Buscar

ENFOQUE-Jubilados EEUU, afectados por pérdidas ahorros en crisis

8/12/2008 - 11:45

Por Tom Brown

MIAMI (Reuters) - Al igual que muchos ancianosestadounidenses, Edie Stark se ha visto afectada por elderrumbe de los mercados financieros de Estados Unidos. Ellatiene 84 años y últimamente ha estado muy preocupada porsobrevivir con sus ahorros.

Una enfermera retirada, Stark es un claro ejemplo de lo quelos planificadores financieros llaman fríamente "riesgo delongevidad", un referencia a la necesidad de un ingreso seguroy ahorros duraderos en un momento en el que un número cada vezmayor de estadounidense puede vivir hasta 30 años comojubilados.

La expectativa de vida en Estados Unidos ya ha alcanzado unrécord con 77,8 años, respecto de los 70,8 en 1970, según elCentro Nacional de Estadísticas de Salud de Estados Unidos.

Impulsado por los continuos avances en salud, la Oficina deCensos de Estados Unidos proyecta que la expectativa de vida enel país más rico del mundo alcanzará los 79,2 años para el2015.

Stark asegura que más del 50 por ciento de los haberesjubilatorios de ella y de su esposo se esfumaron desde que elmercado de valores empezó a tambalear hace varios meses.

Ella todavía planea vivir sus últimos días con su esposo de88 años en el Palace, un exclusivo complejo para jubiladosinstalado en las afueras del sur de Miami, en una zona bordeadade palmeras.

Sin embargo, reconoce que eso podría no ser posible amedida que sus ahorros se desvanecen.

"Tengo gastos fijos de modo que puedo sacar las cuentas ydecir cuántos años podemos vivir a menos que el mercadorepunte", aseguró Stark.

"Queríamos disponer de dinero para dejarles a nuestroshijos. Eso ya no es posible", dijo Stark, cuyo esposo padece dedemencia senil y recibe atención en las instalaciones deasistencia médica permanente de Palace.

Dorie Ryder, de 89 años, una maestra de escuela retirada yvecina de Stark en Palace, afirmó que había perdido un 25 porciento de sus bienes en el reciente derrumbe del mercado devalores.

La anciana tiene buenos recuerdos de tiempos mejores,cuando ella y su esposo vivían a solo una cuadra de la casa delex presidente Richard Nixon en Key Biscayne.

Pero Ryder declaró que ahora está considerando mudarse a undepartamento de la zona de Miami, donde viviría sola peropagaría menos alquiler que los 3.500 dólares que desembolsa enPalace al mes.

"Simplemente hago lo mejor que puedo y estoy preocupada",dijo Ryder, quien recibe una pequeña jubilación. "No sé cuántotiempo más podré quedarme aquí", agregó.

Arreglárselas frente a los temores financieros no es algoexclusivo de la tercera edad, especialmente en tiempos decantidad récord de ejecuciones hipotecarias archivadas, deldesmoronamiento del mercado inmobiliario y de aumento deldesempleo.

Pero esto puede ser especialmente doloroso para losancianos, incluso para aquellos que están lejos de serindigentes.

"La ansiedad monetaria cuando eres anciano es simplementediferente de cuando eres joven. No tienes la posibilidad derecuperarte", dijo Teresa Ghilarducci, una experta enjubilaciones y profesora de análisis de política económica dela Nueva Escuela de Estudios Sociales de Nueva York.

MORIRSE DE PREOCUPACION

"Pronostico que este auge en la ansiedad en torno a laseguridad del dinero en realidad va a dar lugar a másenfermedad. La gente se va a morir de preocupación", agregó.

Los expertos dicen que millones de jubilados de clase mediay media alta de todo el país se enfrentan a una incertidumbrecada vez mayor debido a la exposición en la bolsa en vez deinversiones de "dinero seguro", como bonos a corto plazo yanualidades fijas.

Muchos se vieron atraídos a las acciones porque ofrecíanuna posibilidad de duplicar sus capitales entre el 2003 y el2008. Otros se enfrentan a ejecuciones porque tomaron prestadodinero de más con sus casas como respaldo antes del derrumbeinmobiliario de Estados Unidos.

"Probablemente la mitad de nuestros clientes estánjubilados y sí, tenemos muchos clientes muy preocupados",señaló Peggy Cabaniss, presidente de HC Asesores Financieros enLafayette, California.

"Sus mayores preocupaciones son, principalmente, que se vana quedar sin dinero", dijo Cabaniss.

Al igual que la Asociación Psicológica de Estados Unidos,Cabaniss les dice a sus clientes que no se vean envueltos enlos detallados informes periodísticos sobre el desvanecimientode los mercados y las adustas noticias económicas.

"Según el modo en que las cosas son presentadas suena yluce como el fin del mundo", aseveró.

Pero eludir las malas noticias es difícil cuando afecta losahorros de toda la vida la seguridad en la jubilación de laspersonas está en duda.

Ghilarducci y Alicia Munnell, directoras del Centro deEstudios Jubilatorios de Boston College, dicen que la erosiónde los ahorros debido a las caídas bursátiles es algo quedebería estar haciendo sonar las alarmas.

Estados Unidos es el único país desarrollado donde losplanes jubilatorios tradicionales con un flujo casi garantizadode ingreso están siendo reemplazados por programas 401k, dondelas personas corren muchos de los riesgos con las volátilesinversiones en los mercados, explicó Ghilarducci.

"Es desastroso", comentó, refiriéndose al panorama para loshijos del "baby boom" que se están jubilando o que se van ajubilar pronto.

"Los últimos de esa generación quedarán mucho peor paradosque sus padres y abuelos en lo que se refiere a reemplazar susingresos cuando se jubilen, principalmente debido a la erosiónen el sistema de jubilación privada", dijo Ghilarducci.


Otras noticias

Contenido patrocinado