Buscar

Irak pidió a EEUU un calendario de retirada de las tropas extrajeras

AFP
7/07/2008 - 19:14

El primer ministro iraquí, Nuri Al Maliki, dijo el lunes que por primera vez está negociando con Washington un calendario de retirada de las fuerzas extranjeras de Irak, una cuestión que condicionará la presencia militar de Estados Unidos en 2009, actualmente debatida.

Hasta ahora, el gobierno iraquí se había abstenido de reclamar un calendario para la retirada de las tropas estadounidenses, al tiempo que el presidente George W. Bush se había negado en repetidas ocasiones a hacerlo.

Pero Maliki no sólo sacó a relucir el asunto, sino que lo convirtió en una condición para aprobar el nuevo acuerdo con Estados Unidos sobre su presencia militar en Irak a partir del año que viene.

"La idea es llegar a un memorando de acuerdo sobre la retirada de las tropas o establecer un calendario para esa retirada", declaró Maliki, citado en un comunicado de su oficina.

La Fuerza Multinacional desplegada en Irak, que cuenta con un mandato del Consejo de Seguridad de la ONU, está dirigida y compuesta esencialmente por estadounidenses.

Maliki indicó que las conversaciones para establecer las modalidades de la presencia estadounidense en Irak más allá de 2008 siguen su curso y destacó que el acuerdo respetará la soberanía de su país.

"Las negociaciones continúan con la parte estadounidense, pero en todo caso, la base del acuerdo será el respeto de la soberanía de Irak", subrayó Maliki, según el comunicado oficial, en declaraciones ante los embajadores árabes en los Emiratos Arabes Unidos.

Bush y Maliki pactaron el pasado noviembre firmar un acuerdo sobre el Estatuto de las Fuerzas en Irak, a finales de julio, que sentaría las bases de la presencia norteamericana a partir de 2009, cuando expira el mandato de la ONU.

Pero las conversaciones parecieron llegar a un punto muerto el mes pasado, a raíz del descontento de políticos iraquíes, tanto chiitas como sunitas.

Algunos de los líderes chiitas llegaron a calificar de "esclavitud eterna" el nuevo pacto propuesto.

"Alentamos cualquier gesto que ayude a la retirada de las fuerzas de Estados Unidos o fije un calendario para su salida", declaró a la AFP Seij Salá al Obeidi, portavoz del líder chiita radical Moqtada Sadr, muy influyente entre su comunidad.

Además del calendario de retirada, los iraquíes también se inclinan ahora por poner nuevas condiciones al acuerdo referentes al número de bases que Washington seguirá controlando, los poderes de sus tropas para retener a civiles y el grado de inmunidad de sus soldados.

El tiempo restante para concluir el pacto apremia. El ministro iraquí de Relaciones Exteriores, Hoshyar Zebari, citó el miércoles dos alternativas en caso de que el plazo expire sin lograr un compromiso.

La primera es sellar un pacto bilateral entre Washington y Bagdad y la segunda, extender el mandato de la ONU durante otro año.

Zebari aseguró que Estados Unidos no podrá permanecer en Irak sin un marco legal internacional.

jds/kir/app/jo

Otras noticias

Contenido patrocinado