El ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, ha visitado esta mañana a los padres de Gabriel Cruz, el niño desaparecido el martes de la semana pasada en Las Hortichuelas, en Níjar (Almería), a los que ha encontrado preocupados pero con "esperanza" de que aparezca su hijo.

"Los he visto con la lógica preocupación pero también con la esperanza de que cuanto antes pueda aparecer el niño", ha afirmado a su llegada esta mañana a la Subdelegación del Gobierno en Almería, donde presentará un informe sobre personas desaparecidas y recibirá más información sobre la búsqueda de Gabriel.

Ha apuntado que se ha tratado de una visita para "saludarlos, darles ánimos y que tengan esperanzas", si bien ha declinado comentar "ningún detalle sobre los aspectos concretos" relativos a la investigación al ser interpelado por la camiseta hallada junto a un depuradora por el padre del niño y su actual pareja.

"No hay ningún dato. Vamos a tener ahora una reunión pero lo que se está haciendo es trabajar y trabajar como lo saben hacer los cuerpos y fuerzas de seguridad y por tanto a ellos hay que dejarlos que trabajen", ha concluido.

Outbrain