Buscar

Junio fue el mes con más soldados extranjeros muertos en Afganistán

AFP
1/07/2008 - 18:08

El mes de junio fue el más letal para las tropas de la OTAN y de Estados Unidos en Afganistán desde el derrocamiento de los talibanes en 2001, aunque nunca han sido tan numerosas sobre el terreno.

Un total de 49 soldados de la Fuerza Internacional de Asistencia a la Seguridad (ISAF, dependiente de la Organización del Tratado del Atlántico Norte, OTAN) y de la coalición militar bajo mando estadounidense murieron en combate, atentados o accidentes en junio, según un saldo de la AFP basado en comunicados militares.

En junio se produjo más del 40% de las 122 muertes de soldados extranjeros registradas en Afganistán en lo que va de 2008, según el sitio web independiente icasualties.org.

La mayoría de ellos murieron por el estallido de bombas al paso de convoyes o patrullas militares.

Cierto es que la primavera y el verano marcan siempre el inicio de las grandes operaciones, tanto para las fuerzas de seguridad afganas y las tropas internacionales como para los insurgentes.

Junio fue un mes de éxitos y fracasos para la comunidad internacional en Afganistán: en la conferencia de donantes de París se ofrecieron 20.000 millones de dólares para la ayuda al desarrollo y un día después se evadieron mil presos de la cárcel de Kandahar, bastión de los insurgentes, tras el asalto de un comando talibán.

Días después, unos mil soldados afganos apoyados por militares extranjeros emprendieron una ofensiva contra unos talibanes reagrupados en el distrito de Arghandab, a menos de 20 km de Kandahar.

Casi 70.000 soldados extranjeros están desplegados en Afganistán: 53.000 en el seno de la Isaf y el resto en una coalición encabezada por Estados Unidos que está a cargo de la Operación Libertad Duradera.

El portavoz de la ISAF, Carlos Branco, estimó conveniente hacer una lectura de las cifras dentro del contexto actual, marcado por un incremento de las tropas internacionales en ese país asiático para luchar contra la insurgencia talibán.

"La ISAF tiene ahora muchos más soldados que en el pasado y está presente en zonas donde no lo estaba antes", dijo Branco a la AFP.

Lo que no cabe duda es que con el aumento de las bajas de soldados extranjeros Afganistán alcanza paulatinamente, e incluso supera, a Irak como campo de batalla más peligroso de la "guerra global contra el terrorismo".

Treinta y un soldados, 29 de ellos estadounidenses, murieron en Irak en junio, frente a 49 en Afganistán. Y eso que los soldados extranjeros desplegados en Afganistán no llegan a la mitad de los del contingente internacional en Irak.

thm-dk/gc-erl/jz

Contenido patrocinado

Otras noticias