Buscar

Estados Unidos desmiente la existencia de conversaciones "secretas" con Irán

AFP
14/04/2008 - 18:16

Estados Unidos desmintió el lunes la existencia de conversaciones "secretas" con Irán sobre su programa nuclear, previamente difundidas por el diario británico The Independent.

Las discusiones del ex subsecretario de Estado norteamericano Thomas Pickering con universitarios y consejeros políticos iraníes son totalmente "privadas", destacó Tom Casey, un portavoz del departamento de Estado norteamericano.

"No es una actividad gubernamental. No es un canal gubernamental. No es una forma de pasar mensajes. (Estas discusiones) no tienen ningún estatus oficial", añadió Casey.

El lunes el diario británico The Independent afirmó que un grupo de estadounidenses e iraníes mantuvieron conversaciones secretas sobre el programa nuclear iraní y las relaciones congeladas entre Estados Unidos e Irán.

"Son discusiones privadas mantenidas por personas privadas", insistió el portavoz. "Estamos satisfechos de que se lleven a cabo pero nadie debería tomarlo por un canal formal, informal, o de cualquier otro tipo", aclaró Casey.

Un funcionario de la Casa Blanca también negó igualmente, aunque bajo el anonimato, el carácter oficial de estas discusiones, explicando que existen "canales claros" para tratar con Irán "y que esto no es uno (de ellos)".

"Algunos iraníes eran cercanos a instituciones oficiales en Irán", precisó Pickering al diario, subrayando que "cada parte informó a su gobierno".

Estados Unidos e Irán carecen de relaciones diplomáticas desde 1980.

Washington acusa a Teherán de querer dotarse de armamento nuclear, de proporcionar armas a extremistas en Irak, de apoyar organizaciones anti-israelíes y de alimentar la crisis política en Líbano.

El presidente estadounidense George W. Bush rechaza el diálogo y no se plantea ninguna discusión que no sea en un foro multilateral y a condición de que Teherán suspenda sus actividades nucleares más sensibles.

sl-lal/ces/chl/mg/dk

Contenido patrocinado

Otras noticias


El flash: toda la última hora