Buscar

Condenan en Málaga a seis miembros de un grupo organizado que introducía droga desde Sudamérica para venderla

1/07/2008 - 17:42

La Audiencia Provincial de Málaga ha condenado a un total de 49 años de cárcel a seis miembros de un grupo organizado asentado en la costa del Sol que se dedicaba a introducir cocaína en España procedente de Sudamérica. No obstante, la Sala absuelve a tres acusados, con relaciones familiares con los anteriores, por tráfico de drogas; así como a nueve personas que fueron además procesadas por blanqueo de capitales.

MÁLAGA, 1 (EUROPA PRESS)

Se declara probado, en la sentencia a la que tuvo acceso Europa Press, que dos de los acusados, un italiano condenado a 11 años de cárcel y multa de 55.550 euros, y un argentino condenado cada uno a 11 años y medio y misma multa, dirigían este grupo dedicado al tráfico de drogas. A las órdenes de éstos, estaban otros dos, ambos argentinos y condenados a la misma cantidad de multa.

Uno de ellos, condenado a 10 años de cárcel, estaba relacionado con una cadena de restaurantes en Madrid, infraestructura que el grupo aprovechaba para enviar la cocaína y se encargaba de guardar y almacenar los cargamentos que llegaban a la capital de España hasta su posterior distribución. El otro, condenado a 10 años y nueve meses, se encargaba de funciones como el transporte, distribución y control para conseguir la venta final.

Asimismo, otros dos, un hombre y una mujer, ambos condenados a tres años y un día y multa de 1.000 euros, no tenían funciones de control ni dirección del grupo, tan sólo eran los encargados de la venta a pequeña escala a consumidores de las cantidades que no eran grandes y del cobro final de la cadena. Asimismo, se absuelve, tras retirar el fiscal la acusación, a las parejas de los jefes y a la madre de uno de ellos.

Este entramado, indica la resolución, se puso de manifiesto tras las investigaciones llevadas a cabo por un grupo de Crimen Organizado de la Udyco-Costa del Sol de la Policía Nacional que supo que dos de los condenados, los últimos de la cadena, se dedicaban a la venta de cocaína en Torremolinos (Málaga), por lo que se pidió la intervención de sus teléfonos. Posteriormente, se fueron ampliando las escuchas a los otros acusados.

Además, se realizaron seguimientos, hasta que se tuvo conocimiento de que iban a introducir un importante cargamento de cocaína en agosto de 2004, con viajes preparatorios a Argentina en marzo y junio de ese mismo año. En uno de estos seguimientos, se vio cómo cargaron de un chalé de Madrid el cargamento para contactar con un comprador, pero no lo pudieron hacer porque los agentes les dieron el alto.

Entre el coche y el domicilio de uno de los subordinados se intervinieron 139 kilos de cocaína; aunque en la casa de Marbella de uno de los jefes se encontraron cinco maletas, una de ellas con 2.980 gramos de la misma sustancia. Toda esta sustancia habría alcanzado en el mercado ilícito el precio de 18,5 millones de euros. Según la sentencia, a los jefes y a sus parejas no les consta actividad alguna pero poseen un importante patrimonio económico y fincas.

A este respecto, aunque el Tribunal dice que tiene sospechas sobre que legalidad de la procedencia de este capital, "ello no puede llevar al convencimiento de un delito de blanqueo de capitales", por lo que les absuelve; mientras que en el caso de los otros procesados entiende que no tienen patrimonio que ocultar y por tanto blanquear.

Contenido patrocinado

Otras noticias