Buscar

El alcalde de Caracas tendrá pocos recursos para revivir la ciudad

AFP
8/12/2008 - 14:52

El nuevo alcalde metropolitano de Caracas, Antonio Ledezma, tendrá que lidiar con una ciudad profundamente deteriorada, clasificada entre las más peligrosas de América Latina, y sin varios de los instrumentos con los que contaron sus antecesores para hacerle frente.

Ledezma, candidato unitario de la oposición, fue la gran sorpresa de los pasados comicios regionales del 23 de noviembre, al conseguir la alcaldía metropolitana de Caracas con un 52,42% de los votos, pese a que ninguna encuesta previa le daba como ganador.

Su elección ha generado una gran expectativa entre los caraqueños. Para el nuevo alcalde, quien juró su cargo el domingo, su mayor reto será "lograr la gobernabilidad para poder aplicar las políticas públicas".

Aún antes de que Ledezma asumiese su cargo, la alcaldía metropolitana de Caracas perdió varias de sus instituciones insignia: la Policía Metropolitana fue transferida al ministerio del Interior, los hospitales al ministerio de Salud, las escuelas estatales al ministerio de Educación, y el canal Avila TV al ministerio de Información.

"Ha sido un arrebatón. Se trata de potestades que están en la ley y lucharemos para que nos las devuelvan, no como cuotas de poder sino para cumplir con un servicio público", dijo Ledezma a AFP.

"La clave para un trabajo exitoso será saber desarrollar el concepto de mancomunidad. El papel del alcalde metropolitano debe ser coordinar y cooperar" con las cinco alcaldías municipales, añadió.

La alcaldía metropolitana, creada en 2000, tiene como principal tarea coordinar las políticas ciudadanas y urbanas de los cinco municipios en los que está dividida la capital: Libertador, con un alcalde afín al gobierno del presidente del país, Hugo Chávez, y Sucre, Baruta, Chacao y El Hatillo, que quedaron en manos de opositores.

Una de las primeras medidas que ha anunciado Ledezma será la creación del instituto metropolitano de planificación urbana para "lograr un relanzamiento urbano de una ciudad dividida", y en el cual será fundamental el consenso con los cinco municipios.

Para el urbanista Frank Marcano, los principales desafíos del nuevo alcalde serán asegurar la movilidad en esta congestionada ciudad en la que un lleno de gasolina cuesta cerca de 1,5 dólares y enfrentar los altos índices de criminalidad, que algunas ONGs ubican en 120 asesinatos por cada 100.000 habitantes.

"Aunque el tema de la seguridad sólo podrá resolverse a largo plazo, tiene que tomar medidas de corto y medio plazo. Una de ellas podría ser el rescate de los espacios públicos, para que estén bien hechos, limpios, con iluminación adecuada", dijo Marcano a AFP.

En el tema de la movilidad, uno de los mayores dolores de cabeza de los caraqueños que pueden pasar hasta dos y tres horas en el tráfico cada día, el urbanista sugiere organizar líneas de autobuses con carriles propios a través de toda la ciudad.

Caracas cuenta en la actualidad con un millón de vehículos, de los cuales un 62% son automóviles privados. El metro de Caracas, que transporta en promedio a 1,5 millones de pasajeros por día, se encuentra sobresaturado.

El otro tema pendiente en Caracas son las barriadas marginales, casi todas ellas construidas en pendiente y en las que vive la mitad de la población. Según los especialistas, la mayor parte de las casas de estas barriadas carecen de prácticamente todos los servicios básicos.

"Habría que construir y reparar las caminerías, atender la recolección de basura, resolver los servicios de suministro de agua, gas y electricidad, así como el desecho de aguas negras", señaló Marcano.

El urbanista sugiere además la construcción de edificaciones educativas y culturales en las barriadas. "La filosofía debe ser dotarlas de la misma calidad de servicios que tiene la ciudad formal", explicó.


Otras noticias

Contenido patrocinado