Buscar

La ambición mediadora de Lula se topa con la complejidad de Oriente Medio

AFP
20/03/2010 - 14:43

La ambición mediadora del presidente de Brasil, Luiz Inacio Lula da Silva, se topó con la complejidad de Oriente Medio, al culminar esta semana una intensa visita a la región, en un momento de fuerte tensión y bajo la sombra de la interlocución brasileña con Irán.

"Lula quiere que Brasil sea un negociador para promover conversaciones entre palestinos e Israel, como Noruega hizo hace años, eso forma parte del papel que quiere como país grande e influyente", expresó a la AFP el analista y profesor de la Universidad de Brasilia David Fleischer.

"Simbólicamente fue un viaje importante: el primero de un presidente de Brasil a Israel, pero a nivel práctico la pretensión brasileña de constituirse en una fuerza de pacificación se topó con una realidad compleja", destacó de su lado el profesor de la Universidad Federal de Río de Janeiro (UFRJ) Marcelo Coutinho.

La visita de Lula a Israel, los territorios palestinos y Jordania estuvo marcada por un boicot del ministro de Exteriores israelí, el ultranacionalista Avigdor Lieberman, y fuertes tensiones después de que Israel anunciase que habrá nuevas construcciones en Jerusalén Este.

De los palestinos, tras su oferta de dialogar con todas las partes incluído el grupo islamista Hamas, Lula recibió otro mensaje poco alentador: no meterse en cuestiones internas y pedirle a Irán que no financie Hamas, según declaró el presidente palestino, Mahmud Abas, al diario brasileño O Estado.

Brasil, que ha ido ganando un papel más preponderante en la arena internacional y aspira a un puesto permanente en el Consejo de Seguridad de la ONU, donde ahora ocupa una plaza rotativa por dos años, ha expresado disposición de mediar en el conflicto israelo-palestino, y recientemente recibió a los presidentes de Israel, Shimon Peres; palestino, Mahmud Abbas, y al iraní, Mahmoud Ahmadinejad, en Brasilia.

Lula salió de Amán el jueves reiterando su intención de participar del proceso de paz y aseguró que israelíes, palestinos y jordanos así lo quieren: "Me convencí de que Brasil (...) puede ayudar en ese debate", dijo. El brasileño explicó cómo Brasil ve ese aporte: "aproximar a los que se mantienen distantes" y no tienen diálogo con mediadores como Estados Unidos y Europa, entre los que mencionó a Siria, cuyo presidente, Bachar al-Assad, viajará a Brasil en abril, e Irán, que Lula visitará en mayo.

Irán es un interlocutor incómodo para Brasil y se constituyó en un tema que planeó durante la visita de Lula. La postura brasileña sobre la cuestión nuclear iraní está marcando fuertes diferencias con una comunidad internacional que pide sanciones para bloquear su programa nuclear, mientras los brasileños abogan por más diálogo. "La relación con Irán contamina el equilibrio que Brasil mantiene en su relación con Israel y los palestinos, un equilibrio que podía granjearle un papel de interlocutor", destacó Coutinho, para quien "quedó muy claro en el parlamento de Israel la insatisfacción que generan los lazos de Brasil con Irán", que al mismo tiempo "le gana a Brasil cierta simpatía de Hamas".

En Brasil, que en mayo acogerá el III Foro de la Alianza de Civilizaciones destinado a reforzar el diálogo entre el mundo occidental y el musulmán, el viaje levantó cuestionamientos de la oposición y hasta tiras cómicas en la prensa, como la que muestra a Lula y al ministro de Exteriores, Celso Amorim, retornando al país con las manos vacías.

"La idea de que Brasil se torne un mega mediador mundial de todos los conflictos roza el ridículo. Si Brasil no consigue mediación en Colombia, ¿querrá hacerlo en Oriente Medio?", cuestionó el politólogo Amaury de Souza, citado por Globo. "Lula no tiene ninguna influencia en esta región", declaró el profesor Moshe Maoz, de la Universidad Hebraica de Jerusalén al mismo rotativo.

En cambio, para el politólogo de la Universidad de El Cairo Mustafah Elwi, "Brasil puede ser un mensajero justo, con la ventaja que le da su neutralidad histórica en Oriente Medio".

Otras noticias

Contenido patrocinado