El sindicalista Txetx Etcheverry, uno de los denominados "artesanos de la paz" detenido en la operación de Luhuso de diciembre y que la pasada semana dio a conocer la intención de ETA de estar completamente desarmada el próximo 8 de abril, ha asegurado que la entrega de armas será "respetuosa con las víctimas del conflicto" que hay "en los dos campos".

En una entrevista concedida este lunes en Catalunya Ràdio, Etcheverry ha defendido que el desarme va a "desbloquear un cierto número de cosas", consecuencia de un conflicto que nace "con el golpe de estado de 1936".

Tras firmar que el desmantelamiento del arsenal de una organización armada que tiene más de 50 años de existencia es una labor difícil en todos los casos, ha incidido en que el mismo "va a ser posible y lo vamos a hacer para responder de la manera más compartida e inclusiva posible".

"Con pluralidad de sensibilidades políticas y sindicales de los que participaran en la operación y el apoyo de ciertas instituciones del País Vasco", ha añadido.

Según ha defendido, la entrega de armas se va a llevar a cabo "de manera digna y respetuosa en relación a las víctimas del conflicto y familias que en los dos campos han tenido que sufrir por todo este conflicto".

"El conflicto es muy largo y que no nace con ETA, sino con el golpe de Estado de 1936. En este país tenemos más de 80 años de conflicto violento sin interrupción. Este desarme va a desbloquear un cierto número de cosas que nos permitirá abrir definitivamente una página de la historia de nuestro país", ha añadido.

Por todo ello, ha reiterado que el 8 de abril la sociedad civil "va a desarmar a ETA y será una organización desarmada". Además, ha indicado que, si antes el Gobierno francés quiere organizar con ello el desarme, "lo harán, pero hasta el momento no ha habido respuesta".

Outbrain