Buscar

Corea del Norte dice que desea el fin de su relación hostil con EEUU

EFE
1/01/2010 - 8:02

Seúl, 1 ene (EFE).- Corea del Norte expresó hoy su deseo de poner fin a su relación hostil con Estados Unidos y de lograr una península coreana libre de armas nucleares, en un mensaje emitido con motivo del Año Nuevo, informó la agencia surcoreana Yonhap.

En un editorial publicado por tres periódicos que recoge hoy la agencia norcoreana KCNA, el régimen comunista con poder nuclear pidió a sus militares que se unan bajo el liderazgo de Kim Jong-il, de 68 años, pero no dio indicios de quién será su sucesor.

"La tarea principal para asegurar la paz y la estabilidad en la península coreana y en el resto de Asia es poner fin a la relación hostil entre Corea del Norte y Estados Unidos", indica el editorial, firmado por el partido único norcoreano y por el Ejército.

Este mensaje se considera cada año un indicio de las intenciones políticas del aislado régimen comunista para el año entrante.

Corea del Norte insistió además, como ha hecho en mensajes anteriores de Año Nuevo, en que mantiene su objetivo de conseguir una península coreana "libre" de armas nucleares "a través del diálogo y las negociaciones".

Además, señaló que las dos Coreas deberían lograr la reconciliación nacional "lo antes posible" y recordó que este año se cumple el décimo aniversario de la primera e histórica cumbre intercoreana, celebrada en 1999 en Pyongyang.

El régimen ha tratado en meses recientes de suavizar sus relaciones con la comunidad internacional, después de haber lanzado varios misiles y realizado su segunda prueba nuclear en la primera mitad del año.

A comienzos de diciembre el enviado especial de EEUU para Corea del Norte, Stephen Bosworth, viajó a Pyongyang para tratar de reactivar la negociación a seis bandas sobre la desnuclearización norcoreana, paralizada desde hace un año y en la que participan, además, China, Japón, Rusia y Corea del Sur.

Corea del Norte mantiene desde la semana pasada detenido a un misionero estadounidense por cruzar ilegalmente la frontera con China para pedir el respeto a los derechos humanos por parte del régimen de Pyongyang.

Contenido patrocinado

Otras noticias