Buscar

Legisladores mexicanos rechazan a sus pares de EEUU condición al Plan Mérida

AFP
7/06/2008 - 20:36

Legisladores mexicanos reiteraron este sábado en el norte de México a sus pares estadounidenses que no aceptarán que la Iniciativa Mérida contra el narcotráfico esté condicionada.

"Se quiere combatir al narcotráfico y al crimen organizado, pero no hay que imponer decisiones unilaterales que atentan contra nuestra soberanía", enfatizó Ruth Zavaleta, presidente de la Cámara de Diputados de México en la 47 Reunión Interparlamentaria México-Estados Unidos que se realiza en Monterrey, Nuevo León.

"Cualquier ayuda sin respeto a la soberanía se convierte en mandato externo y es inaceptable", agregó Zavaleta.

El proyecto aprobado por el Congreso estadounidense prevé una primera partida de 350 millones de dólares para México, pero está condicionado a la supervisión del respeto de los derechos humanos.

El presidente de la Cámara de Senadores, Santiago Creel, dijo a su vez que México no pidió "ayuda asistencialista" y lo que se requiere son "responsabilidades compartidas".

"Estado Unidos deberá edificar criterios para una cooperación bilateral fincada en un principio de corresponsabilidad y confianza, cualquier condicionamiento, independientemente de su tipo, sería inaceptable para el Senado mexicano", enfatizó Creel.

Enfatizó que México con o sin ayuda está dispuesto "a seguir el combate contra el narcotráfico".

El senador estadounidense Cristopher Dodd, por su parte, argumentó que las condiciones impuestas por el Senado de su país responden a necesidades de evaluaciones para entregar la ayuda económica.

Sin embargo, Dodd coincidió con los legisladores mexicanos, al decir que se siente "desilusionado" por las condiciones impuestas en la iniciativa por los senadores estadounidenses.

"Se debe trabajar para hacer una nueva propuesta para ayudar a México a combatir a los cárteles del narcotráfico", prosiguió.

La Iniciativa Mérida fue diseñada por Estados Unidos para combatir al narcotráfico en México, Centroamérica y el Caribe con la aportación total de 1.550 millones de dólares.

Tanto el Congreso mexicano como el gobierno federal se han opuesto en ocasiones anteriores a las condiciones impuestas por el Senado de Estados Unidos.

jg/jb

Contenido patrocinado

Otras noticias