace uno o dos años", señaló.

"Esto parece una anécdota, pero es peligroso. En ciertos momentos, a los jugadores se les hace pagar una exigencia que viene derivada de los buenos momentos. Siempre deben luchar contra esta presión y, si les afecta, todo el mundo pierde porque el jugador y el equipo van de más a menos", añadió, pese a entender que algunos siempre mantienen el nivel.

Rijkaard también se refirió al famoso entorno del Barcelona, del que dijo que "no fue una sorpresa" puesto que "en Holanda algunas cosas son iguales" y ya conocía "la presión del entorno" desde su época en el Ajax de Amsterdam. Por último, reconoció que ve difícil que el Barça pueda tener un entrenador duradero como Alex Ferguson en el Manchester United.

"Hay comparaciones complicadas. El fútbol inglés y el nuestro tienen muy poco que ver. Se acaban encontrando en una semifinal de 'Champions', pero son dos filosofías diferentes, no por no decir opuestas. Aquí hay elecciones, los presidentes llevan su propio 'staff' y en un club como el Manchester hay un único propietario y funciona como una empresa", dijo.

"Puede cambiar, pero todo queda igual. Y en el Barça, no. Aquí de vez en cuando se cambia de organización, de estructura, incluso de filosofía, que es casi como volver a empezar de cero. Ferguson puede trabajar muchos años desde el banquillo haciendo un trabajo continuado, a largo plazo. Aquí no es demasiado probable", opinó.

Frank Rijkaard también recordó los momentos "inolvidables e irrepetibles" que vivió en 2006 al lograr la Liga de Campeones, admitió que le gustaría animar al Barça cuando vuelva a jugar una final del máximo torneo europeo y concluyó diciendo que, cuando sea mayor, le gustaría "vivir con la alegría y el corazón de un niño", finalizó.

Otras noticias

Contenido patrocinado