Buscar

EN DIRECTO
Siga la final del torneo de Queen's: Marin Cilic vs Feliciano López

El análisis: La lenta Europa se enoja con Obama

José Contreras
18/01/2010 - 17:22

Despreciables, abyectas, miserables, son las críticas que están surgiendo contra la presencia militar norteamericana, en forma de ayuda humanitaria, en un país que la necesita urgentemente, mientras la UE nos da ejemplo de agotamiento intelectual y operativo. El caos se apodera de Haití y alguien tiene que actuar rápidamente. Obama sabe hacerlo.

El presidente de Venezuela, Hugo Chávez, denunció el domingo que los Estados Unidos se está valiendo de la tragedia por el terremoto en Haití para ocuparla militarmente, justo cuando los norteamericanos están brindando toda la ayuda posible al devastado territorio que fue sacudido por un terremoto el martes pasado.

EEUU dirige la ayuda

Pero nadie se cree esas afirmaciones de un dirigente incapaz de comprender que algo está pasando en la política estadounidense. Estados Unidos tiene que enfrentarse al grave problema de garantizar la seguridad, por ejemplo para las ONG's. Europa se preparara para un programa de ayudas de 400 millones de euros, pero las cosas comunitarias van demasiado lentas.

Y encima la jefa de la diplomacia de la Unión Europea (UE), Catherine Ashton, se permite afirmar que más que "ayuda militar" por parte de Europa la población de Haití necesita una mayor coordinación para que el apoyo pueda llegar a los afectados por el terremoto. Las palabras de la máxima representante europea en materia de Exteriores llegan cuando se espera la presencia de 10.000 soldados estadounidenses para controlar la organización de la ayuda humanitaria, un papel cuestionado por Francia. Seguro que Javier Solana habría actuado de otra forma. Lo tengo clarísimo.

El giro de Obama

Esta guerra humanitaria desatada en Haití me parece un excelente ejemplo para comprobar que Obama está dando un giro a su política exterior. Y entre Chávez y Obama me quedo con el presidente norteamericano sin pestañear. Hasta ahí podíamos llegar. Me parece que queda claro en esas cajas apiladas en el atestado aeropuerto de Haití: "Ayuda del pueblo de los Estados Unidos".

Lo importante ahora es que tanto la ayuda europea como la norteamericana debe ser a largo plazo, un compromiso constante para un país que debe comenzar de cero. No ha sido un tsunami, los muertos no dan problemas. El gran problema de Haití es que la gente se muere por las calles con heridas sangrantes, amputaciones en vez de curas, es un desastre sanitario muy complicado.

Otras noticias

Contenido patrocinado

Comentarios 1

#1
18-01-2010 / 18:30
Francisco
Puntuación 3

Si los pobres haitianos tienen que esperar la reacción de Europa lo llevan claro...