Buscar

Policía francesa teme por "actos desesperados" en el Marsella-Atlético

AFP
8/12/2008 - 17:47

Los posibles riesgos de violencia en el partido de alto riesgo en la Liga de Campeones entre el Marsella y Atlético Madrid son "sobre todo" por "actos desesperados o marginales" contra representantes españoles, estimó uno de los responsables de la seguridad.

"Los riesgos se sitúan sobre todo en actos que se podrían calificar de desesperados o marginales", comentó Jean-Luc Marx, prefecto de seguridad del departamento de Bouches-du-Rhône y uno de los responsables de velar por la integridad de los asistentes al partido.

Marx avanzó que se iban a desplegar "medidas de seguridad reforzadas" para cubrir el traslado del autobús del Atlético desde el aeropuerto de Marignane hasta el hotel y el estadio.

El clima que rodea el encuentro es especialmente tenso por los incidentes violentos que marcaron el encuentro de ida el 1 de octubre y la detención por ello de un hincha franco-español del Marsella, Santos Mirasierra, que el viernes fue condenado a tres años y medio de cárcel.

La decisión judicial fue muy criticada en Francia y grupos de hinchas del Olympique llegaron a considerarla una provocación de cara al encuentro de la sexta jornada de la fase de grupos de la principal competición continental de clubes.

El grupo Ultras (4.500 miembros) ha hecho un llamamiento a permanecer fuera del estadio durante el partido como forma de protesta contra la condena, pidiendo además que se mantenga la calma.

Otros grupos de aficionados se sumarán a esta iniciativa durante un primer momento, pero entrarán al recinto una vez que el árbitro dicte el arranque del choque.

La delegación madrileña llegará a Marsella el martes por razones de seguridad, al contrario de lo que suele ser habitual en la competición, donde los equipos viajan uno o dos días antes, e incluso se entrenan en el escenario del partido.

Marx señaló que la presencia en las gradas de seguidores españoles será "muy modesta" y que eso "reduce los riesgos". El Atlético pidió en los días previos a sus aficionados que no viajaran a la ciudad francesa para evitar posibles agresiones o altercados.

Entre la Policía de fronteras (PAF), la Compañía Republicana de Seguridad (CRS) y siete unidades de Gendarmería, en total alrededor de un millar de agentes se encargarán de garantizar la calma en el día del encuentro, subrayó el prefecto.

En esta última jornada de la primera ronda del torneo, Atlético de Madrid sólo se juega ser líder del grupo, mientras que el equipo francés el pasaje en tanto tercero a la próxima ronda de la Copa de la UEFA.

rl/oaa/dr/age


Otras noticias

Contenido patrocinado