Buscar

Gobierno mexicano rechaza insólita propuesta de pacto de violento cártel

AFP
16/07/2009 - 19:50

El gobierno mexicano, que prioriza la lucha frontal contra el narcotráfico, rechazó una insólita propuesta del cártel de 'La Familia' de llegar a un pacto nacional, después de haber lanzado una violenta ofensiva que dejó al menos 16 policías federales muertos.

"El gobierno federal no dialoga, no pacta ni negociará jamás con organización delictiva alguna", dijo el miércoles por la noche el ministro del Interior, Fernando Gómez Mont.

El funcionario respondió horas después de que una televisora local del estado de Michoacán (oeste) transmitió una llamada telefónica de Servando Gómez Martínez, alias "La Tuta," y según las autoridades federales, nuevo líder operativo y número tres de 'La Familia'.

"Queremos llegar a un consenso, queremos llegar a un pacto nacional, no sé de qué manera pero tenemos que lograrlo", dijo Gómez Martínez tras advertir que "esto (la violencia) no va a parar" al margen de quien lidere 'La Familia'.

El capo, por quien las autoridades mexicanas ofrecen una recompensa de dos millones de dólares, dijo que Genaro García Luna, ministro de Seguridad Pública, estaría supuestamente comprado por los cárteles de Sinaloa y del Golfo, enemigos de 'La Familia', cuya base de actuación es Michoacán.

El gobierno mexicano emprendió en diciembre de 2006 una guerra contra los cárteles de la droga con 36.000 militares y otros miles de policías federales, que han sido destacados en las zonas más calientes de país.

Pese al operativo federal, más de 7.700 personas fueron asesinadas desde 2008 a la fecha en homicidios relacionados con el crimen organizado.

'La Familia' realizó esta semana una fuerte ofensiva contra nueve cuarteles de la Policía Federal en Michoacán y luego secuestró, torturó y asesinó a 12 uniformados, entre ellos una mujer, que realizaban trabajo de inteligencia en el estado. Otros cuatro más fueron ultimados en ese distrito en los últimos días en otros hechos.

Los ataques se desataron tras la detención la semana pasado de Arnoldo Rueda, alias 'La Minsa', un dirigente de alto nivel en la estructura de La Familia.

Un diputado federal electo por la izquierda, Julio César Godoy, hermano del gobernador de Michoacán, Leonel Godoy, se encuentra prófugo tras ser acusado el martes de formar parte de la estructura del comando que mató a los 12 policías.

"Nuestro pleito única y exclusivamente es con la Policía Federal Preventiva (PFP) y la SIEDO (Subprocuraduría de Investigación Especializada en Delincuencia Organizada, adscrita a la fiscalía federal)", dijo Gómez Martínez.

De acuerdo con versiones publicadas el jueves por el periódico La Jornada, el ejército estaría oponiéndose a realizar operativos conjuntos con la policía federal, tal como lo hace en varios estados desde que el presidente Felipe Calderón emprendió la lucha contra el narcotráfico al inicio de su mandato.

Esos operativos comenzaron en diciembre de 2006 en Michoacán, el estado natal de Calderón.

Los militares estarían condicionando su participación en estos operativos a que la policía federal entregue toda la información con la que cuenta para evitar filtraciones o actos de corrupción que deriven en acciones fallidas, según el diario que citó como fuentes a funcionarios del gabinete de Seguridad.

'La Familia' hizo su aparición en Michoacán en 2006 con el macabro abandono de cinco cabezas en la pista de baile de una discoteca, acompañadas de un mensaje en el que se atribuían la aplicación de la "justicia divina" y aseguraban que ellos no matan mujeres, ni niños "sólo muere quien debe morir".

lp/ol/cd


Otras noticias

Contenido patrocinado