Buscar

Berlusconi limitará el uso de las escuchas telefónicas a delitos graves

AFP
11/06/2008 - 19:47

El jefe de gobierno italiano Silvio Berlusconi anunció este miércoles que el uso de las escuchas telefónicas será limitado a delitos graves, castigados con penas mayores de 10 años de cárcel, modificando levemente una medida que había suscitado severas críticas de los jueces.

El multimillonario italiano y a la vez primer ministro, cuyas conversaciones telefónicas han sido grabadas en el pasado por orden judicial, había anunciado el fin de semana que iba a eliminar el uso de las escuchas para casi todos los delitos, excepto mafia y terrorismo.

Ese proyecto había generado protestas de la asociación de magistrados, así como de la oposición de izquierda e inclusive de algunos sectores de su gobierno de derecha.

La ley actual limita el uso de ese recurso a penas de hasta cinco años de cárcel y se emplea como prueba en los juicios por corrupción, prevaricación, sobornos, extorsión, estafas o delitos empresariales.

"Vamos a seguir las mismas reglas que se aplican en la Unión Europea" (UE), aclaró el miércoles Berlusconi en Nápoles (sur), rectificando su proyecto inicial.

Según el abogado penalista Ettore Randazzo, consultado por la AFP, las investigaciones sobre bancarrota y concusión, castigadas con penas mayores de 10 años, podrán seguir usando los llamados "pinchazos" telefónicos.

"Aunque buena parte de los delitos cometidos por los de cuello blanco quedan excluidos", reconoció el abogado.

Berlusconi precisó que la medida puede ser aplicada sólo con la autorización de tres jueces y por un periodo de "máximo tres meses".

La publicación por parte de la prensa de escuchas, lo que ocurre con frecuencia en Italia, puede ser castigada con cinco años de cárcel y afecta sobre todo a los periodistas y a los magistrados que las divulgan.

Para el gobierno, el empleo de escuchas cuesta al Estado italiano unos 250 millones de euros al año.

Según el ministerio italiano de Justicia, las conversaciones telefónicas de unas 100.000 personas son grabadas cada año, contra 1.700 en Estados Unidos, 2.300 en Suiza, 5.500 en Gran Bretaña y 20.000 en Francia.

bur-kv/gc

Otras noticias

Contenido patrocinado