Buscar

Ecoteuve.es
El preso con más años de cárcel, a Évole en 'Salvados': "Vivo tranquilo, me falta que me suban el sueldo a 2.000 euros"

Un grupo de militares y diplomáticos turcos pide asilo en Noruega tras recibir la orden de volver

13/01/2017 - 11:58
Más noticias sobre:

Varios militares y diplomáticos turcos destinados en Noruega han decidido no regresar a su país tras recibir la orden de retornar y han solicitado asilo político en el país nórdico por el temor a sufrir represalias por parte de las autoridades turcas, según ha informado el diario local VG.

MADRID, 13 (EUROPA PRESS)

Los diplomáticos y militares recibieron en otoño la orden de regresar a Ankara y decidieron entonces desertar y solicitar asilo político, ante el temor a ser detenidos y sufrir malos tratos en caso de regresar a Turquía.

Los militares y diplomáticos han contado al diario noruego que recibieron la orden de regreso a Turquía para ser interrogados por las "conversaciones" de mandos militares relacionadas con el fallido golpe de Estado del 15 de julio de 2016, por lo que temen que el Gobierno quiera encarcelarles por la asonada castrense.

El diario 'VG' ha hablado con varios de los desertores, que están viviendo en varios puntos "secretos" de Noruega y que han confirmado que han presentado las solicitudes de asilos ante las autoridades de Inmigración.

Los diplomáticos y militares sostienen que no tienen relación alguna con el fallido golpe de Estado y que temen las represalias que puedan tomar contra ellos las autoridades turcas.

"Es imposible volver ahora. Fui relevado de mis servicios en Noruega y mi pasaporte fue cancelado. Si vuelvo, me arrestarán de inmediato y me arriesgo a ser torturado y obligado a hacer una confesión falsa. En las prisiones turcas las personas mueren inexplicablemente", ha relatado una de las personas que ha decidido no regresar a Turquía.

Otro desertor ha contado que un mando militar que conoce regresó de Noruega a Turquía para tratar de demostrar su inocencia y, nada más entrar en el país, fue arrestado y "todavía está en prisión".

El diario 'VG' ha explicado que este caso es "extremadamente delicado" para Noruega, toda vez que, al igual que Turquía, es un país que forma parte de la OTAN y, además, ha mostrado su apoyo al Gobierno de Ankara tras la asonada militar.

"No podemos confirmar ni negar si alguien ha solicitado asilo ni explicar nada sobre las razones para pedirlo", ha afirmado Andreas Skjold Lorange, representante del Ministerio de Justicia noruego, en una declaración al diario noruego.

Por su parte, un portavoz de Jens Stoltenberg, el secretario general de la OTAN, ha confirmado que varios mandos militares turcos destinados en el Cuartel General de la Alianza han recibido la orden de volver a Turquía. "Stoltenberg tiene constancia de que varios oficiales turcos destinados en la OTAN han sido cesados y arrestados y que algunos han pedido asilo en varios países aliados", ha explicado.

Desde el fallido golpe de Estado del 15 de julio de 2016, las autoridades de Turquía han relevado a miles de militares, jueces, fiscales y funcionarios de la administración pública por su supuesta relación con la asonada militar o con el movimiento Hizmet, liderado por el clérigo Fethulá Gulen, al que Ankara responsabiliza de ser el impulsor del golpe.

Otras noticias

Contenido patrocinado