Buscar

Aumentan las voces para que la primera ministra ucraniana admita su derrota electoral

EFE
9/02/2010 - 20:14

Kiev, 9 feb (EFE).- Dirigentes políticos ucranianos de distinto signo llamaron hoy a la primera ministra, Yulia Timoshenko, a admitir su derrota ante el líder opositor, Víctor Yanukóvich, en las elecciones presidenciales del domingo.

"El resultado es claro y evidente: victoria de Víctor Yanukóvich. Y este hecho debe ser reconocido por todos, en primer lugar por su oponente, Yulia Timoshenko", afirmó Vladímir Litvín, presidente de la Rada Suprema (Legislativo), al canal de televisión "Inter".

Litvín considera que Timoshenko debería aceptar los resultados, ya que reflejan al mismo tiempo que su posición política se ha visto muy fortalecida con vistas al futuro.

La secretaria del Consejo de Seguridad y Defensa Nacional, Raísa Bogatirova, aplaudió la victoria de Yanukóvich, que vinculó con un programa político "pragmático" basado en el "compromiso".

"Estaríamos dispuestos a aplaudir aún más a Timoshenko si después del anuncio de los resultados oficiales definitivos por la comisión electoral central los reconoce como han hecho históricamente los líderes políticos de las democracias modernas", dijo.

Bogatirova considera que el gran derrotado fue "el populismo social, la política de mentiras y decisiones no transparentes" practicadas por Timoshenko.

Por su parte, el magnate bancario Serguéi Tiguipko, el tercer candidato más votado en la primera vuelta, aseguró que "la suerte de las elecciones presidenciales está echada".

"Sin duda, el equipo de Timoshenko recurrirá a los tribunales, pero no habrá un nuevo Maidán", dijo al referirse a la plaza de la Independencia donde tuvo lugar en 2004 la Revolución Naranja.

A su vez , el presidente ruso, Dmitri Medvédev, ya felicitó hoy por teléfono a Yanukóvich, líder de la Ucrania rusoparlante, por su victoria en las elecciones del domingo.

Mientras, la Cancillería rusa aseguró que las elecciones habían sido democráticas y expresó su esperanza de que el nuevo líder ucraniano abogue por mejorar las relaciones, que empeoraron considerablemente durante el mandato del presidente saliente, Víctor Yúschenko.

Según la Comisión Electoral Central (CEC), tras el escrutinio del 99,98 por ciento de los votos, Yanukóvich obtiene el 48,96 por ciento de las papeletas (12,480 millones), mientras la primera ministra logra el 45,47 por ciento (11,590 millones).

No obstante, el Bloque Yulia Timoshenko (BYT) anunció hoy que impugnará impugnar los resultados por colegios, luego exigirá un recuento por circunscripciones y si los tribunales no le dan la razón, recurrirá los resultados generales de las elecciones.

El BYT mantiene que el 5,6 por ciento de los votantes emitió su sufragio en su propio domicilio sin contar con los certificados médicos respectivos, situación que se observó en el Este del país, el feudo electoral de Yanukóvich.

"Reconoceremos el triunfo de Yanukóvich sólo en el caso de que no podamos demostrar en los tribunales las irregularidades que le dieron la victoria", declaró hoy el diputado del (BYT) Andrei Shkil.

Miles de partidarios del Partido de las Regiones de Yanukóvich están concentrados desde la mañana del lunes frente a la sede de la CEC para defender la victoria de su líder de las presiones del Gobierno de Timoshenko.

Otras noticias

Contenido patrocinado