Buscar

Detienen al jefe de sicarios y presunto secuestrador de un ex militar de EEUU

AFP
26/04/2009 - 16:11

La policía detuvo a uno de los fundadores de 'Los Zetas', el brazo armado del cartel del Golfo, y presunto secuestrador del ex militar estadounidense Félix Batista en diciembre pasado, informó el sábado la secretaría de Seguridad Pública mexicana (SSP).

"La Policía Federal logró la detención de Germán Torres Jiménez, alias el Z-25' (..) o 'El Tatanka', presunto colaborador de Osiel Cárdenas Guillén (ex líder del cartel del Golfo) en Veracruz", dijo un comunicado de la SSP.

Torres es señalado como presunto responsable del secuestro de "Félix Batista, perpetrado el pasado 10 de diciembre de 2008", además de que se le imputan al menos cinco ejecuciones de sicarios de cárteles rivales.

Dentro de la estructura de 'Los Zetas', Torres Jiménez es señalado como uno de los fundadores y uno de los miembros más veteranos de este grupo, conformado por ex soldados de élite del Ejército mexicano.

Batista, un ex militar estadounidense de origen cubano y que se presume fue agente de la CIA o del FBI, fue secuestrado en la ciudad de Saltillo (norte), donde podría haber sido contratado para dar asesorías sobre seguridad como parte de su trabajo en la firma ASI Global.

No se ha conocido que los secuestradores de Batista hayan pedido recompensa alguna por él ni se tiene información alguna sobre su paradero.

Junto con Torres Jiménez fueron detenidos dos presuntos gatilleros y dos mujeres, añadió la SSP. Las detenciones se realizaron en una zona habitacional de Poza Rica, Veracruz (este).

"Al arribar al lugar, elementos de la Policía Federal fueron agredidos con disparos de arma de fuego, lo que originó un enfrentamiento", explicó la SSP.

'Los Zetas' están integrados por ex militares de élite mexicanos que fueron reclutados por el cartel del Golfo en los 1990 y las autoridades presumen que se hicieron con el control de la organización criminal tras la detención de Cárdenas Guillén, en 2003, y su extradición a Estados Unidos, en 2005.

México mantiene un operativo federal de lucha contra el narcotráfico en el que participan más de 36.000 militares y varios miles de policías federales para combatir a los carteles de las drogas, cuyas pugnas por el territorio han causado 7.000 muertos desde enero de 2008.


Otras noticias

Contenido patrocinado