Buscar

Comisión internacional abre debates para definir futuro de las ballenas

AFP
23/06/2008 - 18:52

La Comisión Ballenera Internacional (CBI) inició este lunes en Santiago su reunión anual, abocada a definir el futuro de la organización y enfrentada en su seno entre quienes buscan mantener la moratoria que impide su caza y otros, liderados por Japón, que buscan reanudar su captura bajo control internacional.

En su primera sesión de trabajo, los países debatían una propuesta para lograr que durante esta reunión no se voten resoluciones sobre ballenas sino que más bien se concentren en el futuro de la organización.

En caso de adoptarse esta resolución, Japón podría desechar su propuesta para solicitar un permiso de caza en cuatro localidades costeras, al tiempo que el bloque conservacionista latinoamericano debería guardar su propuesta para crear un santuario ballenero en el Atlántico Sur.

Esta última iniciativa es promovida por el llamado 'Grupo de Buenos Aires', y busca crear una gran área de protección donde para siempre esté prohibida la caza de ballenas, promoviendo además el avistamiento de los cetáceos con fines turísticos.

El lugar abarca desde la línea del Ecuador hasta el paralelo 60, en la Antártida.

La propuesta japonesa, por su parte, es una de las más controvertidas y se enmarca en su plan oficial de "reanudar, bajo control internacional, la caza de ballenas sostenible de especies abundantes", según explicó Joji Morishita, delegado de Japón.

"Muchas especies y stocks de ballenas son abundantes, están aumentando y recuperándose de la sobrecaza del pasado", señaló Morishita.

El estado actual de las poblaciones de las ballenas será informado durante la semana por la CBI, aunque organizaciones como Greenpeace o IFAW, (fondo internacional para la protección de los animales y sus hábitat), desestiman esos datos.

Además de Japón, Noruega e Islandia son partidarios de abrir la caza comercial de las ballenas. La CBI permite a algunas comunidades la captura para la subsistencia de poblaciones aborígenes y la caza para fines científicos.

Apelando a esta última concesión, Japón lleva adelante un programa científico, por medio del cual ha cazado casi 11.000 ballenas desde 1987, según denuncian organizaciones conservacionistas.

Así las cosas, lo más probable es que la CBI concentre en Santiago sus debates sobre el futuro de la organización, después de su creación en 1946.

La CBI fue creada para regular las actividades de pesca de cetáceos pero tras la moratoria sobre la caza comercial de las ballenas instaurada en 1986, la organización ha dado un giro hacia el conservacionismo.

Algunos aspectos metodológicos de su funcionamiento, como la inclusión de las organizaciones no gubernamentales (ONGs), también debieran ser analizado en Santiago.

Chile, según explicó el canciller Alejandro Foxley durante la inauguración, "va a apoyar toda propuesta que contribuya al fortalecimiento de la institución y a la conservación de los cetáceos".

El canciller chileno hizo también un llamado para que la CBI integre a sus debates a las organizaciones conservacionistas.

El llamado fue acogido por la organización y este año por primera vez las organizaciones conservacionistas tendrán derecho a voz. Según se acordó, todas las que participan -unas 50 en total- tendrán cinco minutos para pronunciarse exclusivamente sobre el futuro de la CBI.

No podrán hablar sobre otros temas, según explicó a la AFP Francisco Goncalves, de IFAW.

La reunión de la CBI se inició en medio de una protesta de grupos conservacionistas locales, que se reunieron para manifestarse en favor de las ballenas en las afueras del hotel donde se lleva a cabo el encuentro, en el oriente de Santiago.

pa/jlv/aic

Otras noticias

Contenido patrocinado