El Papa ha vuelto este miércoles a sermonear a parte de la Iglesia al afirmar que la misa es gratis, criticando así que se pida dinero para oficiarla en nombre de un difunto.

"¿Padre, cuánto tengo que pagar para que se diga mi nombre? Nada. ¿Entendido? Nada. La misa no se paga. La misa es el sacrificio de Cristo que es gratuito", ha señalado durante la audiencia general que ha celebrado en el aula Pablo VI del Vaticano.

Francisco, que ha remarcado que "la misa no se paga", ha especificado que los fieles pueden contribuir sólo si quieren con un donativo, pero que "nunca se paga".

Por otra parte, ha recordado que "la Iglesia católica ha querido que las oraciones se hiciesen en el idioma que la gente entienda, para poder así unirse a la oración del sacerdote".

Outbrain

También te puede interesar