Buscar

Mundial 2018 | Las tarjetas también son importantes: hasta seis grupos podrían decidirse por juego limpio

25/06/2018 - 10:07 | 15:07 - 25/06/18
  • ESP y POR, ING y BEL y JPN y SEN ya desempatan por las amonestaciones
  • Australia necesita ganar y que Dinamarca pierda para lograr el empate
  • Islandia y Argentina y Brasil y Suiza podrían igualar en goles e ir a amarillas
Foto: Reuters.

Este lunes arranca la tercera y última jornada de la fase de grupos del Mundial 2018. Con seis selecciones ya clasificadas para octavos y ocho eliminadas, ningún país tiene su posición matemáticamente certificada. La igualdad en este torneo es tal, que hasta en seis grupos se podría decidir quién pasa a octavos o quién es primero por el juego limpio.

El hecho de que la fase final de la Copa del Mundo sea un torneo que comienza con cuatro equipos midiéndose entre sí en ocho grupos, provoca la máxima igualdad y donde hasta el más mínimo detalle puede decidir el devenir de un país. Además, la inmensa mayoría de los 32 partidos que se han disputado hasta ahora han estado igualados lo que ha repercutido en varios empates o victorias por la mínima.

Por todo ello, todas las selecciones afrontan la última jornada sin tener una posición fija y, pese a las ocho ya eliminadas, todas saltarán al césped con la máxima presión. Cualquier error puede determinar el futuro de los equipos y las amarillas que un jugador recibe será fundamentales. En hasta seis grupos el desempate entre dos selecciones se podría decidir por el juego limpio.

Grupo B

España y Portugal afrontan la última jornada con los mismos puntos, mismos goles y el empate entre ambos en el primer partido. Son las dos selecciones más igualadas y en estos momentos la selección española parte con ventaja al haber recibido solo una amarilla por las dos de los lusos. Busquets fue amonestado en la primera jornada, al igual que Bruno Fernandes, pero Adrien Silva rompió este empate en el segundo duelo de Portugal.

Si ambas obtienen el mismo resultado ante Marruecos e Irán, victoria o empate, y por los mismos tantos, el juego limpio será fundamental para determinar quién pasa como primera y quién como segunda. Incluso si las dos pierden por el mismo tanteo, las tarjetas determinarán cuál es la selección que pasa a octavos y cuál la que se marcha de Rusia.

Grupo C

El desempate por juego limpio se podría dar entre Dinamarca y Australia. Pese a que a, a priori, parece el más complicado entre todos los grupos no sería de extrañar que ambas selecciones tuviesen que tener cuidado en sus partidos con las amonestaciones. Ya que el empate entre ambas condicionó todo.

Los daneses parte con ventaja al tener cuatro puntos, dos goles a favor y uno en contra, mientras que Australia tiene un punto, dos goles a favor y tres en contra. Por ende, en tarjetas han visto más los europeos (cuatro los daneses con Poulsen por partida doble, Sisto y Delaney contra las tres de los oceánicos de Leckie, Risdon y Behich). Si Dinamarca perdiese 2-3 ante Francia y Australia ganase 2-1 a Perú ambas estarían empatadas a todo y serían las amonestaciones las que decidiesen quién pasa con los galos y quién se despide del Mundial.

Grupo D

Una de las selecciones que podría certificar el gran fracaso de la cita lo podría hacer por amarillas. Argentina buscará el pase en la última jornada gracias a la derrota de Islandia ante Nigeria. Ahora mismo sudamericanos y europeos ocupan las últimas posiciones de este grupo, pero el hecho de que empatasen entre sí y que jueguen contra los otros dos países puede provocar el empate a puntos y goles. 

Islandia parte por delante con un punto, un gol a favor, tres en contra y ninguna tarjeta, mientras que Argentina tiene un punto, un gol a favor, cuatro en contra y tres amarillas que han visto Mercado, Otamendi y Acuña. Si los nórdicos venciesen 2-1 a Croacia y la albiceleste 0-2 a Nigeria habría igualdad en todos los aspectos y sería el juego limpio el que determinase la clasificación de unos y el adiós de los otros.

Grupo E

Brasil y Suiza tienen una situación semejante a la que se daba en el Grupo B. Ambas empataron entre sí en la primera jornada, pero los cariocas parten primeros con cuatro puntos, tres goles a favor, uno en contra y tres amarillas (Neymar, Coutinho y Casemiro) por los cuatro puntos de los suizos, tres goles a favor, dos en contra y cuatro tarjetas (Lichtsteiner, Schar, Behrami y Shaqiri). 

Si los sudamericanos ganan 1-2 a Serbia y los europeos hacen lo propio poe 2-0 ante Costa Rica, se dará la máxima igualdad y la FIFA tendrá que ir a las tarjetas para decidir quién es primera y quién segunda. Al contrario que con España y Portugal, si ambas empatan será Brasil la que esté por delante. Pero si ambas caen por las diferencias que den los mismos goles, serán las amarillas las que manden a una de las dos de vuelta a casa.

Grupo G

El grupo más desigualado entre las cuatro selecciones es el más igualado hasta la última jornada por ver quién es líder. Inglaterra y Bélgica ya están clasificadas, con mismos puntos y goles (seis puntos, ocho tantos a favor y dos en contra), y decidirán su posición final en un partido entre ambas.

Los británicos parten por delante gracias al haber visto solo dos tarjetas (Loftus-Cheek y Walker) por las tres de los centroeuropeos (Meunier, Vertonghen y De Bruyne). Aquí el que gane el choque decisivo pasará como primera, pero en caso de empate serán las amarillas las que decidan el puesto. Pese a que Inglaterra comienza por delante, el hecho de jugar entre ellas hará que haya máxima tensión y que Bélgica no descarte que el punto y ver ser menos amonestada les valga para salir campeón de grupo.

Grupo H

El último grupo está siendo uno de los más igualados. Tras el empate entre Japón y Senegal y la victoria de Colombia estas tres selecciones se decidirán el pase, pero asiáticos y africanos parten ahora con ventaja y mismos puntos y goles (cuatro, cuatro a favor y tres en contra) entre sí. 

Los nipones lideran hasta ahora el grupo con tres amarillas (Inui, Hasebe y Kawashima) por las cinco de Senegal (Niang, Sabaly, N'Doye, Sane y Gueye) y por ello si ambas ganan, empatan o pierden de la misma forma ante Polonia y Colombia, todo se decidirá por juego limpio. Las amarillas pueden decidir quién será la última primera, segunda o que se despida del Mundial en esta fase de grupos.

En cualquier caso, también cabe la opción de que estas selecciones empaten en amonestaciones. En ese sentido, la FIFA celebraría un sorteo para determinar quién queda por delante de quién y estas serían las fechas, horas y lugares donde se celebrarían:

- Grupo B: 25 de junio a las 23:00 horas en el estadio Luzhniki.

- Grupo C: 26 de junio a las 19:00 horas en el estadio Luzhniki.

- Grupo D: 26 de junio a las 23:00 horas en el estadio Luzhniki.

- Grupo E: 27 de junio a las 23:00 horas en el Spartak Stadium.

- Grupo G: 28 de junio a las 23:00 horas en el estadio Luzhniki.

- Grupo H: 28 de junio a las 19:00 horas en el estadio Luzhniki.


Contenido patrocinado

Otras noticias

Comentarios 0