Buscar

Merkel se juega su futuro en el conflicto sobre los migrantes

AFP
14/06/2018 - 17:04

El futuro político de Angela Merkel en Alemania estaba en juego este jueves por la rebelión del ala derecha de su gobierno sobre la política migratoria.

La cámara baja del parlamento, el Bundestag, suspendió su sesión a media jornada para permitir celebrar reuniones de crisis de los diputados, en principio aliados, cristiano-demócratas (CDU) de la canciller en el poder desde hace 12 años, por una parte, y los de la CSU de Bavaria, muy conservadores, del ministro del Interior Horst Seehofer, por otra.

Ambos movimientos son los principales protagonistas de este conflicto tras la decisión de Merkel el domingo de bloquear un proyecto de reforma de la política de asilo presentada por Seehofer.

El ministro quiere expulsar a los migrantes que llegan a Alemania en caso de que hayan sido registrados por otro país en la bases de datos de la UE.

Pero Merkel, que acogió más de un millón de migrantes en 2015-2016, rechaza la expulsión en nombre del derecho y de los principios de solidaridad europeos.

La canciller pidió a sus socios tiempo para negociar soluciones comunitarias y bilaterales en la cumbre de la Unión Europea prevista a finales de junio.

Aunque la dirección de su partido cristiano-demócrata le dio su aprobación el jueves, su aliado más cercano, la CSU, se opone.

El líder de los diputados del CSU, Alexander Dobrindt, considera imposible que Merkel arranque un acuerdo en Bruselas "en unos días", hasta el punto que amenaza a la canciller con una rebelión en la que el ministro del Interior podría imponer su proyecto por decreto.

"Es responsabilidad directa del ministro", dijo, explicando que la dirección de su partido estudiaría la cuestión el lunes en Múnich, en tono de ultimátum.

El conflicto entre Merkel y Seehofer se remonta a la apertura del país a los migrantes en 2015.

alf/ylf/mra/pc/mb


Otras noticias

Contenido patrocinado